Home > Salud y Bienestar > Nutrición

Alimentos funcionales

La historia oculta de nuestro viejo amigo, el ajo

Ahora que las investigaciones modernas confirman su potencial benéfico, no viene mal saber cómo se enteró la abuela que el ajo hacía bien.

El ajo, o ALLIUM SATIVUM, pertenece a la familia de las Liliáceas y es originario de Europa y Asia.

El ajo y los antiguos

Los egipcios honraban a estos bulbos, considerándolos un obsequio de sus dioses primigenios. Los griegos, en cambio, prohibían la entrada en el templo a quiénes habían comido ajos.

En lo que respecta a sus efectos medicamentosos, fueron muy apreciados en todas las épocas.
Del Cáucaso viene la costumbre de utilizarlos para eliminar los parásitos intestinales (acción antihelmíntica).
Escrituras chinas provenientes de la época dinástica Ming, consignan su infalibilidad como callicida aplicándolo directamente sobre la piel.

Los sanadores que acompañaron a Gengis Khan en sus campañas de conquista, lo utilizaban para combatir la sarna y la tiña.

En infusión, los médicos romanos lo recetaban como antirreumático y expectorante.
Los moros, durante su dominación hispánica, lo tenían en alta estima para el tratamiento de la hidropesía y los cálculos urinarios.

Paracelso, médico y alquimista alemán del siglo XVI ensayó su uso para paliar las crisis causadas por la hidrofobia.

Botánica Oculta

Para evitar maleficios y liberarse de los hechizos para toda la vida, la fórmula consistía en ensartar siete ajos en un cordel de cáñamo y colgarlos del cuello durante siete Sábados.

Para alejar los pájaros de un árbol, basta con untar las ramas con un ajo.
Si se desea obtener ajos inodoros, hay que plantarlos y recogerlos cuando la Luna aún se encuentra por debajo del horizonte.

Uso Homeopático

Indicado en personas afectas a cometer excesos alimenticios, con tendencia a la obesidad, aquejados de frecuentes trastornos digestivos.

Presta servicios innegables en mujeres con menstruaciones abundantes y con inflamaciones mamarias durante los períodos; y a aquellas que padecen de herpes genitales frecuentes.
Ha curado reumatismos y bronquitis rebeldes.

 

Luis H. Steinberg
Médico Homeópata Unicista

Recomendar a un amigo:

Mas notas del autor:

Luis H. Steinberg

Coenzima Q-10: Un arma que se perfecciona

En la búsqueda de distintos medios válidos para combatir el flagelo del cáncer, la Ciencia Médica ha comenzado a mirar con interés hacia las áreas donde las Medicinas Alternativas parecen ofrecer un aporte sustancial, a través de productos de origen animal y vegetal, que prometen ser un complemento valiosísimo en la batalla sin tregua librada contra las enfermedades malignas.

Nueva esperanza para el cáncer de próstata desde la Medicina Alternativa

Nueva esperanza para el cáncer de próstata desde la Medicina Alternativa

Una prometedora combinación de hierbas para el tratamiento del cáncer de la Próstata fue elaborada por una investigadora china.

Huang Qi, ¿un arma contra el cáncer?

Huang Qi, ¿un arma contra el cáncer?

Las investigaciones que se realizan actualmente sobre varias especies vegetales buscando explicar los mecanismos íntimos por los cuales algunas de ellas manifiestan sus aparentes efectos “anti cancerosos”, han permitido arrojar una luz esperanzadora sobre lo que para la Fitomedicina tradicional, y en especial para la antigua Medicina Herbácea China, es desde hace 2 milenios una verdad comprobada e indiscutible.

Videos

OTRAS NOTAS SOBRE

Las más leídas
enplenitud

Suscríbete gratis:

Comunidad:

Síguenos: