¿Cómo lograr un equipo de trabajo ganador?

Consejos para convertirse en un buen jefe, según los principios del "Staff Coaching"

Hoy en día en el ambiente laboral, los managers o gerentes de las compañías lo que tratan de hacer es formar un gran equipo de trabajo.

El trabajo del gerente consiste en evaluar las distintas capacidades del personal con el que disponen y usar esos talentos individuales a favor del funcionamiento del grupo entero de trabajo.

Al mismo tiempo lo que se espera es que usted motive e inspire a sus empleados para que se sientan satisfechos con las metas y objetivos logrados por su empresa.

Recuerde que los managers más exitosos saben cómo trasladar ese éxito a los demás miembros del equipo de trabajo. Mantienen a sus empleados enfocados en el logro de algún objetivo y llenos de confianza en sí mismos. Por eso usted siguiendo algunas técnicas básicas podrá ser mejor jefe y ayudar a que sus empleados sean mejores también.

Los managers y gerentes son contratados para conseguir buenos resultados, en términos deportivos: son contratados para ganar. Para lograr esto tiene que contar con tres elementos básicos: tiempo, dinero y gente.

Como el tiempo es un recurso que escasea en el ambiente laboral y el dinero siempre es lo que falta, lo que nos queda es la gente.

La clave está en cómo estimular a sus empleados y sacar provecho de lo mejor que nos pueda ofrecer cada uno.

Para esto hay que considerar tres hechos básicos:

1. Los gerentes y los managers consiguen las cosas a través de otros. Es su trabajo como manager conducir un equipo de trabajo hacia el logro de una meta. Si usted intenta hacer demasiadas cosas por su cuenta y no delega algunas tareas, usted se estará engañando a sí mismo y a los miembros de su equipo. Además los resultados que logre su equipo no serán satisfactorios ya que usted le estará dedicando mucho tiempo a tareas rutinarias que otros deberían realizar en su lugar.

2. Usted necesita de su gente más que ella de usted. Su tiempo es muy limitado, usted no puede hacer todo. Cada uno debe cumplir un papel para alcanzar las metas del equipo.

3. A usted le pagan por lo que hace su gente, no por lo que usted hace. Porque los que realmente hacen el trabajo son sus empleados, entonces ellos son los responsables de lo que usted gana. Por eso recuerde que usted no puede hacer el trabajo sin ellos.

Estos tres puntos fundamentales lo tienen que convencer para que usted adquiera realmente el papel de jefe. Poder invertir su tiempo y energía en estimular a sus empleados.

Ninguna otra inversión que usted haga pagará dividendos más altos.

Pero lo que usted debe preguntarse a menudo, es si está capacitado y tienes las habilidades necesarias para ser un buen jefe. Realmente cualquier persona está capacitada para poder ser un buen jefe.

Una meta para lograrlo es seguir los diez puntos esenciales para ser un gran manager según un concepto llamado Staff Coaching:

1. Claridad: un sentido fuerte de dirección y propósito.

2. Soportar: estar bien parado y poder estar atrás de los miembros del equipo.

3. Confianza: poder tener la confianza del equipo

4. Mutualidad: una sociedad verdadera con los miembros del equipo

5. Perspectiva: una habilidad de enfocarse en “lo grande”.

6. Riesgo: una manera de manejarse que reduzca los riesgos y los errores y poder aprender de ellos.

7. Paciencia: que las curvas de las demandas y ofertas no afecten el tiempo y el funcionamiento del equipo.

8. Involucrarse: permitir que cada miembro controle su propio sector de trabajo.

9. Confidencialidad: respetar y proteger la información clasificada.

10. Respeto: tener aprecio por cada uno de los miembros que conforman el equipo y darles el mismo valor.

Respetar a los miembros de su equipo quizás sea lo más importante. Ningún manager tiene un equipo “perfecto”. A veces hay personas dentro de ese equipo que a usted le resulten improductivas. Pero si usted tiene la capacidad de conocer más a la gente con la que trabaja y entenderlos y aún más importante, saber qué los motiva, usted lograra que su equipo se vuelva “ganador”.

De eso se trata. Por eso antes de comenzar este proceso usted tiene que aprenderse esta idea universal: “No importan donde está usted, no importa la cantidad de gente que usted tiene a cargo, usted experimentará siempre el mismo fenómeno: algunos miembros del equipo sobrepasaran todas las expectativas, algunos menos, y otros a nivel normal. Como buen manager usted deberá lidiar con cada nivel de manera diferente”.

El modelo de los cinco pasos del Staff Coaching proporciona un marco de técnicas aprobadas para conseguir mayores resultados de todos los miembros del equipo sin importar en que nivel de performance se encuentren. En el primer paso, usted debe determinar en que nivel está cada persona- alto, medio o bajo. Hay muchas maneras de evaluar esto. Una es evaluando sus propias observaciones sobre las interacciones de los miembros del equipo. Otra es obtener la información de funcionamientos anteriores y de gerentes anteriores. También puede pedir información a otros trabajadores de otras áreas que hayan interactuado con miembros de su equipo. Y finalmente puede preguntar a todos los miembros de su equipo sobre sus funcionamientos individuales.

Haga clic aquí para ver cuáles son los cinco pasos y cómo implementarlos.
(debe estar registrado como miembro).

Además, le sugerimos inscribirse ahora en nuestros cursos gratis que le servirán para prevenir dos de los principales problemas legales a los que se enfrentan gerentes y managers (haga clic en el nombre del curso):

Prevención de Demandas Laborales

Prevención de Hostigamiento Sexual en el Empleo