¿Cómo encontrar un proveedor chino confiable?

Hacer negocios con China parecería muy simple, y es usual escuchar que muchas lo hacen. Debes impedir que las barreras idiomáticas y culturales se crucen con un proveedor de mala madera…
Hoy en día, hacer negocios con China no solo pertenece a las grandes corporaciones o empresas.

Hoy en día está orientado a todos los emprendedores que quieren mejorar sus ingresos, tener libertad economía o aquellos que quieren desarrollar nuevas oportunidades para su mercado.

¿Por qué hacer negocios con China?

El país asiático nos provee del casi 90% de los productos que consumimos a diario, convirtiéndose en la fabrica del mundo.

Principalmente lo que atrae a todos de los productos chinos es su precio, que logran obtenerlo por su bajo costo de manufactura y los grandes volúmenes de producción que manejan.

Cuando obtienes información certera o, visitas algunas de sus gigantescas ferias, puedes ver las oportunidades de negocios que se presentan.

Con la cantidad de exportación, se han convertido prácticamente en socios comerciales. Cada uno en su emprendimiento se ocupa de buscar el mercado, conseguir clientes y demás, y los chinos se encargan de producir dicho producto.

Hay que hacer una distinción: comprar por internet no se parece en nada a las compras por medio de proveedores chinos.

En la web, uno tan solo adquiere un producto a través de un portal web, pagando mediante una tarjeta de crédito, paypal o westen unión y recibe el producto en su domicilio o correo postal seleccionado.

Importar directamente de China, es un negocio totalmente diferente. Lo más difícil es conseguir un proveedor confiable.