Inversiones personales: ¿para qué sirve Internet?

Comenzamos a mostrarle cómo aprovechar al máximo los innumerables recursos financieros de Internet.
Pagina nueva 1 La leptospirosis es una enfermedad transmitida por una bacteria llamada Leptospira

 

Al contrario de lo que ocurre en los Estados Unidos, en los países de Hispanoamérica la mayoría de la gente mira “de afuera” al mercado financiero, ya sea por desconfianza a la economía o el sistema financiero locales, miedo, desconocimiento o preferir invertir su dinero en opciones más tradicionales.

La llegada de Internet es una excelente oportunidad para que las cosas cambien, pues:

-hace accesible la información que antes sólo llegaba a unos pocos.

-permite buscar opciones e intermediarios fuera del ámbito local, aumentando el pool de posibilidades y ayudando a vencer la desconfianza.

Paradójicamente, el mayor inconveniente es la sobreabundancia de información.

Por ello, comenzamos hoy una serie de notas para servir de “brújula” en el mar de las inversiones online.

¿Para qué estar informado?

Los mercados financieros suben y bajan, y muchas veces nadie sabe muy bien por qué (aunque puede tener una aproximación en nuestro

Ello no quiere decir que en un mercado en baja (bear market) no se pueda hacer dinero igual que en uno en alza (bull market).

Para ello, hace falta desarrollar un sistema de información que permita tener acceso a los indicadores de eventuales oportunidades de inversión y variaciones de precios.

Los indicadores a menudo señalan la evolución del mercado.

Por ejemplo, los cambios en los precios de los bonos y las tasas de interés pueden reflejar tendencias del mercado que afectan el precio de las acciones.

Entonces, si el rendimiento de los bonos disminuye, los inversores corren a comprar acciones, haciendo que su precio aumente.

Si se dispone de esta información, se puede decidir cuándo comprar y vender (o retener). Teniendo un buen sistema de información online se puede estar constantemente informado y ahorrar tiempo en la recopilación y organización de la información.

¿Cuáles son los pasos?

Las inversiones exitosas requieren cinco pasos:

Identificar nuevas oportunidades de inversión

Analizar las posibles inversiones

Comprar

Monitorear

Vender

Identificar nuevas inversiones