Aprenda a registrar su Historia Personal

Tener memoria de lo sucedido, es parte fundamental del futuro, el asunto es como capturar en la mente, lo que hemos vivido sin luego olvidarnos... ¿no sería bueno tener un registro imborrable de ello?

¿Quién soy yo?

Ésta podría ser una pregunta difícil de contestar. Muchos de nosotros nos definimos por el trabajo que hacemos, nuestros hijos, o el estatus que hemos logrado.

Todas partes de nosotros mismos, pero hay más. Están las historias particulares, las experiencias que nos han formado, los valores que nosotros celebramos, y las relaciones que hemos nutrido.

Historias que interesan a los especialistas en historia oral, una nueva casta de profesionales especializados que ayudan a personas mayores y a sus familias, así como a diferentes empresas y organizaciones, a guardar sus propias historias.

Esta nueva forma de mantener el registro de los hechos vividos, es un fenómeno que incluye a personas de todas las generaciones.

Términos como “la historia personal”, "memoria" y "biografía" se encuentran cada vez más frecuentemente en la cultura joven. ¿Por qué es eso?

Debido a los constantes cambios de la situación mundial, cada vez más, tenemos la necesidad básica de saber de donde venimos, y para recordar nuestro pasado, aunque no siempre sea satisfactorio.

¿Por qué grabar su historia de vida o la historia de alguien que usted ama?

El motivo fundamental reside en que tener un recuerdo fiel de nuestro pasado, es la manera más directa de transmitir los valores familiares, crear conexiones más profundas entre mayores y jóvenes.

La reminiscencia es una parte saludable del desarrollo adulto. La muestra de los estudios realizados, dice que hay gran beneficio terapéutico en los mayores que participan de la reminiscencia y revisión de sus vidas.

Estos beneficios incluyen el aumento del autoestima, disminución de la depresión, y un cambio en diferentes aspectos de la visión que se tiene de la vida. Cuando nosotros envejecemos, necesitamos volver atrás y sacar provecho a todas nuestras experiencias, buenas y malas.

¿Cómo se archiva una historia personal?

Hay una gran variedad de maneras. Hay varios formatos de grabación:

-¿biografía escrita?

-¿CD de audio o cassettes?

 ¿vídeo o DVD?

 ¿una compilación de historias familiares y genealogía?

El proceso normalmente empieza con el narrador entrevistándose con un miembro familiar o un entrevistador profesional. Pueden ser necesarias varias sesiones preliminares para diseñar los temas globales e historias básicas a desarrollar.

Algunos historiadores personales se pronuncian por la eficacia de entrevistar a un personaje neutral, para profundizar la historia que una persona involucrada podría contar.

No obstante, una vez que una historia se cuenta, luego puede conservarse en cualquier formato. Los especialistas en archivos, recomiendan el papel libre de ácido para imprimir, y el embalaje bien aislado con cintas, para videos y recuerdos familiares.

Algunas compañías especializadas, ofrecen una variedad de servicios incluso el video y la historia de vida grabada en audio, árboles familiares y preservación del documento, biografías cortas, testamentos, etc.

A menudo, los historiadores personales ofrecen servicios de consultas para aprender a manejarse independientemente, en centros de jubilados y organizaciones de la comunidad.

Hay muchos libros y clases en genealogía, y técnicas de historia oral , para aquellos que quieren trabajar en sus propias historias familiares, y adquirir las principales indicaciones para manejarse con diferentes medios (computadora, audio, y video) en los centros de jubilados y las bibliotecas locales.

Superando los Obstáculos

El tiempo y el conocimiento son las principales barreras que pudieran presentarse. Muy pocas personas de entre 35 y 55 años pueden traspasarlas y avanzar en el desarrollo de una biografía.

Otras personas, sienten y piensan que en realidad, su historia personal no tiene nada de atractiva y a nadie le interesaría conocerla… error. Acaso ¿usted no quisiera poder saber sobre las experiencias de su bis abuelo en el 1800? ¿No piensa que dentro de 200 años, sus familiares no estarán atraídos por la posibilidad de conocer con detalle a sus antepasados?

 

 

Compartir |