Alimentos perjudiciales para el embarazo

Consejos para evitar las comidas que pueden hacer mal (a ti y a tu bebé...) 

Es conveniente saber que durante este período, la vida debe ser lo más normal posible, (si es que el médico así lo considera), pero hay determinados alimentos que es mejor evitar ya que pueden ocasionar posibles problemas al feto y también a la madre.

Alimentos a evitar durante el embarazo:

· Embutidos: son los enemigos principales. “Solamente se pueden consumir los embutidos hechos con carne cocida como el jamón cocido o york”, sostiene la ginecóloga argentina Romina Casasco.

· Alcohol: su consumo puede llegar a producir abortos, bajo peso del bebé al nacer o partos prematuros.

“Aunque se suela beber muy poco es mejor evitarlo durante el embarazo y luego si se dará leche materna al bebé
”, continúa diciendo la especialista.

· Cafeína: si se está acostumbrada al café, no se deben ingerir más de dos tazas al día ya que la cafeína estimula el sistema nervioso y está relacionada con el bajo peso al nacer y demás dificultades como la buena absorción del hierro.

· Carne poco hecha: es un problema que se puede evitar cocinando muy bien la carne y el pescado ya que se corre el riesgo de enfermarse de toxoplasmosis y otras enfermedades más graves como consecuencia del consumo de la carne cruda o cocida inadecuadamente.

· Hígado: es muy bueno para los casos de anemia o para recuperar el hierro perdido, pero a la mujer embarazada le puede causar daño ya que el alto índice de vitamina A puede lesionar al feto.

· Bebidas con gas: poseen gran cantidad de aditivos y no aportan nutrientes ni vitaminas.

· Quesos elaborados con leche cruda

· Verduras mal lavadas. “Hay que asegurarse de lavar muy bien las frutas y verduras”, afirma la ginecóloga Casasco.

Enfermedades que pueden ocasionarse por la ingesta de alimentos inadecuados:

· Toxoplasmosis: aunque la fuente de infección primaria es a través de los excrementos de los gatos, también se contagia por consumir carnes crudas, leche cruda, huevos o vegetales crudos.

“Si se contagia el parásito, éste puede atravesar la barrera de la placenta y afectar al feto
”, explica la especialista.

· Listeriosis: esta bacteria se halla presente en los alimentos que no se lavan adecuadamente o se encuentran en mal estado.

“Las consecuencias para el futuro bebé son graves ya que también es capaz de traspasar la placenta y dañar severamente al feto
”, comenta la ginecóloga.

Los alimentos que mejor no consumir no son muchos, por tal motivo hay que prestar atención a aquellos que sí se pueden ingerir sin problemas que son la mayoría.

“La clave está en la higiene y en el punto de cocción. Es mejor pecar por obsesiva que confiarse y sufrir las consecuencias
”, finaliza diciendo Casasco.