7 alimentos “malos” que ayudan a quemar grasas

Las tentaciones parecen estar al acecho en todos los rincones, especialmente cuando usted está tratando de perder peso. Pero muchos alimentos que son considerados perjudiciales pueden no ser tan malos después de todo. Conozca qué alimentos con mala fama pueden ayudarle a perder peso sin recuperarlo después…


Huevo

En relación a la alimentación sana, pocos alimentos han generado tanto debate como el huevo.

Las investigaciones más recientes demostraron que comer un huevo por día resulta sano y nutritivo para la mayoría de los adultos, y si usted come ese huevo en el desayuno, aumentará sus posibilidades de perder peso.

La razón: los huevos están llenos de proteínas, que necesitan tiempo para ser digeridas. Comer proteínas durante la mañana mantendrá su estómago lleno, por lo que comerá menos durante el resto del día.

Bife (bistec) de carne magra

Durante años, los expertos en salud y nutrición han recomendado comer menos carne roja. Pero el bife no siempre es malo para bajar de peso.

De hecho, un corte magro de carne tiene apenas más grasa saturada que una pechuga de pollo sin piel de tamaño similar.

Al igual que el huevo, la carne está llena de proteínas y puede mantener la sensación de saciedad durante más tiempo.

Para obtener una cantidad suficiente de proteínas sin tanta grasa, puede come lomo, solomillo, u otros cortes extra magros, y limitar las porciones al tamaño de la palma de su mano.

Carne de cerdo

La carne de cerdo tiene indudablemente una mala reputación, incluso el término "cerdo" se utiliza para describir todo tipo de excesos, por lo que no es de extrañar que quienes quieran adelgazar lo excluyan de su dieta.

Pero en este caso, la carne de cerdo ya no es como solía ser. Los cortes actuales de lomo de cerdo son un 31% menos calóricos que hace 20 años.

Esto hace de esta carne blanca una fuente magra de proteínas, con ventajas similares a las de la carne roja magra.

Pastas

En lugar de evitar las pastas cuando está a dieta, consuma pastas integrales y reduzca las porciones.

Los estudios sugieren que las personas que comen varias raciones de alimentos integrales por día tienen más posibilidades de bajar de peso y de mantener un peso saludable.

Según un estudio, el consumo de harina integral en lugar de harina refinada también puede ayudar a quemar la grasa abdominal.

Nueces

Las frutas secas pueden ser ricas en grasa, pero no son grasas malas. Y también son ricas en nutrientes, proteínas y fibras, lo que puede ayudar a estabilizar el nivel de azúcar en la sangre.

Claro, usted obtendrá algunos gramos adicionales de grasa comiendo un puñado de nueces, pero vale la pena si eso le ayuda a evitar picotear galletitas u otros dulces.

Incluso la mantequilla de maní puede ser aliada de una persona que está a dieta. Los estudios demuestran que pequeñas cantidades de este alimento ayudan a controlar el hambre sin causar un aumento de peso.

Queso

Muchas personas, al querer bajar de peso, suelen intentar reducir su consumo calórico eliminando de su dieta lácteos ricos en calcio, pero algunos estudios sugieren que esto es un error.

Una teoría dice que el cuerpo quema más grasa cuando tiene suficiente calcio, por lo que comer queso bajo en grasa, yogurt y leche puede contribuir a la pérdida de peso.

Los suplementos de calcio no parecen producir los mismos beneficios, por lo que en las dietas de alto contenido de calcio pueden influir otros factores también.

Café



El café sólo entra en la categoría de alimento "malo" si usted bebe demasiado o si lo mezcla con crema o azúcar.

Si usted bebe café negro, su metabolismo se activará sin que se incorporen grasas ni calorías extra.

No le agregue calorías innecesarias: puede agregarle leche descremada para añadir un poco de calcio y vitamina D, y edulcorante artificial o una cucharadita de azúcar.

¿Quieres aprender técnicas para bajar hasta 19 kilos de grasa en unas pocas semanas?
Las encontrarás en el libro de "Técnicas para quemar grasas y tener un abodmen plano" que encontrarás haciendo clic aquí