La búsqueda de la verdadera belleza

Muchas personas buscan la belleza externa sin saber que la podemos encontrar en nuestro interior y que al estar bien con uno mismo, y en armonía, trasmitimos eso al exterior.

Todos somos seres de energía y vibramos de diferentes maneras con las personas. Si nuestra energía esta equilibrada nos sentiremos en paz con nosotros mismos y con los demás. Atraeremos felicidad, bienestar y nuestro alrededor lo notará.

La energía vital es la esencia de todo ser humano viviente a través de la cual, si se la activa adecuadamente, se obtiene un estado de armonía en los tres niveles: espiritual, psíquico y físico.

Con los masajes energéticos, el chien chi cua y el reiki podemos lograr esa armonía.

 El masaje oriental se realiza en base a las necesidades de la persona. Es importante tener presente que no solo se pretenden tratar los síntomas, sino también sus causas. Para poder diagnosticar la causa exacta de los síntomas de una persona hace falta un perfil con el que nos conectaremos con el estado psicológico y emocional del paciente.

 Estos masajes se dividen en diversas técnicas, entre las cuales está la digitopuntura.

La digitopuntura es una técnica de digitopresión que se basa en la teoría de los catorce meridianos de la acupuntura.

 Los meridianos son las canalizaciones de la energía vital denominada chi. La única diferencia del Shiatsu con la digitopuntura radica en la presión a aplicar en los puntos. Mientras en el método de Shiatsu, la presión sobre los puntos del meridiano se aplica con el pulpejo del dedo pulgar, en la digitopuntura se aplica con la punta del dedo pulgar, con lo cual aumenta la precisión.

La digitopuntura se utiliza para equilibrar la energía de nuestro cuerpo, aliviando así las dolencias que lo perturban. Dicha energía circula a lo largo del cuerpo por líneas.

 El chie´n chi cua  sintoniza la energía del cielo para su  aplicación mediante las manos para realizar trabajos de armonización al paciente.

Este ayuda a tener confianza en uno mismo y mejora la salud tanto física y mental como emocional.

 La palabra reiki significa energía vital universal. Es un método natural para restaurar, equilibrar y armonizar a los seres vivos.

Entre muchas virtudes, reiki contribuye a aliviar dolores, reducir el estrés, armonizar los órganos vitales, elevar la autoestima, y rescatar la alegría de vivir.

Por eso en todo el mundo cada vez mas instituciones medicas lo adoptan como terapia de apoyo.

El instrumento para ello esta en las propias manos del Reikista que a través de ellas canaliza la energía del universo para la sanación.

Reiki nos induce a detenernos en la maravilla de las cosas que en general no son notadas. Vivir aceleradamente constantemente equivale a abrirle las puertas a fantasmas que se disfrazan de angustia, insomnio, paranoia o cosas peores. Por esa razón hay que encontrar el equilibrio.

 El reiki, el chie´n chi cua y los masajes ayudan a equilibrar la energía basándose en las necesidades de cada persona tratando al paciente como un ser individual.

Todos tenemos la capacidad de realizar cambios para una mejor vida posible, el primer paso importante para sanar tu vida es la conciencia de que necesitas un cambio, con el tiempo esta conciencia te permitirá ver la belleza y el amor pudiendo superar el sentimiento de soledad y vacío.

Somos muchísimo mas que nuestro cuerpo… todos somos espíritu, luz, energía, vibración y amor.