Masajes anti várices

La práctica de masajes regulares alrededor de la zona afectada por las venas varicosas ayuda a aliviar el malestar asociado con las várices. Las técnicas de masaje como el drenaje linfático y masaje circulatorio son especialmente beneficiosas ya que aumentan la circulación general…
  
  

Veamos algunos de los
masajes más
eficaces para combatir y prevenir las
várices:

1. Masaje Circulatorio

Esta técnica consiste en aplicar
masajes cortos y el principal objetivo es movilizar la sangre acumulada en las
venas varicosas haciendo que fluya en dirección al corazón.

2. Drenaje Linfático

Es una técnica de masaje que
consiste en golpes superficiales que estimulan la circulación y descongestionan
a los vasos linfáticos
permitiendo que la sangre fluya con libertad.

3. Presoterapia

Esta técnica de masaje consiste en
la aplicación de presión en sentido ascendente, partiendo de los pies hasta
llegar a la altura del abdomen en forma continua, de este modo se logra vaciar
los vasos linfáticos estimulando la circulación y eliminando acumulación de
líquidos, sales, grasas y toxinas.

Al practicarse esta técnica se
ejerce presión sobre la zona a tratar de modo que se devuelve el flujo sanguíneo
a los compartimientos intravasculares, previniendo así que vuelvan a aparecer
nuevas várices realizando un drenaje en las venas.

Este tratamiento se realiza en sesiones que tienen una duración de 30 minutos y
se efectúa en secuencias de 10 a 20 intervalos.

4. Masajes Caseros Para Várices

Usted también puede realizarse los
masajes anti várices desde la comodidad de su hogar. En este caso, algo muy
importante que debe tener en cuenta es que los mismos nunca se realizan
directamente sobre las várices.

Lo aconsejable es que comience
siempre desde los pies, pasando por las pantorrillas hasta llegar a la altura de
las caderas.

De este modo lo que se busca es estimular el drenaje linfático y
movilizar los tejidos congestionados haciendo que la sangre fluya hacia el
corazón.

Cómo Realizar Un Masaje Anti Várices

La técnica es bastante sencilla,
sólo requiere algo de práctica y constancia para poder apreciar los resultados.

Éstas son algunas recomendaciones
que quiero darle antes de comenzar a realizarse los masajes:

  1. Utilice la palma de sus manos o
    ejerza presión con sus dedos sobre la zona aledaña a las venas varicosas,
    nunca masajee directamente sobre las várices.
  2. Evite realizar presión con la
    yema de sus dedos.
  3. Para ayudar en el retorno
    venoso, lo ideal es elevar las piernas a 45 grados durante la sesión.

Los pasos que debe seguir para
realizarse los masajes anti várices son los siguientes:

1.  Siéntese cómodo sobre un sofá o
sobre la cama con las piernas ligeramente elevadas sobre un almohadón.

2.  Comience a realizar masajes
circulares suaves con las palmas de sus manos en las piernas comenzando por los
pies y vaya subiendo lentamente pasando por las pantorrillas. Siga realizando
los masajes circulares de modo ascendente hasta llegar a los muslos.

3.  Los masajes deben tener una
duración mínima de cinco minutos por cada pierna.

Aceites, Cremas y Lociones Naturales
Para Realizar Masajes Anti Várices

A la hora de realizar masajes anti
várices, es fundamental evitar la fricción sobre las venas varicosas. Es por
este motivo que siempre se recomienda utilizar algún tipo de lubricante para
realizar estos masajes.

Las cremas y lociones pueden ser una
buena alternativa, aunque teniendo en cuenta mi experiencia personal, debo
decirle que la mejor opción de todas siempre son los aceites.

Puede preparar un excelente aceite
para masajes con una mezcla 50/50 de aceite de oliva caliente y tintura de
mirra.

Por su parte, las cremas y lociones son un tratamiento ideal para combatir la
piel superficial afectada por las várices.

Quizás una de las desventajas de las
cremas a la hora de tratar várices es que sus beneficios no se hacen visibles a
corto plazo.

Para poder apreciar los resultados es necesario ser constante en la
realización de los masajes. De este modo podrá determinar realmente si los
mismos le dan resultado o no.

Los ingredientes más comunes en las
cremas anti varicosas son el extracto de Castaño de Indias, el Hammamelis y la
Planta de Árnica.

Estas hierbas son excelentes vasodilatadores de las venas, estimulan la
circulación, proporcionan una acción antiinflamatoria y disminuyen el dolor ya
que brindan un efecto analgésico.

Por
Estefanía Garret – Especialista en flebología. Autora de “Várices Nunca Más”, un
método que promete
mejorar várices y arañas vaculares en 60 días o menos.
Encuéntralo haciendo
clic aquí
ahora