Home > Vida cotidiana > Hogar y decoración

Decoración

Para patinarte la casa

Si te divierten las pátinas, ¿por qué no aplicar tu hobbie en tu propia casa?

 

Antes de empezar: usá un poco la cabeza

Empezá por observar bien la superficie que vas a pintar, y decidí que tipo de pátina le querés dar. La pintura sirve para disimular defectos en superficies imperfectas y para darles un nuevo look. Pero antes de empezar hay que prepararla para lograr el efecto que queramos.

Por ejemplo lijar la madera virgen, o cubrir con yeso las imperfecciones. En todos los casos hay que limpiar bien la zona y aplicar un fijador al agua. Cuanto más lisa te quede, mejor va a ser el efecto logrado.

No te olvides de aislar adecuadamente tu lugar de trabajo. Usa diarios y plásticos para prevenir manchar toda tu casa. Usa cinta aisladora para fijarlos, y evitar sorpresas al final del trabajo. Cubrí todo a tu alrededor con sábanas viejas.

Las compras...

Ahora a comprar los materiales... Es esencial calcular bien la cantidad de pintura que vas a usar. Toma bien las medidas y pedile al vendedor que te aconseje.

Lo mejor es usar pinturas al agua. Son más fáciles de trabajar, y sobretodo de limpiar. Evitate el trabajo de andar limpiando los pinceles con aguaras, y sobretodo de esperar entre mano y mano.

Ya vas a poder impermeabilizara o proteger todo con barniz. Ahorrate dolores de cabeza. Pensa bien en que vas a necesitar y tené todo a mano antes de empezar.

Ya te decidiste, buscaste ropa vieja y te arremangaste las mangas... ahora ¡¡¡a trabajar!!!

Manos a la obra

Las pátinas se logran con la superposición de colores y sus diferentes técnicas. Usa un pincel cuadrado para darle la base blanca a toda la superficie, y dejala secar.


Una vez bien seca empieza la parte artística. A continuación te enseño algunas técnicas básicas. Una vez que tengas práctica en cada una de ellas, liberate. Usa tu imaginación y tu buen manejo de la pintura para conseguir el efecto que quieras.

1. Esponjado: Se logra dando golpecitos con la esponja. Es la mejor opción a la hora de mezclar varios colores. Carga la esponja con color, apretala bien contra un plato hasta sacarle todo el excedente (y evitar manchones) y aplicala sobre tu “objetivo”. Es mejor aplicar colores dentro de la misma gama, y jugar con los diferentes tonos.

2. Veteado: Después de que el color base (no es necesario que sea claro) este bien seco, frota tu superficie con cera dura. Pinta con el segundo color, y deja secar. Limpia el excedente de pintura con un trapo, y ¡listo!.

3. Craquelé: Pinta todo con cola y secalo con calor (secador de pelo). La cola va a formar pequeñas grietas, que a la hora de volver a pintar y limpiar van a quedar del color base.

Para tener en cuenta

Para que todo te salga bien hay ciertas cosas para tener en cuenta. ¡ATENCIÓN!

· Abusa de la cinta aisladora. Protege todo lo que no haya que patinar. No la dejes más de dos días porque se va a complicar sacarla si la pintura se seca mucho.

· Antes de empezar sobre el trabajo final, practica tus pátinas en cartón. No te lances de una hasta que estés bien segura. Es más fácil prevenir que curar, ¿no?

· Usa los pinceles poco cargados. Siempre es mejor volver a cargarlo que arreglar manchones.

· Jugá con todo. Esponjas, esténciles, pinceles, dedos,... No uses algodón porque deja mucha pelusa. Y con cualquier tipo de materiales: pasta de zapatos, betún, temperas, acrílicos y pinturas comunes. Pero nunca mezcles pinturas al agua con esmaltes o oleosas. Como el aceite y el vinagre, no se mezclan.

· Barniza todo. Hay muchas clases: opacos, brillosos, al agua, esmaltados, al óleo,... Pero cuida que tu trabajo no se arruine. Para algo trabajaste tanto.

Fuente: www.mujerbonita.com

 


 

 

Marina Labayen

Recomendar a un amigo:

 

COMENTARIOS:

 

comentario

Por MAYLEN.45


Mas notas del autor:

Marina Labayen

Zonas duras.

Zonas duras.

El cuidado de la piel debe extenderse durante todo el año, ¡y no sólo en el verano!

Sin mangas

Sin mangas

Y bueno, ya era hora de sacar la ropa liviana del fondo del placard. Y entre bermudas y soleritos nos encontramos con nuestras queridas y temidas musculosas. Escotadas, de colores, de algodón o con brillos; se convierten nuevamente en protagonistas de días y noches.

¿Dónde Pongo la Computadora?

¿Dónde Pongo la Computadora?

Se incorporó una nueva integrante a nuestra casa, y no sabemos donde meterla. Por más práctica que sea, la PC es un incordio a la hora de encontrarle el lugar indicado.

Videos

OTRAS NOTAS SOBRE

Las más leídas
enplenitud

Suscríbete gratis:

Comunidad:

Síguenos: