Home > Salud y Bienestar > Psicología

Pareja y Familia

Mi pareja es alcohólica, ¿qué puedo hacer?

Un adicto al alcohol podría destruir su bienestar, el de su pareja, y el de toda la familia. Si sospecha que su propia pareja podría ser alcohólica, no deje de leer la siguiente nota

Nunca es sencillo reconocer si una pareja es una persona alcohólica pero, sin embargo, es fundamental que, ante cualquier sospecha, se tenga un profundo conocimiento al respecto, ya que no sólo se está hablando de la salud física y mental de su ser amado, sino también de cómo la misma repercutirá en su propio bienestar y el de su familia.

 Por eso, es imprescindible que considere detenida y profundamente los hábitos de su pareja, sobre todo si tiene fuertes sospechas de que la misma podría estar atravesando un período de dependencia del alcohol.

 Para esto, es fundamental que sepa que como integrante de una pareja estable, tiene el deber de incorporar la responsabilidad de detectar y tomar acción frente a la posible presencia de este cuadro.

 Por ejemplo, podría darse el caso que, frente a su negativa a enfrentar (o incluso ver) el problema, sea usted el responsable de estar proveyéndole el alcohol que destruye la vida de su pareja, y por consecuencia, de la familia toda.

 Definiendo el alcoholismo 

En primer lugar, sería importante que se tenga en claro en qué circunstancias una personas podría ser considerada alcohólica. Esto es así, por el hecho de que más de una vez se suele confundir a las personas que solo disfrutan del alcohol, con aquellas que dependen de esta sustancia, y viceversa.

 Para esto, es muy importante detectar los patrones de la conducta del bebedor, así como también las razones que el mismo encuentra para beber.

 Por ejemplo alguien que sólo bebe durante los fines de semana, podría considerarse como una persona en riesgo medio de adquirir esta adicción, pero no, directamente, como un alcohólico.

 Diferente es el caso de aquellos que beben constantemente, incluso durante los días laborables. Alguien que, claramente, está bebiendo para aliviar sus emociones adversas, deberá ser considerado como un alcohólico potencial, con alto riego de adquirir la adicción.

 Si bien una persona puede pensar que es lícito timarse unas pocas cervezas después de salir del trabajo para distenderse un poco, se debe saber que esto podría ser también un signo de que esa persona (su pareja) es incapaz de enfrentar efectivamente las dificultades del trabajo, y que necesita de un escape artificial para salir de su adversa situación.

 Lo mismo sucede con alguien que sale de la casa a la barra, “para tomar unas copas” después de una pelea con su pareja. Esto puede llegar a ser también un patrón de conducta que indique la dependencia del alcohol, como forma de escapar de la realidad.

 La personalidad del alcohólico

 Los alcohólicos tienden también tener ciertos rasgos definidos de personalidad. Uno de estos rasgos tiene que ver con una tendencia a culpar a los demás de las cosas que fallan en sus vidas. Por eso mismo, el concepto de responsabilidad es algo que ellos no quieren aceptar bajo ningún punto de vista, con lo que suelen trasladar sus equivocaciones al resto de la gente.

 En el caso de que las fallas se den en la misma pareja, a menudo suele suceder que el alcohólico no acepta sus responsabilidades, acusando así al otro de todos y absolutamente todos los problemas que surgen en la relación. Mucho menos, aceptaría reconocer que es su adicción a la bebida una de las causas que generan tales discordancias.

 Es importante señalar que la falta en aceptar la responsabilidad de sus problemas en la relación de parejas, también indicará que esta persona, posiblemente, tampoco acepte sus responsabilidades en el trabajo o en la vida familiar total. En tales casos, se tornará imprescindible que se encuentren las razones por las que su pareja está jugando un rol tan disfuncional en la pareja, la familia, y la sociedad.

 Con todo, no será el momento de reprochar tales actitudes, sino de encontrar las razones que las generan (especialmente si esta persona tenía actitudes muy distintas en el pasado). Todos estos signos de disfuncionalidad, pueden ser la alarma que su pareja está intentando hacer sonar para que la ayuden en su propia adicción.  

Un alcohólico a menudo ignora a su familia o las tareas que deben hacerse en su casa. Muchas veces, esto no es totalmente su culpa, ya que la adición por el alcohol le imposibilita desempeñar correctamente sus funciones.  

Por eso, es generalmente el otro miembro de la pareja quien asume completamente la carga de llevar adelante la familia, pero hacer esto, por sí solo, es un grave error.

 Las responsabilidades de la pareja

 Hacerse cargo de los problemas del alcohólico, y tapar de esta manera la conducta disfuncional del mismo, sólo logrará que se mantenga la misma situación. Por cierto que jamás se deberá descuidar el bienestar familiar, pero será sumamente importante que, además, se consiga una inmediata ayuda para su pareja.

No es fácil aceptarlo, pero se debe saber que cuando falla un miembro de la pareja, también está fallando el otro, aunque sea de manera indirecta. Por lo tanto, es fundamental que también miremos nuestro propio desenvolvimiento.

 Como habíamos señalado anteriormente, podría ser usted mismo quien está proveyendo de alcohol a su pareja. Pero aunque este no sea el caso…  ¿Puede determinar fehacientemente, -frente a la concreta sospecha de que su pareja sea alcohólica- cuando, dónde y cuántas veces la misma ha estado bebiendo?

 El control estricto de la pareja sospechada como alcohólica, será muy importante para poder comenzar a solucionar la delicada situación, ya que, -en el caso de que las sospechas se confirmen-, se podría solicitar una ayuda externa que pueda asistir a su pareja enferma.

 Tenga en cuenta, eso sí, que esta ayuda externa será imprescindible para poder asistir a su pareja. El mero control de parte suya, -por más constante que sea-, podría parecer una manera efectiva de manejar la situación, pero la clave para resolver este problema, es que el bebedor pueda ser asistido profesionalmente, para lograr controlarse por sí mismos.

 Caso contrario, una vez que la fuente de restricciones haya desparecido, el alcohólico volverá a beber a su voluntad, y nada habrá sido realmente resuelto.

 Si bien no existen respuestas fáciles para saber cuales son las causas que han llevado a su pareja a caer en la bebida, es importante que, para el proceso de recuperación, usted y su familia se hagan cargo de las responsabilidades que les competen.

 La actitud de tomar las acciones necesarias para detectar y solicitar ayuda para el adicto, será un muy buen primer paso.

 

Recomendar a un amigo:

 

COMENTARIOS:

 

Ser consciente de una misma

Por CONFIAENTUSSUEÑOS


como saber si mi pareja es alcoholica?

Por ELIANAESTEFANIA


MI PAREJA ES ALCOLICA

Por SUPERTUSA


NO PUEDE DECIR QUE NO AL ALCOHOL..

Por VANESA_LA9


simplemente debes alejarte

Por BRAVALIA


mi pareja es alcholico

Por YOLI SANDOVAL


el ave fenix,renacer de las senizas

Por LILITO 64


Alcholismo

Por YOLI SANDOVAL


Un Alcoholico

Por TXEMAFL


Victima del alcoholismo de la pareja

Por AUXILIADORA82


Mas notas del autor:

La Redacción

Citas a ciegas. Consejos

Citas a ciegas. Consejos

En la era de Internet y la vida a mil por hora, las citas a ciegas son a veces el único recurso para encontrar pareja. Lo que debes saber

Cómo mantener en formas a niños perezosos

Cómo mantener en formas a niños perezosos

Todos podemos tener un hijo que no quiere realizar actividades físicas. ¿Cómo hacer para interesarlo en alguna actividad y mantenerlo alejado del riesgo de la obesidad?

Videos

OTRAS NOTAS SOBRE

Las más leídas

enplenitud

Suscríbete gratis:

Comunidad:

Síguenos: