Como ahorrar en la cocina

La cocina es uno de los lugares de la casa que mas se utiliza y en consecuencia, uno de los ambientes que generan mas gasto. Le sugerimos algunas propuestas para reducir los costos de un modo sencillo y practico…
  
  

Cocinar
es una actividad que se realiza diariamente. El gasto que se produce en
este sitio del hogar es importante y no está de más tener en cuenta determinados
consejos que pueden ayudar a
conseguir un ahorro importante.


Entre las sugerencias más útiles, podemos destacar:


1.- Si el horno se utiliza de modo cotidiano al cocinar, la mejor técnica para
ahorrar consumo y dinero es no abrir la puerta constantemente. También es
conveniente apagarlo antes de finalizar la cocción para aprovechar el calor que
se quede conservado.


2.- Si se cocinan los alimentos en sartenes, éstas deben ser más grandes que el
fogón utilizado y lo ideal es cubrir la comida con una tapa. De este modo, se
podrá ahorrar hasta un 20 por ciento de energía.


3.- Una vez que la olla esté hirviendo y los alimentos estén cociéndose, no
solamente hay que cubrirlos sino bajar el fuego.


4.- Si se van a cocer alimentos pequeños en el horno, una opción es utilizar una
cazuela ya que el horno es el electrodoméstico que más consume. Se puede lograr
el mismo resultado, gastando menos energía y dinero.


5.- La comida que ha sobrado, es mejor calentarla luego en recipientes de vidrio
ya que este material conserva mejor el calor y se calienta en menor cantidad de
tiempo.


6.- Preparar té o café y conservar una buena cantidad dentro de un termo para no
tener que utilizar el fuego para calentar nuevamente las bebidas preferidas.


7.- Sacar la comida del
congelador con antelación, para no tener que utilizar el
microondas para ablandar los alimentos.


8.- Comprobar que las puertas de la nevera cierran bien. Los líquidos deben
estar bien cerrados ya que si se conservan abiertos, el consumo puede verse
aumentado.


9.- Cocer varias verduras a la vez al vapor. Aunque no se consuman en el mismo
momento, aquellos que no se quieran comer en el momento, podrán conservarse en
recipientes herméticos y luego simplemente se tendrán que calentar.


Aprovechar el calor residual de la cocina es uno de los ejemplos que más pueden
favorecer al ahorro mientras se preparan los alimentos junto al cocinar una vez
al día y conservar debidamente los alimentos ya hechos para consumir más tarde.

¡ Aprenda cómo ganar más dinero
haciendo que el dinero trabaje para usted !!
(que es lo que hacen los
inversionistas)

Para ello, le invitamos a
inscribirse ahora en
nuestro curso en Internet para Inversores gratis
Aprenda
a Invertir y Administrar su dinero