Todo sobre huevos

¿Sabe usted cómo reconocer si un huevo es fresco? Y muchos consejos prácticos más.

Los huevos constituyen un alimento popular y básico en la dieta de casi todos los países del mundo.
El motivo es la fácil disponibilidad de este producto, que aúna el hecho de ser económico, de fácil y rentable producción, de fácil cocción, y de alto valor nutritivo, aparte de ser sabroso e intervenir como integrante en innumerables preparaciones culinarias.

Es un complemento imprescindible para el ama de casa, y nunca puede faltar en la heladera, ya que en más de una ocasión, puede sacarla de un apuro.
Es raro el menú que no presente huevos sus ingredientes, ya sea como base de su confección, o como elemento auxiliar.

También es un eficaz colaborador en los postres, así como comida principal, en forma de tortilla, omelettes u otros.

Otra de las ventajas que nos ofrecen los huevos es su difícil adulteración, en un mundo donde uno no puede estar siempre seguro de lo que está comiendo.

Las carnes contienen hormonas que incrementan su tenor de agua.
Los embutidos, contienen féculas.

Los quesos, aunque Ud. no lo crea, tienen agregado un porcentaje de papa o patata para hacerlos más rendidores.

Los huevos, en cambio, son sólo huevos. Hay que comprobar si están frescos y sanos. El resto depende de su conservación.

Los huevos pueden ser frescos, refrigerados o conservados en cámaras a cero grados.
La duración de un huevo depende de la temperatura ambiente. En una heladera normal pueden estar hasta una semana.

Refrigerado a 4 grados, el huevo se mantiene durante un mes.
Los huevos en cámaras frigoríficas se conservan hasta seis meses, pero adquieren un sabor que los distingue de los huevos frescos. En realidad, pierden un poco de sabor.

PRINCIPIOS NUTRITIVOS DEL HUEVO


El huevo contiene todos los principios nutritivos necesarios para el mantenimiento de la vida y el desarrollo del organismo que se encuentra en su interior: el pollito. De ahí la idea de que se trata de un alimento completo.

Contiene, cada 2 unidades, que representan 100 gr., 13,6 gr. de proteína, 10,9 gr. de grasa, 56 mg de calcio, 2,2 mg de hierro, 138 mcg de tiamina, 340 mcg de riboflavina, 0,15 mcg de ácido nicotínico, 1.300 U.I. de vitamina A y aportan un total de 155 calorías.

La idea que el huevo crudo es más nutritivo que el cocido es absolutamente falsa, ya que el huevo crudo es asimilado por el organismo sólo en una mínima proporción.

La proteína media del huevo tiene un valor biológico del 100%, pero la utilización óptima de la clara, se produce solamente en caso que se encuentre coagulada por el calor.

El inconveniente que tiene es que, al ser una proteína de muy alto valor, crea en el organismo sustancias de defensa que pueden llegar a desencadenar fenómenos alérgicos.


COMO DETECTAR SI UN HUEVO ESTA FRESCO


El contenido del huevo no es visible a primera vista.
No es adulterable el huevo en sí, pero puede estar en malas condiciones de conservación, y por ende resultar tóxico.

Existen varios métodos para comprobar si un huevo es fresco o no:
· Si el huevo está cocido, es más fresco mientras más centrada este la yema.
· Crudo, fuera de la cáscara, debe mostrar una yema alta y consistente, con la clara concentrada a su alrededor. Estas cualidades disminuyen con el paso del tiempo.
· Crudo y sin romper, hay dos métodos para saber si está fresco:

1. – Sumergido en un vaso de agua, si llega al fondo está en condiciones óptimas, si sube un poco está menos fresco, y si flota, está pasado.
2. – A trasluz, con una lámpara potente, estará más fresco mientras más lleno lo veamos.

TRUCOS PRÁCTICOS

· Para pelar los huevos con facilidad, romper un poco la cáscara y dejarlos un rato en agua fría
· Para cortar las yemas con propiedad, hacerlo con un cuchillo previamente sumergido en agua hirviendo.
· Para un soufflé, agregar un poco de bicarbonato a las claras batidas a punto nieve.
· Para una correcta cocción, colocarlos en agua fría y contar 10 minutos desde el inicio del hervor.
· Para comerlos pasados por agua, 5 minutos desde que rompe el hervor.
· Huevos cocote: cocerlos a baño maría en el horno.
· Huevos al plato: Mitad del tiempo en la sartén, y mitad en el horno.

¿Te gustaría cocinar como los mejores chefs? Pues inscríbete ahora en nuestros cursos gratis de:

Salsas paso a paso
Cocina japonesa