Home > > Ocultas

Opinión

Cuidado con los medicamentos (aún los en apariencia inofensivos)

Es más práctico y cómodo asumir que los medicamentos que utilizamos son realmente los adecuados a utilizar nuestro “valioso tiempo” en averiguar interacciones, efectos secundarios, reacciones alérgicas, en fin, todo aquello relacionado con nuestra salud física y mental, y en algunos casos aún nuestra vida...

Desde nuestra más tierna infancia somos criados bajo el supuesto de que quienes nos recetan y / o expenden medicamentos son infalibles, semidioses a los cuales debemos confiarnos ciegamente.


Pero veamos tan solo como llega el medicamento a nuestras manos, en Chile al menos:
 

· Habitualmente la droga es probada en otros países e introducida por una filial que entrega la información teórica a sus expertos en el país.

· Es entregada al departamento comercial del laboratorio para su introducción y venta con la información del producto, a veces un mini curso y metas esperadas de penetración del producto en el mercado.

· El departamento comercial lo entrega a sus representantes con esta información base, para ser entregada al cuerpo médico.

· El cuerpo médico decide probarla (individual u organizadamente) y comienza a recetarla.

· Ud. la compra, habitualmente a un dependiente (ni siquiera a un químico farmacéutico).

· La utiliza confiadamente, a veces leyendo el folleto del producto.


¿Cuántos puntos de factibilidad de error o desinformación detecta Ud. hasta aquí?


Por mencionar algunos:
 

· Laboratorios : Existen medicamentos, por ejemplo, que son incompatibles con la alimentación típica de un país específico.

· Departamento comercial : La presión de la introducción de el producto puede superar con creces el interés de determinado vendedor “visitador médico” por entregar completa la información de los problemas que el medicamento puede generar.

· En Chile los médicos generalmente disponen de escasísimo tiempo, por lo que reciben al visitador médico (cuando lo hacen) por limitadísimos espacios de tiempo, y luego tienen muy limitado tiempo para revisar la información de la droga. Generalmente, cuando Ud. pregunta por los efectos secundarios se encontrará con la respuesta “son insignificantes (en porcentaje, en efectos adversos, etc.) ”. Si fuera una operación con ese “insignificante porcentaje” de riesgo de muerte, ¿no tiene Ud. el derecho a saber?

· Contadas cadenas farmacéuticas entregan información junto con el producto que venden de sus riesgos e interacciones principales.

· Usted habitualmente lo utiliza como quien juega a la ruleta rusa, sin informarse de cómo puede interactuar con Ud., y habitualmente sin haberle comentado de otros medicamentos o patologías a su médico, quien habitualmente no es un médico de cabecera, por lo que no conoce su historia clínica.


Y quiero dar un par de ejemplos :
 

· Acido acetilsalicílico: Conocido como el medicamento universal para el dolor. ¿Sabía Ud. que, al adelgazar las paredes arteriales, favorece los derrames internos, tanto los por hematomas como los espontáneos? ¿O que si sufre cualquier mal gástrico puede por sí generar una úlcera? En ambos casos, las consecuencias pueden ser mortales.

· Paracetamol : Definitivamente peligroso en países como España y Chile, debido a sus dietas, las cuales son definitivamente agresoras del hígado. Si ha sufrido además de hepatitis, fiebre tifoidea o cualquier mal hepático, ¡cuidado!

· Antidepresivos en general : El más riesgoso de los tratamientos medicamentosos. La depresión puede tener origen reactivo, endógeno, medicamentoso o por drogas, o la combinación de uno o más de los anteriores. Un error de elección de droga aquí puede generar consecuencias como la muerte y aún más graves, es decir daños neurovegetativos que terminen con una persona eternizada en clínicas u hospitales, con gastos que arruinen a la familia y sin ninguna posibilidad de obtener siquiera una compensación económica por estos gastos. Y más grave aún, con una vida arruinada por simple negligencia. **


La próxima vez que vaya a utilizar un medicamento, solicite un libro llamado Vademécum a su farmacéutico (es obligación que esté disponible al público), investigue por sí mismo que riesgos corre y exija a su médico que le indique el procedimiento adecuado para su utilización, ¡se va a encontrar con más de una sorpresa!


Recuerde, como dicen muchas campañas: “Es su derecho y responsabilidad informarse debidamente”.


**
: El manejo de los distintos tipos de depresión es un tema tan delicado que requiere un artículo separado, tanto en su diagnóstico como en su manejo medicamentoso. Es importante señalar que Chile es uno de los países con más alto índice de depresión del mundo y Santiago, la capital de la depresión mundial.

 

Recomendar a un amigo:

Mas notas del autor:

La Redacción

Conociendo gente en un nuevo ámbito

Conociendo gente en un nuevo ámbito

¿Acaba de mudarse a una nueva ciudad y no conoce un alma? ¿Comenzará mañana un nuevo trabajo? ¿Piensa que a su edad es imposible hacerse de nuevos amigos?

En realidad, hacer nuevas amistades no es una tarea sencilla, pero tampoco tan difícil como algunos piensan.

En efecto, una vez que usted se mude lejos de su antigua y familiar vecindad, comprenderá porqué la gente suele vivir y morir en la misma ciudad natal. Para ponerlo de una manera más directa: usted entenderá porqué la gente por lo general no se suele mudar ni tiene deseos de cambiar de locación.

Pero usted pertenece a esa raza de aventureros de alma y ha decidido (o no tuvo más remedio, por ejemplo por un trabajo) mudarse lejos, una opción sin dudas muy valiente. Ahora que acaba de desempacar y ordenar todo, se da cuenta que no conoce ni a una sola persona en el área. ¿Cómo comenzar, entonces, a hacer nuevos amigos y compañías?

En primer lugar, debe tomar la decisión de salir y comenzar a socializar. Sea usted tímido o extrovertido, necesitará empezar a tener lazos cercanos y confiables que le ayuden a desarrollar una vida más sociable.

A continuación, le ofrecemos algunas sugerencias para empezar a conocer gente. Algunas tienen que ver con el simple hecho de socializarse, mientras que otras le orientarán para conseguir algo más que meros conocidos...

En el trabajo


Intente familiarizarse con la gente también fuera del mismo trabajo. Si usted oye que sus compañeros irán a tomar algo después del trabajo, trate de insertarse al grupo gradualmente. No hace falta que desde el primer día intente hacer esto, pero al cabo de un tiempo sería bueno que los conozca fuera del ámbito laboral. 

Dígales que es nuevo en la ciudad y que se va a volver loco si permanece otra noche en su casa. Esto suele provocar risas y algún “entonces ven con nosotros…”. Recuerde que no importa a que lugar se dirigen, o si beben o no, ya que el objetivo es poder salir y compartir un rato agradable con ellos, fuera de las obligaciones laborales.

Si sus nuevos compañeros suele hacer excursiones o practicar deportes, aproveche también estas actividades para comenzar a interactuar con ellos fuera del trabajo.

A medida que conozca más gente en el trabajo, y se sienta más cómodo en su ambiente laboral, no sería mala idea comenzar a buscar relacionarse con otra gente del trabajo, para tener más alternativas para relacionarse y hacer nuevos amigos. Para esto, puede intentar almorzar con otras personas, o concurrir a los eventos sociales que organice la misma compañía.

En el vecindario

Familiarícese con sus nuevos vecinos, muéstrese, salúdelos siempre que se los cruce, y, si ve que no están ocupados, intente entablar una breve conversación (recuerde, breve en un principio). Si empieza a ser reconocido por los mismos, verá que se sentirá más cómodo en su nuevo hogar. Por ejemplo, entre otras cosas, si necesita hacer una consulta o simplemente pedir un martillo, no tendrá mayores dificultades para animarse a preguntarles.

Si tiene un perro, llévelo en largos paseos por el barrio o el parque: esta será una gran manera de que la gente empiece a sacar conversación entre risas, una vez que su pichicho les salte a los pantalones o faldas.

Vaya a la cafetería o bar más cercano a su domicilio para sentarse en la barra a tomar un trago en calma. Si hace esto cuando el bar no está muy abarrotado, es posible que la gente sienta más ganas y tenga más facilidad para entablar una conversación.

Otro muy buen lugar para conocer gente es en una librería, especialmente en aquellas que tengan áreas reservadas para la lectura o para tomar un café. La mayor parte de quienes allí concurren son muy aficionados a la literatura, y estará muy interesados en entablar conversación con otra gente que conozca sobre el tema.

Si tiene algo de tiempo libre y algunos hobbies o un interés en especial, un curso o taller relacionado podría ser un gran lugar para conocer gente y hacer nuevos amigos, al tiempo que disfruta de desarrollarse en lo suyo. Se sorprenderá de la cantidad de gente con la que se puede familiarizar, gracias al interés en común, en un muy corto plazo de tiempo. Recuerde estar siempre preparado (llevar algo de efectivo en el bolsillo) por si se organiza alguna salida después de la clase.

Tome las sugerencias que más se adopten a su caso, y póngalas en práctica cuanto antes. Pronto comenzará a sentirse menos nostálgico, y a tener nuevamente una vida social. Y recuerde: ser nuevo no es tan malo, puesto que es también la oportunidad de conocer nueva gente y estilos de vida.

¿Quieres saber los Pasos para Conseguir a la Pareja Perfecta?
Inscríbete ahora en nuestro curso gratis, haciendo clic aquí.

Por el motivo que fuere, mucha gente transita la experiencia de llegar sola a un nuevo ámbito, sin ningún conocido y con el preconcepto de que es “muy difícil” hacer nuevos amigos. En esta nota, alguna sugerencias para volver a tener una vida social.

Medicina natural y artritis

Medicina natural y artritis

Te presentamos más remedios naturales contra los dolores articulares

Resfriados de verano

Resfriados de verano

Al resfriado se los asocia al invierno, pero muchos se producen en la época estival…

Videos

OTRAS NOTAS SOBRE

Las más leídas

Suscríbete gratis:

Comunidad:

Síguenos: