Entendiendo el código de una entrevista laboral

Toda empresa maneja su dialecto interno. Algunos son más formales que otras pero son siempre coherentes dentro del sistema que cubren.

Aunque esté preparado para la entrevista que puede significar el trabajo de su vida, aunque haya buscado información de la empresa, aunque haya repasado una y mil veces lo que piensa decir, aunque usted sepa que es el mejor para el puesto, todo puede ser inútil si no logra entender el código que se manejará en esa entrevista.

Para que esto no arruine su oportunidad, trate de parecer lo más profesional posible hasta que descubra cuál es la forma en que se manejan en la empresa.
Intente dar una buena impresión pero no permita que su actitud se vuelva rígida y distante.

Debe ser amable con todos. Si la situación parece la apropiada no está demás comenzar una charla con la recepcionista. Esto le dará una idea del manejo dentro de la empresa, del grado de formalidad.

Al entrar a la oficina de quien vaya a entrevistarlo, observe las paredes, la disposición de los muebles, cómo está vestido el entrevistador: esto le dará una idea de si es formal o informal.

Una oficina ordenada, con paredes lisas, sacos oscuros, corbatas oscuras y zapatos indicarán lo contrario que una oficina llenas de posters
y una persona de zapatillas y remera.

Si piensa que se encuentra en un ambiente relajado, puede aflojarse el nudo de la corbata y desabotonarse un botón de la camisa.

Si su entrevistador ofrece alguna anécdota, puede hacer lo mismo. Siempre intente mantener el mismo nivel de conversación sin que parezca que se está esforzando demasiado.

Si observa que el ambiente es más formal, quédese sentado en la silla e intente no mover los brazos. Demasiada gesticulación puede ser inapropiada en esa clase de empresas.

Si no logra descifrar cuál es el código que usan, intente ser lo más reservado posible. De esta manera, las probabilidades de error disminuyen.

Otra forma de asegurarse de que no está errándole por mucho es usar las mismas expresiones que ha utilizado su entrevistador al explicarle los objetivos de la empresa y las tareas que usted cumpliría.

Y mantenga siempre una postura moderada, los extremos son riesgosos en una entrevista.

Aprende los secretos de la etiqueta, el ceremonial y el protocolo con nuestro curso gratis.
Inscríbete ahora haciendo clic aquí.