Situaciones que matan el amor

¿Es posible conservar la atracción de los primeros días? ¿Cómo evitar esas pequeñas cosas que van terminando con la pasión? 

Mantener una relación con la intensidad y la pasión de los primeros días es una tarea compleja. “Los sentimientos y emociones se van transformando.

No se tienen por qué apagar sino que van mutando. Algunas sensaciones se potencian, mientras que otras se van construyendo con el día a día
”, reflexiona la sexóloga española Berta Lamos Pérez.

Situaciones que matan el amor:

· La rutina. “El aburrimiento es un enemigo que influye negativamente en la relación de los cónyuges.

El hacer todo lo mismo todos los días, la sobrecarga de tareas, la falta de ayuda entre ambos, el egoísmo y la indiferencia son características que en su conjunto conforman el tedio
”, explica la psicóloga española Vanesa Rodríguez Paú

· Agresividad: el maltrato entre ambos es otro de los factores que perjudica el vínculo. “Lleva a la frustración y cuando el desengaño se hace presente es muy complejo revertir la realidad”, opina la psicóloga

· La infidelidad. “Las relaciones extramatrimoniales a veces se perdonan, pero lo cierto es que aunque se decida continuar con el matrimonio es muy difícil olvidar y la relación y el vínculo sexual no vuelve jamás a ser lo mismo que antes”, reflexiona la sexóloga Lamos Pérez.

Secretos para conservar una relación óptima sin que se apague el fuego:

· El factor sorpresa es un aliciente ideal para sacar a la pareja del aburrimiento. “Salir juntos una vez a la semana a hacer algo diferente a lo acostumbrado o preparar una cena especial con buena música son detalles que intensifican el vínculo de pareja”, aconseja Rodríguez Paú

· La pasión hay que alimentarla constantemente. “Una mujer tiene sus herramientas para mantener contento a su hombre.

Algún conjunto de lencería divertido o invitarlo a ver una película erótica pueden ser factores que fortalecerán la relación
”, recomienda la sexóloga Lamos.

· La preocupación por el otro. “Muchas parejas se quejan de que no sienten apoyo ni interés por parte del cónyuge.

A veces es así y otras es producto de la costumbre y la rutina. Cuando ya se está mucho tiempo con alguien, se cree que no es necesario preguntar ni escuchar
”, argumenta la psicóloga. 

La convivencia solamente mata el amor cuando la sensación de costumbre está muy instaurada en la pareja. “Realmente este sentimiento es un mito ya que hay matrimonios muy felices y apasionados, pero esta logro no es gratuito.

Así como en todo, hay que trabajar para poder disfrutar de lo conseguido. Recuperar nuevamente la frescura y la creatividad del vínculo es muy importante para que no se dañe lo que se tiene y pueda perdurar más allá de las dificultades”, concluye Rodríguez Paú

Natalia Fernández, autora del libro “Recuperar Mi Matrimonio”, te ofrece consejos y herramientas para ayudar a las parejas en el desarrollo de una buena comunicación y la resolución de los conflictos que muchas veces llevan a la separación. Encuéntralo haciendo clic aquí