Cómo conectar dos monitores a una PC

¿Quieres aprovechar al máximo tu computadora? ¡Aprende a conectarle dos monitores! 

Desde la aparición de Windows 98, y  según la cantidad de slots PCI libres en el motherboard, es posible instalar hasta ocho monitores a la misma PC.

Una configuración multimonitor permite distribuir nuestro trabajo en un área más amplia, lo que facilita el uso de varias aplicaciones a la vez. Por ejemplo, podemos tener un navegador web en una pantalla y nuestro editor de textos en la otra. También es útil para edición de audio y de video, e incluso sirve para ver un DVD mientras escribimos.

Otra ventaja es que los monitores se pueden configurar a resoluciones diferentes. Si estamos diseñando una página web, podremos observar inmediatamente cómo la verán los demás usuarios.

Por supuesto, para poder disfrutar de dos monitores tendremos que instalar dos placas de video en la PC. La tarea no es difícil, y sólo hay que tomar algunas precauciones básicas, como aseguramos de contar con los últimos drivers para las placas.

Algunas imperfecciones menores ocurren con los protectores de pantalla. Los de Microsoft soportan múltiples monitores, pero la mayoría sólo se ejecutará en el monitor primario. Lo mismo ocurre con juegos que tienen aceleración por hardware Open GL. Otra opción para tener dos pantallas es usar una placa de video con doble salida de monitor.

Cómo conectar dos monitores a una PC, paso a paso

Paso 1: Para empezar, deberemos sacar la tapa del gabinete, lo que nos facilitará la instalación de la nueva placa. Necesitaremos un destornillador y un tornillo para asegurar la tarjeta. De acuerdo con el tipo de gabinete que tengamos, esta tarea será más o menos complicada.

Paso 2: Las computadoras son muy susceptibles a la electricidad estática. Por eso, antes de continuar, deberemos ponernos ¨a tierra¨ en algún objeto metálico grande o en una parte despintada del gabinete. Ahora insertamos la placa suavemente en un slot libre y asegurarnos los tornillos.

Paso 3: Y, por fin, el esperado momento de la verdad. Enchufamos cada monitor en su respectiva placa de video y encendamos la computadora (crucen los dedos). Si se escuchan varios bips y el monitor no se activa, serpa necesario reasegurar las placas en sus zócalos.

Paso 4: Windows debería detectar la segunda placa de video y, posteriormente, pedirnos los drivers correctos. Hay que asegurarse de tenerlos a mano. Una vez que la placa esté instalada, aparecerá un feliz mensaje que anunciará este acontecimiento en el segundo monitor.

Paso 5: Será necesario reiniciar la computadora. Una vez que estemos de nuevo en Windows, deberemos acceder a las propiedades de pantalla, haciendo clic derecho sobre el Escritorio. En la sola Configuración, seleccionamos el segundo monitor y ajustamos sus características.

Paso 6: Esto es sólo para los más curiosos. Muchas veces, ambas placas de video comparten la misma interrupción (IRQ). Esto es completamente normal y no es un síntoma de problemas. Sin embargo, si sufren inconvenientes, pueden otorgar una interrupción diferente a cada dispositivo.

Paso 7: En esta pantalla del administrador de dispositivos de Windows se puede ver que ambas placas de video y monitores fueron instalados correctamente. Como ilustra la imagen de la derecha, ambos monitores tendrán el mismo papel tapiz, a menos que usemos Active Desktop.

Paso 8: Una vez que presionemos el botón Aplicar, el segundo monitor vendrá a la vida. Ahora podemos aprovechar todo el espacio de Escritorio extra. Simplemente arrastramos las ventanas al nuevo espacio o configuramos los juegos para que lo aprovechen.

Si deseas transformarte en un experto en computadoras y comenzar a ganar dinero con esos conocimientos, te sugerimos el curso "Como aprender a diagnosticar y reparar PC”s y Laptops" que encontrarás haciendo clic aquí