Home > Amor y sexo > Pareja

Divorcio y Separación

Cuando los novios sustituyen el amor paterno

Muchas madres solteras o separadas temen que sus hijas busquen relaciones amorosas sólo para suplantar al padre ausente. Aquí van algunas claves para poder entenderlas y acompañarlas en su crecimiento.

Muchas madre solteras o separadas recientemente y que crían solas a sus hijas temen que estas al llegar a la adolescencia reemplacen el amor paterno que les falta por el que le brinden sus futuros novios.
 

Al no estar presentes en la etapa de la crianza la figura paterna tiende a ser borrosa para las niñas y sienten que sus padres ya no las aman.

 

Al entrar a la adolescencia se embarcan en un viaje que las va ayudar a comprender realmente quien es su padre y quien no. Este proceso las ayuda a formar esperanzas realistas, que pueden llegar a demostrarse dolorosas y desilusionantes.

 

La esencia de la adolescencia es establecer la identidad de la persona, estableciendo un sentimiento de si mismos como separados y diferentes de los padres. Por lo tanto, no hay motivo a priori para temer a este proceso, pues además puede ser una oportunidad para el fortalecimiento de la identidad de su hija.
 

Trabajar sus sentimientos hacia su padre la ayudaran a elegir mejor sus relaciones, no menos que eso.

Mientras puede ser cierto que el padre –aunque ausente- la ame de la mejor manera que puede, es también doloroso el que aparentemente no haya sido capaz de poner las necesidades de su hija en primer lugar.
 

Es necesario contener a los hijos para que puedan elaborar y manejar la situación lo mejor posible, y para ello hay que tener cuidado con proyectar en ellos la propia desesperanza, frustraciones y temores, que pueden manifestarse en su impotencia para manejar el asunto.
 

Además sea consciente de la posibilidad de que sus propias ansiedades pueden cambiar la manera de juzgar las situaciones por las que atraviese su hija. Por ejemplo, usted podría reaccionar mal ante un “noviecito” o una salida de su hija –cosas normales en la adolescencia- solo porque piensa que sufre mucho, o porque considera que no es capaz de enfrentar y manejar la situación.

Es decir: Mucho cuidado con proyectar en nuestros hijos lo que nosotros sentimos y lo que nos pasa, que mucha veces no tiene relación con lo que realmente les está pasando a ellos.

 

No la subestime, ayúdela a encontrar su dolor y a identificar sus sentimientos, necesidades y todo lo que ella quiera para su bienestar. Crea en ella, como también en su capacidad para formar relaciones saludables.

 

La capacidad de ella para encarar la realidad de la relación que tenga con su padre, sumado al amor y apoyo que usted le de, es algo que la va a fortalecer. La identidad de su hija no está formada por las acciones de su padre, sino por lo que ella pueda entender acerca de si misma.

 

Los chicos necesitan solo un buen padre o madre para desarrollarse de forma saludable. Aunque usted esté dispuesta a discutir sus sentimientos y desarrolle su propia habilidad para fortalecer y ser consistente en su disciplina, su hija no va a tener ninguna razón de sustituir un vinculo familiar por un chico adolescente. En cambio ella simplemente disfrutará saludablemente de sus citas.


¿Tu hijo no quiere estudiar?
Inscríbete ahora en nuestro curso gratis Ayúdame a entender cómo estudiar

 

Recomendar a un amigo:

Mas notas del autor:

La Redacción

Panes dietéticos y naturales

Panes dietéticos y naturales

Una completa receta para elaborar panes exquisitos y saludables

Actividades para el tiempo libre luego del retiro (Parte II)

Actividades para el tiempo libre luego del retiro (Parte II)

Más y más alternativas para abandonar de una vez por todas su nostalgia de la vida laboral, y comenzar a disfrutar en plenitud de su merecido retiro

El diagnóstico FODA de una empresa

El diagnóstico FODA de una empresa

Cómo hacer un diagnóstico FODA de una empresa y utilizarlo para que su negocio sea exitoso

Videos

Las más leídas

enplenitud

Suscríbete gratis:

Comunidad:

Síguenos: