Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
[the_ad id="281803"]
[the_ad id="281807"]

Estudiando mejor con los mapas mentales

Una manera fácil y efectiva de retener lo que acaba de leer
  
  

La próxima vez
que lea algo, debería intentar usar mapa mental mientras lo lee.
Simplemente trace sus palabras centrales y entonces comience a leer, cada vez
que lea alguna idea que la siente importante o interesante, simplemente agréguela
a su mapa mental en el lugar apropiado.
Cuando acabe de leer el libro, tendrá un mapa mental que resumirá todo lo
interesante de ese libro.
Probablemente,
también usted mismo habrá agregado varias cosas importantes que concibió
durante su lectura.

El acto de crear un mapa mental mejorará cuanto más haya absorbido del libro,
y si quiere revisar los temas vistos, todo lo que deberá hacer es volver a este
mapa mental.
Si quiere aprender la información de una forma muy sólida, entonces intente
volver a evocar el mapa mental algunas unas veces más. Verá que lo encontrará
muy fácil.

Mini mapa mental, aún más beneficios

Un mini mapa mental, es un mapa mental que sólo tiene un plano de profundidad,
es decir que sólo tiene palabras que están directamente relacionadas con la
idea o concepto central.
Si dos personas trazan un mini mapa mental alrededor de cualquier idea, y cada
una de ellas propone siete palabras relacionadas, ¿cuántas ideas piensa que
podrían ser duplicadas entre estas dos personas?
Los estudios han demostrado que, en promedio, existe una palabra en común, pues
dos ya es bastante excepcional.
Esto puede ser probado por usted mismo, pidiéndole a un amigo que anote las
siete primeras cosas que se le ocurre para relacionar, por ejemplo, con la
palabra “escritorio”, haciendo usted lo mismo al mismo tiempo, para luego
comparar las listas.

Estudiando
en grupo o en familia


Un grupo de
gente puede trabajar conjuntamente para producir un solo mapa mental siguiendo
estos sencillos pasos:

1. Cada una de
las personas, de forma individual, deberá trazar mapas mentales sobre lo que ya
saben acerca del tema.
2. Tracen un mapa mental grupal, combinando lo que se ha gestado.


3. Decidan lo que necesitan aprender, basado en este mapa mental grupal.
4. Luego, todos deben estudiar individualmente cada cuestión, cubriendo las
mismas áreas para lograr una mayor profundidad de conocimiento sobre cada una,
o cubriendo áreas diferentes para lograr una mayor velocidad. Cada persona
deberá completar su mapa mental por sí mima.
5. Nuevamente, combinen todo como grupo y creen un mapa mental final del grupo.

Las familias que
han comenzado días regulares de estudio como pasatiempo, se han beneficiado
tremendamente.
Los niños suelen mejorar su rendimiento escolar y los padres se encuentran a sí
mismo también sobresaliendo en el trabajo.

Reuniones laborales y “Tanques de ideas” (Think
Tanks)


Tan pronto como
escribe algo sobre una hoja en blanco, se suele perder inmediatamente la
creatividad que se tiene.
Así, cualquier reunión creativa siempre debe comenzar con personas destinando
algunos minutos a trazar un mapa mental individual.
De esta forma, y como una manera de llevar a cabo una reunión para diseñar un
mapa mental conjunto, se puede lograr que cada idea o declaración sean
registradas, y luego colocadas en su lugar apropiado, para entonces poder
discutirlas durante un tiempo sensato.
Asimismo, nadie se siente ignorado cuando todas las ideas se colocan en este
mapa mental general.