Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
[the_ad id="281803"]
[the_ad id="281807"]

Cuidado de la piel para hombres de mediana edad

Pareciera que el cuidado de la piel es patrimonio exclusivo de las mujeres. Sin embargo, cada vez más hombres están rompiendo con este mito, y dándole a su cutis la atención que se merece.
  
  

Para muchos hombres, la
belleza física sólo tiene que ver con todo lo que hay debajo de la piel.
Naturalmente, tener una buena masa muscular y poco tejido adiposo es fundamental
para exhibir un cuerpo armónico y en sintonía. Pero dejar de prestar atención a
la piel, es un error que podría neutralizar todas estas otras virtudes

 Según los especialistas,
una de las razones por las que los hombres no consumen productos relacionados
con el cuidado del cutis, tiene que ver con los mismos prejuicios que significa
utilizar elementos relacionados con el cuidado corporal de las mujeres. Caso
contrario, no se explicaría por que las cremas y lociones para la piel tienen
tanto suceso entre las mujeres, y tan baja repercusión en los hombres. Pero, con
todo, los expertos aseguran que, una vez que un hombre logra vencer este
infundado prejuicio, y por ende logra observar los grandes beneficios que trae
aparejado el correcto cuidado del cutis, pasa a engrosar las crecientes cifras
de consumidores de productos para el cuidado de la piel.

 La industria ha percibido
estos cambios, por lo que ha intentado intensificar el proceso con un marketing
basado en modificar las connotaciones femeninas de este tipo de productos,
principalmente a través de nombres “machos”. De esta forma, podemos observar en
las góndolas del supermercado o en cualquier perfumería, productos tales como
crema hidratante para el rostro Polo
, jabón de glicerina Safari, o
apliques de limpieza para granos y puntos negros, “especial” para la piel
aceitada de los hombres.

Así, gracias al efecto
del marketing y de la modificación de los prejuicios en gran parte de los
hombres, durante el año pasado se estimaba que, en los Estados Unidos, el
mercado de este tipo de productos especiales para el género masculino movía un
total de U$S 3.3 mil millones de facturación total anual.

 Por lo tanto, sin
importar la edad que usted tenga, ni el tipo de cutis que le haya quedado luego
de años de descuido, será hora de aprovechar las grandes alternativas que brinda
el mercado para el cuidado de la piel en los hombres.



 
La cara, una faceta principal 

 En la actualidad, la cara
de un hombre es su tarjeta de presentación. Es lo primero que ven los demás, el
ítem por el que se llevarán la primera impresión e ideas con respecto a una
persona, así como lo que más recordarán de uno en el futuro, sobre todo si se
trata de relaciones afectivas o económicas.

 Aquí, le detallamos qué
debería esperar un hombre de mediana edad de su rostro, en cada una de las
décadas de esta parte de su vida, y algunas soluciones rápidas para los
problemas típicos que se suceden en cada uno de estos períodos.

 A los 30 años…


 Problemas más frecuentes

Primeras signos de “patas
de gallo” alrededor de los ojos. Si no se ha estado utilizando protectores
solares, también podrían comenzar a verse otras arrugas. La pérdida incipiente
de elasticidad mantiene a la piel también algo caída; y los párpados comienzan a
inclinarse.

Las pecas marrones más
pequeñas (denominadas léntigos solares) comienzan a emerger con un tono más
fuerte. Podrían aparece vasos sanguíneos en la capa superior de piel. La piel
empieza a tomar un tono más opaco.

 Soluciones

El uso de protectores
solares (con un Factor de Protección de 15, dependiendo de su sensibilidad)
puede ayudar a revertir los primeros síntomas del daño. Por su parte, las cremas
con retinol-A ayudan a quitar la capa externa muerta de la piel, lo cual,
lentamente, lo liberará de las decoloraciones de ciertas áreas, como las manchas
marrones, y lo ayudará a reducir y prevenir las líneas finas. También son muy
útiles las cremas humectantes para el rostro que contengan un ocho por ciento de
ácido glicólico o un ocho por ciento de ácido láctico.

 El AHA, también se ha
convertido en un sinónimo de la lucha contra el envejecimiento de la piel. Los
investigadores encontraron que, después de usar dos veces al día durante
veintidós semanas cremas que lo contengan, el Alfa Hidroxi Acidos (AHA), se
logró mejorar las asperezas e imperfecciones de la piel del brazo en un setenta
por ciento de los voluntarios que se prestaron para el estudio.

 Existe un mito popular
que señala que las cremas hidratantes pueden ayudar a eliminar las arrugas.
Según los especialistas, esto no es así en absoluto, sino que sólo hidratan y
camuflan las arrugas, pero solo si se las sabe usar de una forma muy hábil…



 
A los 40 años…


 Problemas más frecuentes

Formación de arrugas en
la frente vinculadas con la posición durante el sueño. Las líneas en las
esquinas de la nariz y la boca, -denominadas pliegues nasolabiales-,
pueden comenzar a profundizarse más que el Océano Atlántico. Por su parte, las
pecas marrones del sol proliferan rápidamente, haciéndose cada vez más grandes y
oscuras. Además, la piel se reseca y se hace aún más endeble. También, podrían
aparecer bolsas debajo del mentón (la papada).

 Soluciones

Aplique a su piel,
religiosamente, crema hidratante y protector solar. Para combatir las arrugas
faciales, duerma boca arriba (practique respirar a través de su boca, para no
roncar).

Mantenga el peso
corporal. Si hace la dieta del yo-yo (gordo, flaco, gordo, flaco), la piel se
estirará para acomodarse a su cuerpo más grueso, pero no volverá a su estado
anterior cuando logre bajar esos kilos de más.



 
A los 50 años o más…


 Problemas más comunes

Se retrasa la actividad
de las glándulas sebáceas de la piel, tornando a la piel reseca y escamosa. Se
pierde el pigmento de la piel. Las manchas vinculadas con el sol y la edad,
parecen ser ahora cráteres lunares. Las arrugas aumentan, especialmente
alrededor de la boca. Los labios se hacen más delgados, la punta de la nariz se
inclina, y los músculos alrededor de la mandíbula se hacen más rígidos, lo que
provoca una acumulación localizada de grasa alrededor de la boca y debajo de la
pera (la papada, con un gran componente genético).

 Soluciones

Las mismas que las
señaladas en el punto anterior. Como la pérdida de pigmento significa también
pérdida de protección de la piel, los bloqueadores y protectores solares serán
más importantes que nunca. Si sus labios finos le dan una apariencia indeseada,
pruebe dejándose crecer un bigote. Para quitarse las manchas puede experimentar
con la criocirugía (con nitrógeno líquido) o comprar una crema blanqueadora.