Descuentos por tener el móvil apagado

La idea la ha implementado un restaurante de Estados Unidos: ofrece a los comensales un cinco por ciento de descuento si entregan sus teléfonos móviles a la recepcionista...

Desde que esta original idea entró en vigor hace algunos meses, los dueños del restaurante situado en la ciudad de Los Ángeles aseguran que el cincuenta por ciento de los clientes han acatado de buena manera la medida y optan por dejar sus teléfonos en la recepción.

Lo molesto y perturbador que resulta interrumpir una charla mientras se está comiendo por culpa de un mensaje de texto o una llamada han actuado de disparador para que estos originales dueños pensaran en cómo hacer más agradable la estadía en el local.

La competencia ya ha comenzado a valerse de diversas estrategias para ensombrecer esta resolución. Muchos locales de la zona adicionan tres dólares a la cuenta de cada cliente si utilizan el dispositivo móvil en el restaurante.

Según la socióloga española Natividad Aparicio Sánchez, “lo que intentan los dueños del restaurante de Los Ángeles es instaurar una conciencia distinta en aquellos individuos que entran a su negocio y que forman parte de esta sociedad tan desestructurada en muchos sentidos.

Por más que no deseen ir demasiado más allá del hecho de no usar el teléfono por una hora, la intención aporta para tomar conciencia y pensar en lo que está pasando en cuanto a comunicación se refiere.

Qué es eso de estar con gente y pasarse una velada entera escribiendo mensajes, contestando whats apps o hablando por teléfono? Esta sociedad necesita pequeños gestos como el de estos dueños para abrir los ojos y pensar que hay otras posibilidades posibles para comunicarse aquí y ahora con la persona que tenemos al lado. Se trata de conectar con otro individuo de carne y hueso y dejar las redes sociales y los chats para otro momento”.

“Hoy en día, en la mesa están los cubiertos, la comida y en un costado, el teléfono móvil. Con lo lindo que es disfrutar de una buena comida junto a nuestra pareja, familia o un grupo de amigos, qué tiene que hacer un teléfono en este momento?”, señala la chef argentina Rosario Gallardón.

El regreso a los tiempos donde la tecnología no irrumpe a cada momento puede ser posible, al menos para quienes se dejan llevar por una experiencia que puede resultar innovadora, en donde la compañía y la comida son los verdaderos protagonistas de la historia.

Ventajas de pasar un momento sin la tecnología de por medio:

1.- Enfocar toda  la atención en la persona con la que se está.

2.- Disfrutar en mayor medida de la comida y la compañía

3.- Dejar el estrés de lado y las preocupaciones para más tarde.

4.- Aprender a apreciar y a disfrutar de los momentos importantes de la vida por más pequeños que sean.