Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Aceite de Argán, oro líquido contra la hipertensión y el acné

El aceite de argán es fuente de muchos beneficios para la salud y también estéticos. ¿Para qué puede servirte?
  
  


Este aceite
se obtiene de un fruto, cuyo origen es marroquí. El árbol de Arganda
Spinosa crece solamente en Marruecos. Muchos laboratorios se benefician de este
producto para crear geles, cremas y champús. Su alto grado de vitamina E lo hace
ideal para combatir el envejecimiento y la
resequedad
de la piel.


Se lo utiliza también para tratar quemaduras en la piel, fortalecer el cabello,
mejora la condición de la psoriasis, actúa como un potente fungicida, se lo usa
para tratar el acné, las estrías y también es antiséptico.


En cuanto a los beneficios en relación a la dieta, se utiliza para reducir la
hipertensión, el colesterol, facilita la digestión y es antioxidante. Se puede
consumir dos cucharadas de este aceite todos los días y así beneficiarse de sus
condiciones.


Cómo se obtiene el aceite de argán


Es posible conseguirlo mediante la presión de las almendras extraídas de los
frutos del argán. El proceso de obtención es absolutamente natural y no se
requiere de ningún producto químico para lograrlo.


El árbol del cual se extrae el aceite es único en el mundo. Solamente crece
dentro del territorio de Marruecos y la biósfera del sur donde habita fue
declarada patrimonio forestal de la humanidad.


Las mujeres marroquíes desde épocas remotas han utilizado este aceite para
masajear a los bebés, curar las marcas que dejan enfermedades como la varicela,
masajear las articulaciones de personas mayores o niños que sufren de artritis o
enfermedades óseas y para suavizar la piel de las embarazadas ya que el aceite
previene la aparición de estrías.


Estudios realizados en laboratorio han confirmado todas estas propiedades del
aceite y se ha comprobado que contiene un elevado grado de ácidos grasos
esenciales, más de un 80 por ciento, tres veces más que la concentración que
ostenta el aceite de oliva.


Cómo usar el aceite de argán


1.- Para el cuidado del rostro, aplicar cada noche sobre toda la cara y el
cuello. Ambas zonas deben estar muy limpias.


2.- Para tratar el cabello debilitado, aplicar aceite treinta minutos antes del
lavado. Reiterar dos veces a la semana. Este tratamiento también sirve para
humectar los cabellos deshidratados.


3.- Para el cuidado de las uñas, sumergirlas en una mezcla de aceite de argán y
zumo de un limón. Dejarlas dentro de esta preparación durante quince minutos.
Reiterar dos veces por semana.


4.- Para mejorar la hidratación corporal, aplicar aceite en todo el cuerpo,
cuarenta minutos antes de la ducha. Frotar con suavidad para que penetre en
profundidad.

Martín Teixido –
experto en
salud natural y autor de best sellers que enseñan a
mejorar
dramáticamente su salud de manera natural
, sin costosos y potencialmente
peligrosos medicamentos con receta- es el autor de “Milagro
para la presión
”, que encontrará haciendo
clic aquí