Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

10 consejos para proteger a los niños cuando navegan por Internet

Consejos prácticos para ayudar a mantener a los niños a salvo de los peligros de Internet
  
  




Los padres no tienen por qué ser expertos en informática para ayudar a sus hijos
a mantenerse lejos de los
peligros de internet.

De acuerdo con las investigaciones realizadas en los países en los que
los niños se conectan a internet de forma habitual, uno de cada cinco
internautas menor de 18 años que se conecta recibe una invitación en línea para
establecer un encuentro de tipo sexual al menos una vez al año.

Algo más preocupante es que en alrededor del 15 por ciento de estos
casos, se intenta quedar con el niño en persona. Y, sólo el 25 por ciento de los
niños que reciben estas invitaciones se lo comunica a sus padres.

Pero lo que de verdad es serio es el hecho de que más del 29% de los niños y
niñas que utilizan internet, proporciona información de carácter personal como
su dirección física o cuenta de correo electrónico sin ninguna precaución.

Ante este
tipo de situaciones, lo mejor que pueden hacer los padres es informarse,
formarse y así, proporcionar una guía a sus hijos para que naveguen de forma
segura por la red.

A continuación se presentan algunos consejos que pueden ser
de mucha utilidad y que deben seguirse hasta que se tenga la certeza de que el
joven es capaz de navegar de forma responsable.

1. Se
debe situar la computadora en una sala que sea utilizada por todos los miembros
de la familia y colocar el monitor de modo que esté disponible para ser visto
por cualquier miembro desde lejos.

2. Hay que establecer normas para el uso de Internet y proporcionar a los hijos
directrices para que protejan su seguridad en la red.

3. Es
necesario utilizar programas para bloquear o filtrar la información, pero no se
debe depender de ellos como su única línea de defensa.

4. Los depredadores suelen utilizar las salas de chat para contactar con niños.
Por ello, hay que enseñar a los pequeños que la gente que conocen en línea no
siempre son quienes dicen ser.

5. Algo
de mucha utilidad es comprobar con frecuencia el historial de visitas del
buscador que habitualmente utiliza el niño para asegurarse de que ofrecen
contenidos apropiados para niños.

6. Es aconsejable revisar la cuenta de correo electrónico del niño. Se puede
hacer junto a él o ella para que no se sienta invadido, a la vez que se le
explica la importancia de llevar a cabo esta revisión. No hace falta asustar al
niño, pero sí dejarle claro los potenciales peligros con los que se puede
encontrar.

7. Pasa
tiempo con tus hijos cuando estén conectados. Pídeles que te muestren sus sitios
favoritos, tal y como te hablan de sus libros, películas o series preferidas.

8. Si algo te parece sospechoso o piensas que tu niño puede ser víctima de
cyberbullying, contacta con la agencia de policía más próxima. Ellos te pasarán
con la unidad de delitos informáticos o seguridad en la red para que investiguen
el caso.

9. Enseña
a tus niños a proteger su información personal. Los niños nunca deben dar su
nombre real, dirección, número de teléfono, el nombre de su escuela o una
fotografía de sí mismos a cualquier persona que conocen en línea.

Nunca permitas
que tu hijo se reuna en persona con alguien que ha conocido en Internet sin
estar tú o alguien de confianza cerca.


10. Recuérdales que los padres, madres, profesores o adultos de confianza están
disponibles para ayudarlos con cualquier cosa que les haya hecho sentir
incómodos en internet.

Una vez
más, la comunicación es la clave. La mayoría de los delitos en los que los niños
se ven involucrados como partícipes o víctimas, sean en internet, o en el mundo
físico, pueden ser evitados si éstos saben que pueden contar con sus padres para
comentarles cualquier tema que les preocupe. Para ello adoptar un estilo
educativo

Por Jenny Guerra Hernández


www.facilmente.org