12 paseos gratis para hacer en Londres

Londres está lleno de posibilidades a la hora de hacer paseos y actividades inolvidables que no cuestan un centavo. Estas son las mejores:

1. El cambio de guardia en el Palacio de Buckingham

Hay que ir temprano para poder conseguir un buen lugar y hacemos un picnic. Puede verse desde muchas ubicaciones: justo afuera del Palacio de Buckingham, desde una de las puertas, desde el Green Park, desde el Victoria Memorial, en el centro de la rotonda frente al palacio, pero la mejor opción es verlo desde la alameda, para poder apreciar mejor a los guardias marchando.

2. Kew Gardens

En Kew Gardens usted puede pasar un día entero allí, por lo que es una gran actividad al aire libre, y resulta muy económica.

A los niños les encanta correr al aire libre y el lugar es realmente amplio. Además, este parque cuenta con la pasarela “Treetop”, que ofrece unas vistas maravillosas de Londres, y con muchas otras pasarelas en el interior de los invernaderos.

“Climbers and Creepers
” es la zona techada de juegos interactivos de Kew Gardens para niños de entre 3 y 9 años y “Treehouse towers” resulta apropiada para niños de entre 3 y 11 años.

Ambas zonas de juegos están situadas junto a una cafetería y a una tienda de regalos. Si usted visita este inmenso jardín verá que los niños no querrán irse.

3. Mediatheque

Mediatheque, ubicada en la zona del BFI Southbank, es un área ideal para ver las películas y los programas de la extensa colección del BFI, para personas de todas las edades.

Se trata de una habitación en el BFI Southbank (siga los carteles) y cada pantalla de TV tiene dos pares de auriculares.

Vaya a la recepción y ahí le otorgarán libre acceso por una cantidad determinada de tiempo (si no hay nadie esperando es ilimitado), luego usted debe elegir qué quiere reproducir en la pantalla y disfrutar.

Hay muchas opciones para elegir, pero usted deberá procurar que los niños se mantengan sentados y tranquilos, ya que los demás usuarios también querrán ver la película que hayan elegido.

El South Bank es una zona ideal para que los niños corran libremente. De esta manera los niños se cansarán, y esto le permitirá tener un momento de tranquilidad.

4. El Palacio de Fulham y el Parque del Obispo

Si bien puede parecer extraño, el Palacio de Fulham Palace nunca fue un palacio real, simplemente era el palacio de un obispo, pero, francamente, eran tratados como los miembros de la realeza.

En el interior del palacio hay un museo, y además usted podrá tomar muchas fotografías incluso antes de llegar a los jardines. Haga un picnic o tome algo en la lujosa cafetería o en el salón.

Diríjase a los jardines, que presentan hileras de hierbas y árboles frutales, y lleve una canasta para que los niños junten los frutos caídos. Además, junto a la entrada del palacio se encuentra el Parque del Obispo.


5. Sábados en el Somerset House

En los días soleados, en especial cuando las fuentes están funcionando en el patio, sus hijos podrán disfrutar corriendo libremente por los jardines (lleve una toalla y ropa para cambiarse).

Sabiendo lo atractivo que resulta para las familias, el Somerset House ofrece talleres gratuitos todos los sábados por la tarde para niños de entre 6 y 12 años, y actividades para menores de 5 años.

No es necesario reservar con anticipación, por lo que usted sólo tiene que consultar el cronograma en internet y llegar temprano.

Para niños más grandes, se puede considerar la opción de las visitas guiadas gratuitas o visitar la Galería Courtauld, que es gratuita los lunes por la mañana.

6. Los jardines flotantes de Kensington

Considerado como el equivalente londinense de los Jardines Colgantes de Babilonia, los jardines flotantes de Kensington son un tesoro oculto al que se puede acceder libremente con un poco de planificación.

¿Dónde más va a encontrar flamencos en el centro de Londres (además del zoológico)? Llame con anticipación, ya que no está abierto al público todo el tiempo, pero se puede comprobar la disponibilidad con antelación.

Usted no puede hacer picnics aquí (se usa para eventos privados), y el restaurante “Babylon” no está pensado para familias, así que después de admirar los jardines, vaya al Whole Foods Market en donde podrá comer o hacer un picnic.

7. Fuente en memoria de Diana

No es una fuente que brota, como la del Trafalgar Square, sino una pequeña línea de goteo en los jardines de Kensington. Sigue siendo muy concurrida y a los niños les gusta chapotear en ella, aunque no está recomendado para evitar accidentes.

Pero sentarse en un costado y mojarse los pies está bien, siempre que esté disfrutando de un día de sol.

Los jardines de Kensington tienen muchas otras atracciones para los niños, como el Diana Memorial playground, la estatua de Peter Pan y el Palacio de Kensington.

8. Vea cómo alimentan a los pelícanos en el parque St. James

A las 14:30 de todos los días, los pelícanos del parque St. James son alimentados con peces. El parque es bastante grande, por lo que usted deberá dirigirse al extremo opuesto al Palacio de Buckingham.

Los pelícanos son alimentados detrás de la “isla de los patos”. Las aves saben cuando el momento se aproxima, y es por esto que esperan allí y vigilan hasta que llegue el hombre con el pescado.

Todo el proceso dura entre 5 y 10 minutos, pero es muy divertido verlo y, además, usted está en un parque por lo que podrá pasar un rato al aire libre.

9. Mudlarking

Buscar objetos de valor en la playa (“Beachcombing”) es una actividad muy popular en las costas y, como Londres es atravesada por el río Támesis, se puede practicar esta exótica actividad.

Es un río con mucha corriente, así que revise las tablas de las mareas y los consejos de seguridad, y luego tome una bolsa de plástico y comience su búsqueda.

Es muy probable que encuentre pedazos rotos de objetos de arcilla de cientos de años de antigüedad que, si bien son abundantes, siguen siendo piezas de la historia de Londres que usted se puede llevar a su casa de manera gratuita.

10. Paseo del Regent’s Canal – Desde la pequeña Venecia hasta Camden

Se trata de un paseo tranquilo, ya que está lejos del tránsito y le permitirá ver un costado diferente de Londres. Se tarda entre 1 y 2 horas para recorrerlo, y hay muchas cosas para ver en el camino.

La pequeña Venecia es una zona preciosa llena de casas flotantes y tiene un teatro de títeres, por lo que usted podría ver un espectáculo antes o después de la caminata.

En el camino a Camden usted pasará por el zoológico de Londres y usted podrá ver algunos animales y la pajarera “Snowdon”.

También puede visitar el laboratorio “Chin Chin”, al llegar a Camden, para probar el helado de nitrógeno líquido. Esto puede ser un buen incentivo para que los niños completen la caminata.

11. Vea espectáculos callejeros

Covent Garden se destaca por los artistas callejeros que entretienen al público cada tarde en la Plaza Oeste. Todos los intérpretes deben conseguir una licencia, y deben pasar una prueba para poder actuar aquí.

En esta plaza suelen congregarse grandes multitudes y la participación del público es, a menudo, parte del espectáculo.

Estos artistas se ganan la vida con estas actuaciones, así que cuando pasen la gorra al final del espectáculo, déles una propina generosa si ha disfrutado el show.

También hay artistas callejeros en la zona de Southbank, particularmente cerca del London Eye.

12. Parque de dinosaurios del Crystal Palace

Admitamos que no es lo que usted esperaría encontrar en un parque del sur de Londres, pero este es el lugar al cual se trasladó el gran edificio de cristal de la Gran Exposición de 1851 (que tuvo lugar en Hyde Park), de ahí el nombre de  “Crystal Palace”.

Durante la renovación del parque, en 1852, el profesor Richard Owen creó estas esculturas gigantes de dinosaurios sobre la base de la información científica disponible, aunque ahora mucha gente se ríe de lo anatómicamente mal diseñados que están los dinosaurios.

Además, el parque tiene muchas más cosas para ver, incluyendo un parque infantil, cafetería, pista de kartings, granja, museo, un lago navegable y una esfinge. Por supuesto que también se pueden ver los restos del Palacio de Cristal.

Por último, recuerde aprender algunas palabras y frases básicas en el idioma de los países que va a visitar. Puede hacerlo ya mismo inscribiéndose ahora en nuestros cursos gratis de idiomas (haga clic en el nombre del curso):

Curso de inglés gratis
Curso de francés gratis
Curso de italiano gratis
Curso de portugués gratis

Curso gratis de español para Extranjeros

Curso de alemán gratis
Curso de ruso gratis