Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
[the_ad id="281803"]
[the_ad id="281807"]

¿Por qué nuestros perros se vuelven malcriados?

Una guía para educar a tu perro y cambiar sus comportamientos inapropiados
  
  



¿En qué
consiste la educación de un perro?


Tenemos
que enseñarle reglas claras necesarias para convivir en sociedad. Los perros
viven con nosotros desde hace 15.000 años, desde que
domesticamos
al lobo y
modificamos su  genética convirtiéndolo en las diferentes razas de perros que
fueron surgiendo en base a las necesidades específicas del ser humano y lo los
integramos a nuestra sociedad.

Del mismo modo que un niño debe aprender las
normas de educación básicas para vivir con una familia, ya sea en una casa o en
un piso, al perro le pasa lo mismo. Es nuestra tarea enseñárselo.

¿Cuándo
debe comenzar?


Desde el momento que  llega el perro a casa. No por muy bonito que sea un
cachorro
le podemos dejar hacer lo que se le de la gana
porque se ve tierno
.

Si no queremos que se suba a la cama, no podemos
dejárselo hacer nunca. Si toleramos que de pequeño juegue con nuestro tenis
viejo, luego no nos extrañemos cuando tengamos varios zapatos rotos.

Tenemos que
ser  coherentes y firmes. No vale que hoy les consintamos hacer una cosa y
mañana no. Tenemos que ser siempre los líderes de la manada y que nuestros
perros sean nuestros.


¿En qué
caso debemos recurrir a un experto?


Desde el momento que adquirimos un cachorro, tenemos que saber las
características de la raza, si necesita mucho o poco ejercicio, si requiere de
muchos cuidados,  y si las
características del perro
se adaptan a nuestro tipo
de vida, el veterinario nos puede asesorar  que tipo de mascota nos conviene;
ejemplo un Pastor Alemán en un departamento de 60 metros cuadrados conviviendo
con 3 niños chiquitos, y con una madre que trabaja horario completo.  Al igual
que pasa con la educación de un niño, debemos acudir a profesionales que nos
ayuden, orienten y asesoren sobre la conducta canina.


¿Se puede
reconducir el comportamiento de un perro adulto?


Sí, siempre se está a tiempo. Todos los animales incluyéndonos a nosotros
tenemos la capacidad de aprender, y  mientras más aprendemos más fácil nos es
adquirir nuevos conocimientos, por eso los perros de trabajo se consideran muy
inteligentes porque constante mente están aprendiendo nuevos retos con su
dueño. Solo tenemos que educarlo como perro y no como humano.

Pero siendo
coherentes y con paciencia, todo se consigue. Y si no se hace, en la mayoría de
los casos es porque al que no conseguimos educar es al dueño.


¿Qué
hacemos mal los propietarios?


La responsabilidad de que un perro esté malcriado es de sus dueños. Esto es como
consecuencia de que lo queremos educar como un humano, y peor aun como nuestro
bebé.

Nos dedicamos a darle amor, amor y amor, y no lo corregimos, y lo
mantenemos mucho tiempo en casa, no permitiendo que haga ejercicio y que se
distraiga, los perros se aburren y se frustran, y como no pueden hablar se
quejan ladrando, orinando, rompiendo, y nos enojamos y los castigamos, sin
darnos cuenta que no cubrimos sus necesidades básicas.

Recuerden que el perro
desciende del lobo y es un mamífero que caza, y cuando vivía en su habitad
recorría grandes distancias, y ahora esta encerrado en cuatro paredes.

De no
hacerlo así, tendremos un perro al que deberemos encerrar cuando vengan las
visitas, al que no podremos bajar al parque porque se pelea… No seremos
felices ni nosotros ni el perro.


¿Qué
técnicas se deben emplear para conseguir una determinada conducta?


El instintivismo, como la palabra lo dice basarnos en el instinto del perro que
no es más que un descendiente del lobo, vive en manada igual que nosotros y lo
incluimos en nuestra manada humana, donde le tenemos que poner reglas, y como
dice Cesar Milan (ejercicio, disciplina y afecto).

Tenemos que aprender a ser
líderes de manada y para eso tenemos que ser asertivos y seguros en  e lenguaje
corporal como en el hablado al dar una orden. 

La violencia no sirve para nada,
más que para desahogarse el propio dueño. Si enseñas a un perro con agresividad,
cuando él tenga un problema lo resolverá de la misma manera, el perro nos va a
obedecer por respeto y no por miedo.


Por Psc.
Vivian Hall Vigoritto


¿Quieres conocer
a tu perro
? Inscríbete ahora en nuestro curso gratis,
haciendo clic
aquí.