La luna y la salud

Cuando la Luna transita por los signos, su influencia se dirige especialmente hacia el ámbito de la salud y nos permite elegir cómo cuidarnos mejor...

La enfermedad es un estado que se genera cuando se vive en contra de la naturaleza, sin embargo, nuestro cuerpo paciente soporta durante años el estrés provocado por el ritmo de vida vertiginoso que se vive hoy en día.




Seguramente, el cuerpo muchas veces reclama tranquilidad, y es muy importante prestarle atención a tiempo para no lamentar males mayores.


La Luna representa los sentimientos, las sensaciones y las emociones que nos rodean a diario. Es importante aceptar los sentimientos negativos, la agresividad, la decepción, la cólera, la tristeza y el enojo, y darles una vía de escape para que no nos bloqueen
.

L
os malos sentimientos no deben reprimirse, es imprescindible enfrentarlos para que no nos paralicen. También, es fundamental darle rienda suelta al amor, la alegría, la pasión y la dulzura para que nos inunden con sentimientos positivos y nos permitan lograr una mejor calidad de vida física y emocional.


La Luna, generadora de alivio


La influencia positiva y calmante de la luna
, ayuda al cuerpo a restablecer su equilibrio y funcionar correctamente. La luna pone en orden las  emociones, de modo tal que no interfieran con la salud y generen alguna enfermedad.

También ayuda a eliminar los sentimientos negativos antes de que se conviertan en síntomas que desemboquen en alguna afección del cuerpo.

El alivio que la luna proporciona tiene que ver con su energía protectora y benefactora, capaz de calmar, cicatrizar, sanar y devolver el bienestar al ser humano
, cada uno de los signos zodiacales está asociado a determinadas zonas del cuerpo y a órganos específicos.


Aries: ojos, nariz, cerebro y cráneo

Tauro: tiroides, dientes, mandíbula, amígdalas y orejas

Géminis: bronquios, hombros, brazos, y manos

Cáncer: pecho, estómago, hígado, vesícula, pulmones

Leo: corazón, espalda, aparato circulatorio y arterias

Virgo: aparato digestivo, nervios, bazo y páncreas

Libra: riñones, vejiga

Escorpión: órganos genitales, uréter

Sagitario: Muslos y venas.

Capricornio: piel, huesos, rodillas, articulaciones

Acuario: pantorrillas y venas

Piscis: pies, dedos de los pies


Cuando la Luna transita por los signos, su influencia se dirige especialmente hacia el ámbito de la salud y nos permite elegir cómo cuidarnos mejor.


Tránsitos de la Luna





Aries

Con el tránsito de la luna por este signo, es buen momento para iniciar dietas para perder peso y tratar problemas visuales, dolores de cabeza y cefaleas.


Leo

Cuando la luna transita por este signo, es ideal hacer ejercicios que fortalezcan la columna, dejar de fumar y hacer actividad aeróbica para fortalecer al corazón y limpiar las arterias.


Sagitario

Cuando la luna transita por Sagitario, es un buen momento para hacer buenas caminatas que estimulen la circulación, visitar al dentista e iniciar un tratamiento psicológico.


Tauro

Cuando la luna transita por este signo, es ideal comenzar una dieta para ganar peso, cortarse el pelo para que crezca más sano e iniciar tratamientos de belleza, especialmente de piel.


Virgo

Cuando la luna transita por Virgo, es una buena ocasión para hacerse exámenes médicos, iniciar ayunos y desintoxicaciones, hacerse lavados estomacales o intestinales, tomar infusiones medicinales y visitar al odontólogo.


Capricornio

Cuando la luna transita por Capricornio, es buen momento para atender a los dolores de huesos y contracturas con masajes y relajación.


Géminis

Cuando la luna transita por este signo, es ideal controlar garganta, nariz y oídos, así como también el estado de la visión.


Libra

Cuando la luna transita por Libra, es buen momento para iniciar tratamientos de belleza, especialmente capilar. También es ideal hacer una visita al dermatólogo para controlar el estado de toda la piel del cuerpo y estar atento a la aparición de dolores de garganta y resfríos.


Acuario

Cuando la luna transita por este signo, es buen momento para hacerse análisis de sangre, controlar la presión arterial y las afecciones en las piernas (várices, por ejemplo)


Cáncer

Cuando la luna transita por Cáncer, es buena ocasión para iniciar un buen regimen nutritivo, consumir alimentos naturales e iniciar tratamientos psicológicos.


Escorpio

Cuando la luna transita por Escorpio, deben evitarse las intervenciones quirúrgicas, eliminar vicios y adicciones, desterrar emociones y sentimientos negativos y toda sustancia tóxica que se aloje en el cuerpo.


Piscis

Cuando la luna transita por este signo, es buen momento para relajarse, meditar y aquietar la mente para lograr la calma interior. También es recomendable practicar ejercicios antiestrés y empezar una buena terapia de desintoxicación.


Si quieres aprender a realizar tu propia carta natal, o la de otra persona, inscríbete ahora en nuestro curso gratis de Astrología, haciendo clic aquí.