Alimentos crudos para perros

La dieta crudi­vora consiste en darle a la mascota alimentos crudos como carne, huesos, vegetales triturados y visceras. ¿Es recomendable este tipo de alimentacion?

Esta propuesta alimenticia fue creada por un veterinario australiano y el objetivo es maximizar la salud y los años de vida de la mascota ya que las dietas basadas en productos artificiales causa a largo plazo muchos trastornos que pueden llegar a complicar la salud del animal.

Quienes están a favor de esta dieta aseguran que es la mejor manera de alimentar sanamente a los animales ya que este tipo de alimentación se asemeja a la forma que tienen los animales salvajes de adquirir su comida en el bosque o medio ambiente natural.

Otras de las ventajas a destacar por quienes están a favor de este régimen consideran que se evitarían las alergias, el sobrepeso, las heces son menores y con menor olor.

También destacan que durante años los perros han sido alimentados con comida humana o cruda antes de que apareciera la comida procesada.

La dieta Barf (o ACBA por su traducción al español “Alimentación Cruda Biológicamente Apropiada), asegura que es la mejor opción para acercar a los animales a su verdadera naturaleza y que siempre se debe recurrir a un especialista que pueda determinar la cantidad de productos y la variedad que los perros necesitan consumir diariamente.

Los detractores de esta modalidad destacan que los huesos pueden perforar los intestinos del animal o que los alimentos crudos pueden contener bacterias y transmitir así graves enfermedades.

Antes de brindarle alimentos crudos a la mascota, es conveniente consultar con el especialista para que pueda evaluar la situación teniendo en cuenta sobre todo, la historia clínica del animal.

Una vez comentado el caso con el veterinario, aquellos propietarios que deseen intentar este tipo de dieta, pueden evaluar las siguientes propuestas:

1.- Administrar un veinte por ciento de carne que puede ser de ternera, pollo, cordero o pavo.

2.- Mezclar ese veinte por ciento con huesos crudos

3.- Incorporar un quince por ciento de lechuga, espinacas, zanahoria, tomates y brócoli.

4.- Entre los suplementos que se pueden agregar (uno por comida), se pueden tener en cuenta una cucharada de aceite de salmón, un trozo de huevo duro con cáscara, una cucharada de vinagre de manzana y una cucharada de yogurt natural.

La Dra. Teresita Caballero, médica veterinaria, tiene la solución para los problemas de comportamiento de tu perro, en su "Guía de adiestramiento canino paso a paso", que encontrarás haciende clic aqui