La música del corazón

Poesías para el alma.

Poesías para el alma.

En ésta perfecta tarde,

Te escribo oh ruiseñor ,

La música de mi corazón

Te dedico oh amor .-

Solos tú y yo

En ésta tarde el brillo del sol

Es más tenue que mi amor.-

A la luz del día saludo

A mi hombre amado

Señalo y grito

Por Dios que sensación

Te bendigo fuertemente

Por ser el mejor.

B A I L E E N E L M A N G L A R

Faisanes, garzas y pavos reales

Conforman la coreografía

De éste baile

A la luz del Sol

Bailan y con su destreza

Escriben historias

De hoy ,de ayer y del mañana

Mientras en los manglares agrestes

Los músicos tocan

Una sinfonía , otra y más

En la vida las sinfonías

Se suceden de una, dos y más.


E L M A R

Todo transcurre como en un idilio ,

Idilio entre los peces y el agua

Mientras el sol mira en silencio,

Parece bailar alrededor

Y cuenta historias de amor ,

Historias de amor y de odio ,

Historias de amor y de sueños,

Brincan los peces y el sol se esconde

El mar danza con ´peces multicolores

Y sirenas alegres de verdad ,de verdad.-

Arrecifes de colores, peces de cristal,

Barcos en descanso, historias sin igual

Tejen telarañas de cuentos ,con sabor a

Ungüento , de negras que fuman

En pipa y bailan al compás de los

Candombes, en las casas de adobe

Del Buenos Aires colonial.

L A R U E D A

Gira y gira la rueda

Mientras la niña

Queda perpleja ,

Asemeja casi dormida

A una abuela añeja

Lleña de sabiduría traza

Surcos firmes,

Coloreados con sublimes

Colores que ayudan a pintar

Hermosos tapices

Que enmaranados de bordados

Tejen vaya a saber que matices.

Soltad amarras niños felices

Que pronto llegaran tiempos

Bordados de tapices

Con colores carmesí

Y brincos por doquier

Bailarán encantados una danza

Mágica blanca y sublime

Cual magnolia en flor

Que asemeja una montaña

Desnuda, rubia y hermosa

De perfecto cielo sin nubes,

Fuerte y victoriosa

Audaz como la rueda.