Home > Amor y sexo > Pareja

Divorcio y Separación

Cómo ponerle límites a tu ex

Ponerle límites a la ex pareja es una de las situaciones más complejas que hay que afrontar cuando se decide tener una segunda oportunidad en el amor. ¿Cómo evitar que un ex invasivo ponga en riesgo este nuevo vínculo?

El pretexto de los hijos puede engañar durante un tiempo a todos los involucrados en la historia, pero con el correr del tiempo, éste suele poner las cartas sobre la mesa, aunque algunos de los protagonistas no estén interesados que así sea.

Terminar una relación nunca es fácil, y cuando hay hijos de por medio, mucho menos. Suele pasar que si la ex pareja es quien convive con los hijos que se hayan tenido en común, éstos sean la excusa ideal para presentarse en todo momento en la vida de quien alguna vez ha sido la pareja actual.

Lo que hay que entender es que padres serán toda la vida, es un lazo que no se puede extinguir, pero hay que cortar con el vínculo de la ex pareja por el bien de todos aunque implique un sufrimiento”, sostiene la psicóloga española Mireia Tarrés.

¿Qué hacer con tu ex?

1.- A nadie le gusta sentir el rechazo. Al menos podrá experimentarlo un par de veces y luego una persona que no recibe el feedback esperado se retira de modo voluntario.

“Esto es verdad. Gran parte de la responsabilidad para que una ex pareja siga apareciendo personalmente o en llamadas trayendo sus problemas personales y no los de los hijos lo hace porque le dan pie y espacio para hacerlo.

La responsabilidad para que este ex amor pueda realmente ser feliz y hacer su vida lo tiene aquel miembro que ha formado ya su propia historia y debe asumirlo aunque lo niegue o no le guste establecer una distancia.

Muchas personas en este caso dicen que no hacen nada malo siguiendo en contacto como amigos, pero lo cierto es que se crea una confusión, una ilusión consciente queda flotando en el ambiente, sobre todo si la ex pareja no ha podido formar una nueva relación. Seguramente, en el momento en el que establezca un nuevo vínculo amoroso ni se acordará de su ex. Por algo será”, destaca la especialista.

2.- Ninguna decisión puede ser tomada de modo arbitrario. “Los dos miembros de la pareja deben poder negociar cómo será la vida de ambos a partir de ahora o cómo será la vida de los tres.

En general, la pareja nueva es quien sufre más las consecuencias de una ex pareja ya que no se siente con la autoridad suficiente para establecer los límites.

Si hay hijos de por medio, mucho menos se sentirá con derecho a opinar, pero esto no puede dar lugar al maltrato o a la manipulación y mucho menos se debe asumir una postura de resignación y de aguantar lo que venga porque para algo se ha decidido establecer un vínculo y hay que respetarlo.

Hay que sentarse y poder hablar para llegar a acuerdos en donde la ex quede afuera de lo que debe ser la relación de pareja. Por ejemplo, una ex o un ex, aunque se da más el caso de ex mujeres que tienen una conducta obsesiva en muchas circunstancias, no pueden llamar a altas horas de la noche para simplemente saludar o contar un problema que se ha tenido durante el día.

No pueden evadir un terreno íntimo o estar constantemente enviando mensajes o mails. Hay actitudes que deben respetarse, pero este límite es muy sencillo de establecer ya que  quien ha formado una nueva pareja debe decirle claramente hasta dónde puede llegar”, argumenta la psicóloga.

El no poder negociar solamente hará que uno de los dos se vuelva rencoroso por tener que tolerar una decisión con la que no está de acuerdo.

“Hay que tener mucho cuidado porque el resentimiento es muy malo para uno mismo, pero también puede trasladarse si es que hay hijos de por medio que provienen de esa antigua relación tanto por parte de la actual pareja como por parte de la ex ya que usará a los hijos como mensajeros o como víctimas”, explica la experta.

3.- Aquella persona que tiene una pareja actual no debe encargarse de mantener a su ex económicamente, ni ir a su antigua casa a solucionarle un problema casero por más amigos que sean.

“Siempre habrá una excusa que justifique los actos, pero establecer una distancia es saludable para que todos puedan continuar con sus vidas, no haya confusiones y quien esté solo pueda abrirse camino hacia una nueva oportunidad en el amor. Si la ex pareja siempre está presente para responder como una tabla de salvación es muy mala señal”, declara Tarrés.

4.- Mantener una distancia prudente no significa tener una mala relación. “Al contrario, lo que se debe intentar es no interferir en la vida de la otra persona, como si la actual pareja no existiera.

En el amor, a veces se gana, en otras oportunidades se pierde y hay que saber retirarse con dignidad, valerse de las virtudes y las fortalezas para dejara tras la relación que no pudo ser y no atarse despiadadamente a un vínculo que es un recuerdo.

Hay que ser sensato y seguir el propio camino sin vivir a la sombra”, finaliza diciendo la profesional.

Natalia Fernández, autora del libro “Recuperar Mi Matrimonio”, te ofrece consejos y herramientas para ayudar a las parejas en el desarrollo de una buena comunicación y la resolución de los conflictos que muchas veces llevan a la separación. Encuéntralo haciendo clic aquí

 

Recomendar a un amigo:

 

COMENTARIOS:

 

oracion

Por ERIICHUY


Mas notas del autor:

La Redacción

Cómo aprender a comunicarse 10 veces mejor para alcanzar el éxito

Cómo aprender a comunicarse 10 veces mejor para alcanzar el éxito

¿Cómo te comunicas con las personas? ¿Y cómo mejorar tu comunicación... y tus relaciones interpersonales?

Cómo hacer decoupage sobre jabón

Cómo hacer decoupage sobre jabón

Muy fácil y práctico, y con materiales que se encuentran en cualquier hogar

Paellas para hacer en casa

Paellas para hacer en casa

Variantes de paella atractivas y sencillas para preparar en casa 

Videos

OTRAS NOTAS SOBRE

Las más leídas
enplenitud

Suscríbete gratis:

Comunidad:

Síguenos: