Home > Dinero > Empleo

Sobrevivir al desempleo

Comenzar de cero (I)

Uno va construyendo su vida paso a paso, ladrillo tras ladrillo, dándole un rumbo que piensa inalterable y pensando que lo está eligiendo.Pero a veces, la marcha se interrumpe.

Sea culpa de la situación económica o de otros factores externos, sea producto de crisis internas (¿cuántas veces nos damos cuenta tarde que en realidad nunca elegimos nada, y que hubiéramos querido otra cosa?), nos encontramos de golpe que delante nuestro hay una tierra yerma.

Y no tenemos más remedio que comenzar otro camino.

Empezar de nuevo, arrancar de cero, muchas veces sin tiempo para hacer el duelo por lo perdido, por las ilusiones dejadas atrás.

Sin poder aceptar que, quizás, nos equivocamos en nuestras elecciones y en nuestras decisiones.

Y pensamos: "ya no tengo veinte años", "ya es tarde", "no sé hacer otra cosa", "mi familia no lo aceptará", "no me animo", y la lista de excusas sigue y sigue.

Y parece que nos derrumbamos, y que el mundo se derrumba a nuestro alrededor, y que no hay nada que hacer.

Hace poco me contaron este chiste:

Dios se aparece al Papa, al Dalai Lama y al Gran Rabino, y les dice en dos días vendrá nuevamente el Diluvio Universal y las aguas cubrirán la Tierra para siempre.

Ante esto, el Papa anuncia: Hermanos, les tengo dos noticias, una buena y una mala: La buena es que Dios existe, y la mala es que destruirá la Tierra y tenemos dos días para arrepentirnos de nuestros pecados. 

El Dalai Lama, por su parte, dice a sus fieles: Les tengo dos noticias. Una es que, pese a lo que creíamos, Dios existe.

La otra es que tenemos dos días para meditar y alcanzar el Nirvana.

El Gran Rabino, en tanto, anuncia: Tengo dos anuncios que hacerles. Una, es que Dios existe. La otra, que tenemos 48 horas para aprender a respirar bajo el agua.

¿Nunca se puede?, ¿ya nada se puede?

¿No nos estaremos equivocando nuevamente?

Pero no alcanza con superar esas barreras psicológicas.

Dejamos de buscar excusas como la edad o el "ya es tarde", y estamos decididos a recomenzar.

¿Y ahora?

En vista de la época que nos toca vivir, podríamos tomar como ejemplo lo laboral, aunque lo mismo se aplica

a cualquier área de la vida.

PASO 1:

Si el terreno que conocíamos bien (el trabajo que hice siempre, pasar de la relación

de dependencia al trabajo autónomo, etc.) se demuestra cada vez más y más estéril, hay que empezar a pensar que hay que buscar otras alternativas, aunque sean totalmente desconocidas ¡¡y nos de TERROR!!

PASO 2:

El Terror puede ser producto del famoso miedo a lo desconocido, pero es muy posible que incluya también cuestiones de nuestra historia personal (seguridad en mí mismo, relación con los padres, ser más o menos dependientes de los demás, etc.).

Fuere cual fuere la causa (que se podrá descubrir o no), lo imprescindible en este momento es poder "salirnos de nosotros mismos".

Es decir dejar de darnos manija y tratar de ver las cosas en forma OBJETIVA (pensar, por ejemplo, ¿qué le diría a alguien que me plantea lo que yo me estoy planteando?).

Preguntarse:

- ¿Dónde estoy parado realmente?

- ¿Cuáles son las ventajas y desventajas REALES de la situación?. En el 90% de los casos es más terrible lo que nos imaginamos que la realidad en sí.

- ¿Cuáles son mis posibilidades OBJETIVAS de encarar un proyecto NUEVO y en terreno (teóricamente) DESCONOCIDO?.

Muchos responden en este punto: "No me siento capaz", "no sé", "no puedo".

Nuevamente, en el 90% de los casos esto NO ES CIERTO (salvo, lógicamente, que su objetivo sea ganarle un cabeza a Maradona).

¿Quiere un truco?: Olvide lo que USTED piensa de usted, y trate de ver lo que los DEMAS piensan de usted.

¡Y créales! (por supuesto, no es recomendable pedirle opinión a su peor enemigo).

¡Atención! Cuanto más avance, menos tendrá que depender de la opinión de los demás y más de la suya propia.

¡Este es el momento de pedirles permiso para dejar de pedirles permiso!.

Continuará...

 

Daniel Gueller
Psicoanalista

Recomendar a un amigo:

 

COMENTARIOS:

 

NO TENGAS MIEDO JAMAS

Por GUIFER1


siempre hay q empezar

Por SOLCITO1112


Comenzar de cero

Por MUGUET


Mas notas del autor:

Daniel Gueller

La vida en plenitud: ¿conmigo o con los demás?

La vida en plenitud: ¿conmigo o con los demás?

¿Se puede pensar en uno mismo sin pecar de egoísmo y sin olvidarse de los demás?

¿Qué edad tengo?

¿Qué edad tengo?

Pregunta tonta, pensarán muchos. Basta con mirar el documento para darse cuenta. Pero pensándolo bien, ¿es tan así?.

¿Egoístas?

¿Egoístas?

Si no me ocupo de mi mismo, ¿alguien lo hará...?

Videos

OTRAS NOTAS SOBRE

Las más leídas
enplenitud

Suscríbete gratis:

Comunidad:

Síguenos: