¿Por qué me cuesta bajar de peso?: La respuesta del endocrinólogo

Cuando nos cuesta bajar de peso, solemos echarle la culpa "a las hormonas". Pero, ¿tienen realmente la culpa?

Los problemas hormonales son un porcentaje muy bajo entre las causas que dificultan adelgazar.

 

Los verdaderos motivos dependen de un desequilibrio originado entre lo que se come y las energías que se gastan.

 

Las causas de la obesidad según esta disciplina se dan por un balance energético positivo que lleva a un aumento de la masa corporal. Si fallan los mecanismos de ingreso y egreso de calorías puede llevar a ese desequilibrio que origina el aumento de peso.

 

El ingreso energético está determinado por una serie de neurotransmisores y hormonas que intervienen en el proceso de saciedad y apetito: la serotonina, cortisol, leptina, neuropéptido Y, CRF, dopamina, y otras sustancias que se relacionan con la conducta alimentaria del individuo.

 

Por otro lado la inactividad corporal va generando también acumulación de grasa debido a una menor oxidación de la misma.

 

Muchas veces la dificultad para bajar de peso puede darse por cierta codificación genética que generalmente coincide con haber comenzado a tener obesidad desde la pubertad.

 

En todo caso, es claro que son relativamente raros los casos de obesidad vinculada con trastornos endocrinológicos, salvo en el caso del hipotiroidismo -aunque, aún en este caso, muchas veces se le adjudica mayor responsabilidad de la que realmente tiene.

 

Si quieres conocer las dietas que realmente funcionan, descarga ahora nuestro libro gratis Adelgacemos con salud-Las dietas que funcionan, haciendo clic aquí.