Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Actualizaciones sobre la visa H-1B

Para miles de empleadores norteamericanos, el programa de visa H-1B es el método principal para hacer entrar a empleados extranjeros de nivel profesional, y ha sufrido varias modificaciones recientemente
  
  


¿Qué es
una visa H-1B?

 

La visa H-1B es una
clasificación de no inmigrante usada por un extranjero que va a estar empleado
temporalmente en una ocupación especializada o como modelo de mérito y habilidad
distinguida.

 


¿Qué es
una ocupación especializada?

 

Una ocupación especializada
requiere una aplicación teórica y práctica de un cuerpo de conocimientos junto
con por lo menos un título de bachiller o su equivalente. Por ejemplo,
arquitectura, ingeniería, matemáticas, ciencias físicas, ciencias sociales,
medicina y salud, educación, o especialidades en negocios, contaduría, leyes,
teología y artes son ocupaciones especiales.

 


¿Hay un
límite al número de extranjeros H-1B?

 

Sí. Según la ley vigente,
hay un límite anual de 65.000 extranjeros a quienes se les puede expedir la visa
o pueden ser provistos de otra manera con el estatus H-1B. Según el “Acta de
Reforma L-1 y H-1B de 2004”, comenzando el 8 de marzo del 2005, hasta 20.000
cupos de H-1B van a estar disponibles para graduados en programas de título
superior de los Estados Unidos (o títulos superiores a éstos). Hay ciertos tipos
de trabajo que están exentos del cupo del H-1B y que serán discutidos más abajo.

 

El número de visas H-1B para
2004 fue alcanzado ya durante el primer día del año fiscal. Los pedidos para las
posiciones que empiezan después del 1° de octubre de 2005 inclusive, pueden ser
presentadas hasta 180 días antes de la fecha requerida de comienzo. En otras
palabras, las solicitudes para la próxima cuota de las visas H-1B ( excluyendo
los nuevos puestos para los 20.000 graduados de programas educacionales de
norteamericanos) serán aceptados a comienzos de abril de 2005.

 


¿Quién
está realmente sujeto al cupo?

 

No todos los que solicitan
una visa H-1B están sujetos al cupo. Las visas estarán disponibles para
postulantes que soliciten enmiendas, extensiones y transferencias. El cupo no se
aplica a los solicitantes que completan las visas H-1B a través de instituciones
de educación superior, organizaciones de investigación sin fines de lucro, y
organizaciones de investigación del gobierno. Los médicos que tienen trabajos
bajo el Estado 30 o con un waiver de agencias federales del gobierno por
servicio a comunidades no atendidas están exentos del cupo H-1B.

 


¿Cuáles
con las ventajas de solicitar una visa H-1B?

 

Una de las cosas que hace a
esta visa tan deseable, a diferencia de otras categorías de visas de no
inmigrantes, es que es un “intento dual “ de visa. Esto significa que la visa no
será denegada simplemente porque un individuo tiene intenciones de convertirse
en residente permanente. Se asume que si por alguna razón el pedido de
residencia permanente es denegado, la persona aún tendría la intención de
regresar a su país natal.

 

De este modo, asumiendo que
el solicitante cumpla todos los requisitos estatutarios para la visa H-1B, la
razón principal para su denegación sería si la oficina consular considera que
hay una buena razón para creer que el solicitante no cumplirá con los plazos de
la visa (tales como tener una historia de no cumplimiento de los plazos de la
visa u otros motivos ).

 

Otra ventaja de la categoría
H-1B es que el empleador no necesita demostrar que hay una escasez de
trabajadores calificados estadounidenses y, por consiguiente, un proceso de
certificación para el trabajo puede ser evitado. Más allá de documentar que la
posición ofrecida es una ocupación especializada y que el empleado tenga las
credenciales apropiadas para el trabajo, el empleador necesita solamente
verificar que el trabajador H-1B está siendo remunerado con el salario
prevaleciente por el trabajo que está desempeñando y que el empleo del
trabajador extranjero no está dañando las condiciones de los trabajadores
estadounidenses.

 


¿Cómo es
el proceso de postulación?

 

En una solicitud para la
visa H-1B. El empleador estadounidense se llama peticionante y el trabajador
extranjero se denomina beneficiario. Después de que se hace la oferta de
trabajo, comienza el proceso de petición. El primer paso es que el peticionante
se asegure de que el trabajador será remunerado con al menos el 95% del salario
prevaleciente pagado a trabajadores similarmente empleados en el área geográfica
donde el beneficiario será empleado.

 

El empleador debe también
asegurarse de que no está pagando menos que el salario actual pagado a sus otros
empleados con similares capacidades. El salario prevaleciente puede ser
determinado a través de mediciones de salarios privadas o a través de la Agencia
de Seguridad Laboral.

 

El beneficio de confiar en
la determinación de los salarios del Estado es que ésta no podrá ser cambiada
más tarde por el Departamento de Trabajo de los Estados Unidos.. Pero por otro
lado, las mediciones frecuentemente no se igualan al tipo de trabajo desempeñado
y se demora bastante tiempo en conseguirlas.

 

Una vez que la información
sobre salarios ha sido obtenida, se debe presentar una Solicitud de Condición de
Trabajo (LCA), formulario ETA 9035, al Departamento de Trabajo de los Estados
Unidos. En este formulario, el empleador debe presentar el salario a ser pagado,
el salario prevaleciente, y debe dar fe de ciertas cuestiones.

 

El formulario se
envía por web o por fax y el Departamento de Trabajo solamente revisa el
formulario para asegurarse de que ha sido completado adecuadamente. No se
controlaq si la información es exacta, sino que se investiga un pequeño
porcentaje de casos donde se cree que pueden ocurrir violaciones a las
regulaciones.

 

(para más información, véase
Departamento de Trabajo Certificaciones de Trabajo para Extranjeros, página web
en

http://workforcesecurity.doleta.gov/foreing/
.)

 

La Petición de Solicitud
Laboral (LCA) certificada se presenta en el Servicio de Inmigración y Ciudadanía
de los Estados Unidos (USCIS) como parte del paquete de petición del H-1B. Otra
información que debería ser incluida en la petición al USCIS incluye
documentación sobre la capacidad del beneficiario, el tipo de negocio del
peticionante, y el tipo de trabajo que el beneficiario va a realizar. Cada uno
de éstos puntos se explicará con más detalle en el transcurso de este artículo.

 

Además, el empleador debe
acompañar la petición con un honorario de U$S 130 (anteriormente al año fiscal
2004, a los empleadores se les requería presentar un honorario adicional de U$S
1.000 para patrocinar al trabajador H-1B, a menos que estuviera específicamente
exento. Este requisito caducó el 1° de octubre del 2003, pero existe la
posibilidad de que este honorario sea reinstaurado en el futuro). Basado en la
aprobación de la petición por parte del USCIS, el extranjero puede solicitar la
visa H-1B, la admisión o el cambio al status de no inmigrante.

 


¿Cuál es
el propósito del LCA?

 

El LCA sirve a dos
propósitos afines: (1) asegurar que los salarios de los Estados Unidos no se
depriman por la contratación de trabajadores extranjeros y (2) que los
trabajadores extranjeros no sean explotados. En este documento, el empleador
hace menciones específicas con relación a las condiciones bajo las cuales el
trabajador extranjero fue contratado y será empleado. Deberá haber un compromiso
en las siguientes cuestiones:

 

* El empleador pagará el
salario requerido, o sea el mayor del salario prevaleciente o el salario actual
pagado a otros empleados en el mismo puesto

 

* El empleo de trabajadores
H-1B no afectará en forma adversa las condiciones de trabajo de los trabajadores
estadounidenses

 

* Cuando el LCA fue emitido,
no había una situación de huelga, cierre de fábricas u otra cesación de trabajo
a causa de disputas laborales

 

* Se le dará al trabajador
H-1B una copia del LCA, y el empleador notifica al representante gremial si el
empleo está sindicalizado, o si no, debe informar en un lugar destacado que un
LCA fue registrado.

 

Dentro del día siguiente a
la emisión del LCA, el empleador debe crear un registro de acceso público que
podrá ser visto por cualquier persona. Este registro debe incluir una copia del
LCA, una declaración del salario actual recibido por el trabajador H-1B, el
salario prevaleciente, incluyendo su origen, si se ha utilizado una medición del
Estado o una privada, un memorando del empleador explicando cómo se llegó a la
determinación del salario actual, y la evidencia de que el LCA ha sido emitido.

 

Además, el empleador debe
guardar más información, que no necesita hacer disponible al público. Esto
incluye datos de la nómina de empleados en los mismos puestos que el del
trabajador H-1B, un cálculo del salario actual pagado al trabajador H-1B, los
datos brutos detrás de la determinación del salario prevaleciente, documentación
de beneficios adicionales provistos a los trabajadores, y evidencia de que se le
ha dado al trabajador H-1B una copia del LCA. Una vez aprobado, el LCA es válido
por tres años.

 

Desde 1998, se han añadido
algunos requisitos al proceso LCA. Sin embargo, estos requisitos se aplican
solamente a empleadores “dependientes H-1B”, un concepto también creado en 1998.
Estos requisitos caducaron el 1° de octubre del 2003, y fueron reestablecidos a
fines de 2004. Si un empleador es un dependiente H-1B, depende de los siguientes
lineamientos:

 

* Si el empleador tiene más
de 50 empleados, el empleador es un dependiente H-1B si al menos el 15% de la
fuerza de trabajo abarca a poseedores de las visas H-1B

 

* Si el empleador tiene
entre 26 y 50 empleados, el empleador es un dependiente H-1B si emplea a más de
12 trabajadores H-1B

 

* Si el empleador tiene 25 o
menos empleados, el empleador es un dependiente H-1B si emplea a más de siete
trabajadores H-1B.

 

Pese a que en la mayoría de
los casos los nuevos requisitos se aplican solamente a los empleadores
dependientes H-1B, también se pueden aplicar a los empleadores a los que se ha
encontrado en falta por haber cometido una omisión voluntaria o tergiversación
relacionada con cualquier testimonio hecho en el LCA. Si el empleador es
dependiente H-1B, debe completar los siguientes requerimientos:

 

* El empleador debe dar fe
(bajo juramento) de que no tiene y que no “removerá” a un trabajador
estadounidense durante el período de 90 días antes de que la

petición H-1B sea registrada
hasta los 90 días después de haber sido registrado.

 

* El empleador debe
atestiguar que ha tenido “buena fe” para reclutar trabajadores estadounidenses
para el empleo, y que ha ofrecido el trabajo a cualquier trabajador
norteamericano que lo solicitó y que estaba tan calificado con un H-1B no
inmigrante.

 


¿Cuál es
el próximo paso a seguir después de emitido el LCA?

 

Obtener un LCA es sólo el
primer paso en el proceso H-1B. La solicitud para la visa H-1B debe presentar
evidencia para convencer al USCIS sobre tres verdades básicas:

 

* El empleador tiene
necesidad legítima de un “trabajador de ocupación especializada”

 

* El puesto ofrecido es en
una “posición especializada “

 

* El potencial empleado está
calificado para el puesto.

 

1. La necesidad del
empleador

 

Este es a menudo el aspecto
más fácil de demostrar en la petición de H-1B. Como regla general, los negocios
grandes y bien conocidos no tienen mucha dificultad en demostrar la necesidad
que tienen de un trabajador H-1B. Los problemas pueden hallarse si el empleador
es pequeño, o si el negocio recién ha comenzado.

 

En tales casos el USCIS
requiere evidencia relacionada con la estabilidad del negocio, tales como
recibos de retorno de impuestos y archivos de nóminas de empleados. En el
pasado, las decisiones de la Corte han estipulado que el USCIS no debería
examinar los antecedentes financieros de una compañía. Sin embargo, la USCIS
rutinariamente pregunta por tal documentación, aún a los empleadores más
grandes.

 

2. La naturaleza de la
posición laboral

 

Demostrar que la posición es
en una ocupación especializada es bastante fácil en algunos trabajos, como por
ejemplo para los abogados, contadores, ingenieros y profesores. Con muchos
puestos, sin embargo, no es tan simple. En estas situaciones, la solicitud debe
definir y describir cuidadosamente el trabajo.

 

Dos volúmenes publicados por
el Departamento de Trabajo son de ayuda en esta área. Ellos son el Diccionario
de Títulos Ocupacionales y el Manual de Perspectivas Ocupacionales. El
Diccionario de Títulos Ocupacionales contiene una lista de títulos de trabajos y
listas de deberes de trabajo que están asociadas unas con otras. El Manual De
Perspectivas Ocupacionales tiene una lista de requisitos educacionales en
general para ingresar en ciertas áreas de empleo, pero a menudo maneja campos
tan amplios que resulta de utilidad limitada.

 

Pese a que los libros a
menudo son de ayuda para documentar un caso, las publicaciones deberían ser
usadas siempre con precaución. También la base de datos O*Net, provista por el
Departamento de Trabajo, ofrece información de mucha ayuda para documentar si
una ocupación es una ocupación especializada.

 

En los casos en donde la
naturaleza especializada de la posición laboral no es evidente, se pueden usar
diferentes tipos de evidencia. Se pueden presentar publicaciones de compañías y
asociaciones. Los peticionantes pueden también procurarse declaraciones juradas
de las autoridades en su campo. Tales declaraciones juradas se usarán si están
escritas por alguien que ha observado personalmente el lugar de trabajo y el rol
de la posición laboral en el mismo.

 

Uno de los mejores tipos de
evidencia es la propia práctica del empleador en contratar para dicha posición.
Evidencia de las calificaciones mínimas requeridas para las posiciones más abajo
detalladas y para las cuales el trabajador H-1B es buscado también pueden ser de
ayuda, especialmente si las personas se les requiere poseer título
universitario.

 

Si el puesto es poco
conocido o relativamente nuevo, se requerirá una documentación extensa para
convencer al USCIS de la necesidad de un trabajador H-1B. En estos casos la
evidencia apropiada debería incluir declaraciones juradas de otros empleadores
en el campo y de organizaciones profesionales en el campo.

 

3. Las calificaciones del
extranjero

 

Para que una posición
laboral sea considerada especializada, debe requerir por lo menos un título de
bachiller o su equivalente de quien aspira a ocuparla. Por consiguiente, una de
las partes más importantes de una presentación H-1B es la documentación sobre la
educación del extranjero y/o su experiencia. Se debe presentar un diploma si
éste indica el campo de estudio del extranjero y que ese campo es relevante en
la posición buscada.

 

Si éste no es el caso, la transcripción
también debe ser presentada. Si la relevancia de la materia estudiada no está
clara, se deben incluir descripciones de cursos del programa de la escuela. Si
el extranjero no asistió a la escuela en los Estados Unidos, su título debe ser
evaluado por el servicio de evaluación de credenciales para asegurar que, al
menos, es igual al título de bachiller de los Estados Unidos.

 

Nótese que si el extranjero
asistió a un colegio en el exterior y luego obtuvo un título avanzado en los
Estados Unidos, no se requiere una evaluación de su título de graduado porque se
presume que la institución de graduados de los Estados Unidos no debería haber
admitido al estudiante sin poseer por lo menos un equivalente al título de
bachiller.

 

Pese a que tener un título
es la manera más común de establecer la habilidad de una persona para trabajar
en una posición especializada, no se requiere un título para obtener una visa
H-1B. El solicitante puede demostrar a través de su experiencia laboral o de una
combinación entre educación y experiencia que tiene el equivalente a un título
de bachiller.

 

Si se usa la experiencia laboral, el USCIS requiere una
declaración jurada de los anteriores empleadores destacando las
responsabilidades y destrezas aprendidas mientras el trabajador se desempeñó
allí. Según las normas del USCIS, tres años de experiencia laboral es igual a un
año en la universidad.

 

Si hay requisitos
adicionales que el extranjero debe cumplir para asegurarse el puesto ofrecido,
se deberá presentar toda la documentación requerida. Un ejemplo sería cuando se
requiere una licencia por el estado en el cual el extranjero va a estar
trabajando.

 


¿Cuánto
tiempo puede estar un extranjero con status H-1B?

 

Según la ley vigente, un
extranjero puede estar con status H-1B por un período máximo de seis años por
vez. Después de transcurrido ese período, el extranjero debe permanecer fuera de
los Estados Unidos durante un año antes de que pueda ser aprobada otra petición
de H-1B.

 

Algunos extranjeros que
trabajan en proyectos del Departamento de Defensa pueden permanecer con status
H-1B durante diez años. Por último, ciertos extranjeros pueden extender su
status más allá del período de los seis años con incrementos de un año si está
en alguna de las siguientes situaciones:

 

* si han pasado 365 días o
más desde el registro de cualquier solicitud para una certificación de trabajo,
Formulario ETA 750, que es requerido o usado por el extranjero para obtener el
estatus como inmigrante EB, o

 

* si han pasado 365 días o
más desde el registro de la petición de inmigrante EB.

 


¿Para
quién puede trabajar un no inmigrante H-1B?

 

Los extranjeros H-1B pueden
solamente trabajar por la petición de un empleador de los Estados Unidos y
solamente en las actividades H-1B descriptas en la petición. El empleador
peticionante de los Estados Unidos puede colocar al trabajador H-1B en el sitio
de trabajo de otro empleador sólo si todas las normas aplicables (tales como las
normas de Departamento de Trabajo) son respetadas. Los extranjeros H-1B pueden
trabajar para más de un empleador de los Estados Unidos, pero deben tener una
petición formulario I-129 aprobado por cada empleador.

 

Los empleados H-1B pueden
solicitar un cambio de status de un empleador a otro, El proceso de solicitud es
bastante similar al de solicitar una nueva marca H-1B excepto que el proceso se
puede completar en los Estados Unidos sin viajar al exterior a un consulado de
los Estados Unidos.

 


¿Cómo hace
un no inmigrante H-1B para cambiar o agregar un empleador?

 

Una de las maneras más
sencillas para una poseedor de la visa H-1B de tener problemas con su status de
visa es no cumplir las regulaciones de inmigración al cambiar de empleadores, o
cambiar los términos de su empleo.

 

Los problemas más
dificultosos se crean a menudo cuando alguien cambia de trabajo sin fijarse en
las disposiciones de inmigración. En campos tales como programación (industria
informática) o terapia física, no es inusual para un individuo moverse
frecuentemente de empleador en empleador. Pero para un poseedor de una visa
H-1B, cada cambio puede presentar desafíos.

 

La primera regla básica
para tener en cuenta es que un H-1B es un empleador específico. En otras
palabras, es solamente válido para el empleador peticionante y sólo engloba al
receptor para trabajar para el empleador aprobado por el USCIS. Esto significa
que cada vez que el trabajador se traslada a un nuevo empleador, se requiere una
nueva aprobación H-1B.

 

Es posible solicitar un
cambio de status para cambiar de empleador de los Estados Unidos sin tener que
dejar y obtener un nuevo estampillado de visa, sin embargo. Pero es importante
recordar que el proceso involucrado será muy similar al de obtener una visa H.1B
desde cero.

 

En un momento se pensaba que
cambiar de empleadores H-1B significaba que un nuevo estampillado de la visa
sería necesario la próxima vez que alguien abandonara los Estados Unidos y
reingresara después de un cambio de status. Pero el USCIS y el Departamento de
Estado aclaran ahora que mientras la visa no haya expirado, el solicitante
permanece en la clasificación H-1B. Nótese que alguien que ha cambiado de otra
visa al status H-1B en los Estados Unidos (tal como de F-1 a H-1B) sin haber
tenido nunca un estampillado de visa, sí necesitará una visa H-1B en el
consulado.

 


¿Qué es la
“Portabilidad H-1B”?

 

En octubre de 2000, el ex
presidente Clinton firmó el Acta de Competitividad Americana del Siglo 21
(AC21). Una de las más disposiciones en el AC21 por la que más se peleó es la
que otorga “portabilidad”, la cual facilita el proceso de cambio de trabajo. Con
esta facilidad, los trabajadores H-1B pueden comenzar a trabajar para un nuevo
empleador tan pronto como el nuevo empleador registre la petición para el
trabajador.

 

Anteriormente, el trabajador
tenía que esperar que la petición fuera aprobada antes de poder empezar a
trabajar para el nuevo empleador. A raíz de la aplicación de estas disposiciones
a las peticiones para nuevos empleos registradas antes o después de la puesta en
vigencia del AC21, los trabajadores cuyas peticiones fueron registradas pueden
empezar a trabajar para su nuevo empleador de manera inmediata.

 

La limitación principal de
esta disposición de portabilidad es que el nuevo empleador debe haber registrado
una petición “no superficial”, o sea una petición con basamento en la ley y en
los hechos. Para sacar ventaja de la disposición de portabilidad, el trabajador
debe estar en los Estados Unidos habiendo sido admitido de forma legal, y no
debe haber incurrido en empleos no autorizados desde su admisión en el país.

 

La disposición de
portabilidad ha creado preocupación entre los empleadores acerca de cómo
cumplirán con los requisitos I-9, que obliga a los empleadores a asegurar que
todos los empleados están legalmente autorizados a trabajar en los Estados
Unidos. Pese a que el trabajador que comienza a trabajar para un nuevo empleador
después del registro de una nueva petición está autorizado para hacerlo, el
formulario I-9 no contiene disposiciones para tal situación.

 

Los empleadores en esta
situación deberían seguir los procedimientos de documentación vigentes
actualmente, así como también guardar una copia del formulario I-9 de los
trabajadores y una copia del acuse de recibo de la nueva petición H-1B.

 


¿Cómo
afecta el cupo H-1B al inmigrante que solicita un cambio de empleadores?

 

El USCIS ha declarado que el
límite en el número de visas H-1B no se aplica en esta situación. Sin embargo,
si uno abandona a un empleador y espera más de 30 días para solicitar una nueva
visa H-1B, el límite podría aplicarse otra vez. También, si uno trabaja para un
empleador exento del cupo y entonces cambia a un empleador que no está exento
del cupo, el cupo tendrá nuevamente validez.

 

En el caso de una emisión
simultánea de una solicitud H-1B donde una persona está trabajando para un
empleador exento y además pretende un empleo adicional con un empleador no
exento, el cupo no se aplicará para la segunda posición.

 


¿Qué pasa
si se cambia de empleador y se decide regresar al primer empleador?

 

Aquí hay buenas noticias. La
petición H-1B continúa siendo válida hasta que expire o hasta que el empleador
la revoque. El USCIS toma la posición de que si nada de lo anterior ha ocurrido,
uno puede retomar el trabajo para el primer empleador sin registrar una nueva
petición o enmienda.

 


¿Qué pasa
si varios empleadores emiten más de un H-1B para el mismo trabajador?

 

Veamos el caso de dos
empleadores que emiten exitosamente un H-1B; el trabajador entra a trabajar para
la Compañía 1. Después de llegar aquí, el trabajador decide ir a trabajar, en
cambio, a la Compañía 2. Aún si el trabajador nunca trabajó antes para la
Compañía 2, el trabajador puede cambiar a la Compañía 2 sin la necesidad de una
nueva petición. Como se menciona más arriba, una revocación de la petición por
la Compañía 2 o la expiración del período de visa aprobado para la Compañía 2
significaría que se requeriría una nueva petición.

 


¿Qué pasa
en el caso en donde un empleado acepta un trabajo con un segundo empleador sin
haber abandonado la primera posición?

 

No hay razón legal por la
cual esto no pueda suceder. Un trabajador H-1B puede trabajar para varios
empleadores simultáneamente si lo desea. Sin embargo, cada empleador debe tener
una aprobación por separado para que el trabajador se desempeñe allí. Asimismo,
el USCIS no reconoce arreglos “entre empleadores”;entonces, si éste es el caso,
ninguno de los empleadores debe designarse como peticionante, o cada empleador
debe registrar una petición por separado.

 

Muchas veces, el cambio en
la naturaleza del empleo dispara la necesidad de registrar una enmienda en una
petición de H-1B o de completar una nueva petición. La posición del USCIS es que
si el cambio en el empleo es “material” entonces se debe registrar una enmienda.

 

Entonces, por ejemplo, si
hay un cambio significativo en las tareas del trabajo, entonces será,
probablemente, necesaria una nueva petición. Además, ser transferido a una
entidad legal distinta dentro de la misma corporación haría necesaria una
enmienda. De igual forma, en ciertos casos, el cambio de lugar del trabajo
requeriría una enmienda.

 

Modificaciones simples en la
denominación del trabajo sin cambios notorios en las obligaciones de la labor
probablemente no requerirá enmiendas. Lo mismo sucede para aumentos de salario,
a menos que el cambio sea tan grande que el USCIS presuma que la posición es
realmente nueva.

 

Nótese que los cambios en la
estructura corporativa de una compañía podrían significar que debe presentarse
una nueva petición H-1B. La regla general es que si se crea una nueva entidad
legal, se requiere una nueva petición. Este podría ser el caso, por ejemplo, si
una compañía es vendida y la nueva compañía disuelve la antigua compañía sin
asumir sus riesgos.

 

Una fusión de empresas que
resulta en la creación de una nueva compañía puede también significar que debe
registrarse una nueva petición. Si la nueva compañía es lo que en derecho
corporativo se llama “sucesor en interés”, entonces normalmente no es necesaria
una nueva petición. Los cambios en el nombre de una compañía no dispararán la
necesidad para una enmienda o registro, pero una enmienda es útil para evitar la
confusión cuando el trabajador reingresa al país más tarde.

 


¿Debe un
trabajador extranjero H-1B estar trabajando en todo momento?

 

En tanto exista la relación
empleador/empleado, un trabajador extranjero H-1B conservará su status. Un
extranjero H-1B puede trabajar tiempo completo o medio tiempo y permanecer en
status. Un extranjero H-1B puede estar de vacaciones, enfermo, con permiso por
maternidad o paternidad, en huelga o inactivo sin que ello afecte su status.

 


¿Puede un
extranjero H-1B viajar fuera de los Estados Unidos?

 

Sí. Un inmigrante con status
H-1B puede reingresar a los Estados Unidos durante el período de validez de la
visa y de la petición aprobada.

 


¿Cuáles
son los aranceles asociados con la visa H-1B?

 

Hay cuatro aranceles gubernamentales para los casos H-1B. Primero, el honorario básico para
un caso H-1B es aplicable en todos los casos. En este momento, el honorario es
de U$S 185.

 

A fines de 2004, el Congreso
aprobó la legislación que reestablece el honorario de retención para el
trabajador. El honorario anterior de retención para el trabajador fue
reestablecido y aumentado de U$S 1.000 a U$S 1.500. Los empleadores con menos de
25 empleados de tiempo completo o equivalente en los Estados Unidos (incluyendo
empleados o afiliados y subsidiarias) pagan U$S 750. Los empleadores previamente
exentos continuarán estando exentos de este honorario.

 

Las siguientes categorías de
empleadores y empleados están exentos del honorario de retención H-1B:

 

* El empleador es una
“institución de educación superior”, como está definido en el Acta de Educación
Superior de 1965, o

 

* El empleador es una
“organización sin fines de lucro o entidad relacionada, o afiliada a una
institución de educación superior”, o

 

* El empleador es una
“organización sin fines de lucro de investigación u organización gubernamental
de investigación”, que se dedica principalmente a investigación básica o
investigación aplicada, o

 

* Esta petición es la
segunda o un pedido subsiguiente para una extensión de la estadía emitida por el
empleador prescindiendo de cuándo fue registrada la primera extensión de estadía
o si los U$S 1.000 de honorarios fueron pagados con la petición inicial o con la
primera extensión de la estadía.

 

*Esta
petición es una petición corregida que no contiene ningún pedido de extensión de
estadía registrado por el empleador, o

 

* Esta petición es para
corregir un error del Servicio de Inmigración y Naturalización, o

 

* El empleador es un
instituto de educación primaria o secundaria, o

 

Los solicitantes que busquen
un trámite más rápido pueden pagar U$S 1.000 de honorario premium para que se
les garantice una respuesta dentro de los 15 días.

 

Finalmente, el 8 de marzo
del 2005, entrará en vigor un honorario de U$S 500 para prevención y detección
del fraude.

 

Por
último, recuerde aprender algunas palabras y frases básicas en inglés. Puede
hacerlo ya mismo inscribiéndose ahora en nuestros cursos
gratis
de
Inglés

Visas
de inmigrante y no inmigrante a los Estados Unidos: visa H1-B, visa J-1, visa
L-1, visa Láser, waivers, visas para médicos y enfermeras