Home > Belleza y estilo > Estética

Belleza femenina

Reducción de pechos (mamoplastia reductora)

Técnicas y procedimientos para devolverle a tus pechos toda su belleza: la reducción de pechos

Técnicas para la reducción de pechos: la mamoplastia reductora

Cuando las mamas alcanzan volúmenes excesivos que dan incomodidad al usar la ropa apropiada, lesiones en la piel causados por el brasiere, dolor y curvatura de la espalda por excesivo peso, así como caída de la mama por la misma razón o porque la piel que la cubre queda suelta permitiendo su caída; la indicación es la intervención correctora.

El concepto básico es el retiro parcial de glándula y de la grasa que la recubre, devolviendo el tamaño, la forma, la posición y la rigidez que corresponde a esta glándula o solamente reducir la envoltura y devolver la forma y posición  originales.

Este procedimiento con todo el lindo resultado y la satisfacción gratificante de la paciente al cumplir con sus objetivos trae una dificultad técnica la cual debe ser conversada y acordada con la paciente:  la presencia de cicatrices, las cuales se tornarán poco visibles o inaparentes en tiempo variable según las cualidades de la piel de cada persona que es siempre mayor al tiempo de recuperación del procedimiento, dichas cicatrices pueden ser de varias formas, las más frecuentes son:

-          En forma de ancla, es decir una línea alrededor de la areola, una línea  vertical y una línea curva inframamaria. 

-          Vertical y peri areolar.

-          Oblicua y peri areolar.

-          Solo periareolar.

Todas ellas pueden ser corregidas para tornarlas inaparentes pero en el tiempo apropiado el que será decidido por su especialista.

Las intervenciones pueden ser realizadas en mujeres jóvenes de mamas muy grandes y en mujeres que tuvieron hijos cuyas mamas quedaron grandes y caídos.

El procedimiento no altera la función mamaria y no favorece la presencia de cáncer, y si permite la misma evaluación preventiva acostumbrada desde antes del procedimiento.

La mamoplastia reductora requiere de exámenes preoperatorios como en toda cirugía a la cual se añade mamografía y ecografía mamaria (si fuera necesario), la técnica operatoria se elige según el caso, es decir forma, volumen, tipo de piel y  expectativa de la paciente; el post operatorio es leve en cuanto a sensibilidad e incomodidad ya que no requiere de  muchos cuidados.

 Las pacientes que ganaron los beneficios de esta cirugía igualmente se sienten satisfechas con el retorno de la forma, volumen, posición y tono de sus mamas  que compensa sobremanera su acertada decisión.

Siguiente:  Reconstrucción mamaria y corrección de asimetrías

 

Edwin Gonzales Santisteban

Recomendar a un amigo:

 

COMENTARIOS:

 

Reducción de pechos

Por FASE16


Las más leídas

enplenitud

Suscríbete gratis:

Comunidad:

Síguenos: