¿Cómo reducir el riesgo de osteoporosis?

Rutina de ejercicios para fortalecer los huesos y evitar la osteoporosis
  
  

La osteoporosis es la perdida de calcio
y otros minerales en los huesos. Esta pérdida hace que los huesos se vuelvan más
susceptibles a las fracturas.


Una dieta nutritiva con alimentos ricos
en calcio y la práctica regular de ejercicio durante toda la vida, reducirá el
riesgo de osteoporosis en años posteriores. Las personas que ya sufren
osteoporosis también pueden beneficiarse del ejercicio. Esto se debe, a que un
estilo de vida sedentario, alienta a la pérdida de masa ósea.

Hacer ejercicio con regularidad puede
reducir la tasa de pérdida ósea. La mayoría de las fracturas  se producen debido
a una caída. Se puede reducir el riesgo, mediante la práctica de ejercicio,
ayudando a la construcción de fuerza muscular y mejorando el equilibro.

Beneficios del ejercicio: reducción de
la perdido de hueso, conservación de tejido óseo, mejora de la condición física,
mejora de la fuerza muscular, mejora del tiempo de reacción, aumento de la
movilidad, mejor sentido del equilibrio y la coordinación, reducción del riesgo
de fracturas óseas, reducción del dolor, mejor estado de anima y vitalidad.

Los pacientes con osteoporosis siempre
deberán consultar con su médico o fisioterapeuta antes de elegir un programa de
ejercicios. Los factores a tener en cuenta incluyen: edad, gravedad de la
osteoporosis, medicamentos actuales, condición física y capacidad.

Una  combinación de ejercicios [para
combatir la resistencia, que incluya el ejercicio aeróbico y el fortalecimiento
muscular, es la mejor opción junto con ejercicios de equilibrio especifico.

Ejercicios recomendados:

-Ejercicios aeróbicos con pesas,
incluyendo baile

-Entrenamiento de resistencia con peso
libre

– Ejercicios para mejorar la postura,
equilibrio y fuerza del cuerpo.

-Natación y ejercicios acuáticos