¿Estás pensando en un teléfono celular que saque fotos?

Conozca todos los pormenores de esta nueva tecnología que está revolucionando el mundo de la telefonía móvil. Todas las características. Las ventajas. Las desventajas. Lo que está por venir…
  
  

Si de algo no existen dudas, es que los
teléfonos celulares se han hecho uno de los accesorios más populares de los
tiempos que corren. Basta con que un teléfono suene en alguna esquina
concurrida para que una docena de personas atine a atender. Sin embargo, esto
no resulta sorprendente, si se tiene en cuenta su practicidad y que ofrecen
constante comunicación desde cualquier sitio. Pues bien, ahora existe un nuevo
tipo de teléfono celular que está cautivando a las masas: el teléfono celular
con cámara. 

Hoy en día, los celulares pueden usarse para
recibir mails, jugar, enviar mensajes de texto, navegar en Internet y
mantenerse al tanto de reuniones. La capacidad de sacar fotos de los nuevos
celulares ha enviado corriendo a la gente a las tiendas. Estos aparatos
irrumpieron hace varios años en Japón y están disponibles en Estados Unidos
desde hace aproximadamente dos años. Han tenido tanto éxito que algunos aseguran
que será el aparato con más consumo popular de la historia. 

Una
revolución mundial
 

Los análisis de la industria de la telefonía
móvil dicen que el 12% de los teléfonos celulares vendidos el año pasado (2003)
tienen cámaras, y este número está creciendo rápidamente. De acuerdo a la
empresa de investigación IDC, se vendieron más de 80 millones en todo el mundo.

Podría decirse que un teléfono con cámara no
tiene nada de distinto a tener un celular y una cámara por separado, pero en
realidad, tener una cámara en un teléfono móvil es una experiencia
completamente distinta. Hace que la gente tenga cámaras consigo todo el tiempo,
listas para dispararse, para tomar esa foto inesperada. Además, hay que tener
en cuenta que las imágenes pueden transferirse a otras personas fácil y
rápidamente. 

La gente usa sus teléfonos para tomar fotos de
licencias de conducir, escenas de accidentes y, llegado el caso, delincuentes.
En agosto pasado, CNN informó que un adolescente de 15 años utilizó su celular
para fotografiar a un hombre que intentó hacerlo subir a su auto. Esta acción
envió a esta persona directamente ante la justicia.

Incluso los pequeños negocios o empresas están
encontrando funciones para este aparato. Los usan para ofrecer pruebas de que
un trabajo ha sido completado, por ejemplo, de una máquina que ha sido
reparada. Asimismo, los agentes de seguros los utilizan para documentar los
accidentes. 

El ciudadano común, portando un teléfono con
cámara, tiene ahora la posibilidad de sentirse un reportero. La gente envía sus
fotos a las agencias de noticias para dar su particular perspectiva de los
eventos.

Como si fuera poco, este adminículo está
llamado a empezar una revolución comercial.

Las mujeres están tomando fotografías de
vestimentas en las tiendas y las envían a otras amigas para aconsejarles lo que
deberían comprar. Recientemente, Scanbuy, una empresa situada en New York,
desarrolló un teléfono cámara que puede leer códigos de barras y desencadenar
una automática descarga de cupones, descripción de productos, y otra
información acerca del ítem que lleva el código. Esta aplicación permitiría
también sugerir tiendas que ofrezcan el mismo ítem a un mejor precio.  

Las
críticas
 

Como ocurre con la mayoría de las nuevas
tecnologías, el teléfono celular con cámara también tiene su lado oscuro.
Algunos críticos dicen que representa una amenaza a la privacidad, ya que están
siendo usados en baños, vestuarios y gimnasios. 

Museos de arte y otros
establecimientos donde la fotografía está prohibida suelen tener serios
problemas para controlar el uso del singular aparato. La rápida transmisión de
la fotografía telefónica permite que la información confidencial sea robada e
inmediatamente transmitida a lugares remotos. 

Además, mientras mayor es la
cantidad de información personal que está almacenada en los teléfonos, éstos se
convierten en un mayor atractivo para los ladrones, que ven esa información
mucho más valiosa que el teléfono en sí. 

Lo que vendrá… 

Dada la popularidad de este tipo de celular,
no resulta sorprendente que aparezcan nuevas formas de tecnología móvil. Nokia
ha introducido un nuevo aparato (modelo 3650) que puede grabar clips de vídeo
además de las “ya tradicionales” fotos. También tiene un servicio de Chat
Rápido que permite realizar videoconferencias en tiempo real. Los nuevos
celulares de la firma Sprint permiten ver 13 canales de televisión en el visor
del aparato. Los novedosos modelos de Sony Ericsson tienen una resolución de
1.3 megapixeles, lo que ha mejorado notablemente la calidad de la fotografía.
Asimismo, permiten a sus usuarios enviar imágenes a los sets de televisión y a
proyectores digitales. Por otra parte, Nokia se encuentra desarrollando un
software que transformará a sus teléfonos celulares en verdaderos periódicos
siempre actualizados.

Así parece ser. El
teléfono celular con cámara es sólo el comienzo. Prepárese para que este
aparato juegue un papel mucho más importante en el futuro. Y esté listo para
sonreír. Alguien puede estar tomando una foto suya en este instante.

Para
aprender todos los secretos de Internet,
inscríbete ahora en nuestro curso gratis
haciendo clic
aquí
.