Me lesioné: ¿frio o calor?

Frente a una lesión, muchas veces solemos recurrir al hielo inmediato. Pero, no todas las molestias o lesiones son iguales y hay que saber cómo tratarlas en un principio…
-Si sufrimos una lesión llamada “traumática” como un esguince, o algún golpe que nos genero un chichón, debemos aplicar frio las primeras 24 o 48 horas.

-Por el contrario, a menos que nos hayamos dado un golpe directo, cualquier molestia de espalda debe tratar con calor.

-Las lesiones deportivas deben tratarse inmediatamente con frio para bajar la irritación.

Aplicación de frio

 Puedes utilizar las bolsas de gel, que solo debemos colocarle en el congelados y aplicarlas directamente.

Si no tenemos las bolsas de gel, pueden sustituirlas por bolsas de guisantes que puedes encontrar en tu congelador.  La puedes colocar sobre la zona dañada y se adaptara al cuerpo sin problema.

La aplicación no debe durar más de 10 minutos, porque si los dejas puesto más tiempo el cuerpo reaccionara generando una vaso dilatación que es lo que queremos evitar.

Aplicación de calor

Las mismas bolsas de gel pueden servir para aplicar calor. Solo debes colocarla en el microondas unos segundos y aplicarla en la zona. Si no, puedes utilizar la famosa manta eléctrica.

El calor no debe aplicarse por más de 20 minutos seguidos porque, también puede generar quemaduras.