Home > Salud y Bienestar > Psicología

Pareja y Familia

Las mujeres de hoy no se quieren casar

Lo hombres están sufriendo las consecuencias de esta crisis y no saben como comportarse. Los roles están cambiando y estamos en el medio de este proceso

Comentario: El artículo que sigue parece un chiste, pero la realidad es que la mayoría de las mujeres no saben lo que quieren, y entonces, lo quieren todo.

Lo hombres están sufriendo las consecuencias de esta crisis y no saben como comportarse.
Los roles están cambiando y estamos en el medio de ello.

La mujer tiene la necesidad interna de ser independiente y autosuficiente, pero muchas veces esta necesidad choca con sus estructuras sociales y familiares, que hacen que quieran ser independientes -pero no tanto-, comprometerse, -pero no tanto-, tener hijos pero no renunciar a nada... y así vamos dando tumbos.

Por otro lado los hombres tampoco están seguros de nada. Quieren una mujer independiente, pero no tanto que no se pueda controlar.

Se asustan si ven que van a tener que hacerse cargo de todo y de todos (cosa que me parece lógica ya que yo también me asustaría si me tiran toda una familia sobre mis espaldas), considerando que en otras épocas esto era lo recomendable e ineludible, así como para la mujer era recomendable e ineludible dedicarse a la cocina, los hijos y la limpieza.

Si tanto los hombres como las mujeres estuvieran decididos a compartir los roles, la vida sería un paraíso de parejas felices.

Las mujeres tenemos que definir nuestros objetivos y no cargarle con la culpa a nadie si no los podemos cumplir, y los hombres deberían tener también sus propios objetivos, visualizando la relación con una mujer olvidándose de su viejo rol de "todolopuede" para transformarse en un compañero de viaje por la vida.

Por lo que yo veo esto es bastante difícil si cada uno por su lado no se hace cargo de sus propias inseguridades y no está decidido a aceptar el cambio, dejar atrás las viejas estructuras y transformarse, no en un hombre o una mujer, sino en dos seres humanos con las mismas capacidades, los mismos derechos y aceptando por otra parte, las limitaciones o beneficios o diferencias relacionadas con su propio sexo.

En el fondo es una cuestión de evolución , mirándolo desde objetivos espirituales o simplemente madurez para hablar desde lo práctico y terrenal.

Las Mujeres de hoy no se Quieren Casar

Se la pasan exclamando que "no hay hombres", buscan tipos maduros porque, según dicen, los menores de treinta y cinco todavía están en la adolescencia y no quieren relaciones serias, pero cuando un varón de verdad (de cualquier edad) les dice " te amo, vivamos juntos, casémonos", se escapan levantando polvo como el correcaminos.

Los síntomas de fobia al compromiso de la mujer de hoy son claros e innegables. A simple vista se presentan los siguientes tipos de novias fugitivas:

UNO: la que espera al hombre ideal, modelo inexistente porque tiene que ser:

a) físicamente agradable pero tampoco un modelito;
b) protector pero que no asfixie;
c) compañero pero no demasiado comprensivo;
d) trabajador pero no adicto al trabajo;
e) romántico pero no pegajoso;
f) intenso sexualmente pero no insistente;
g) paternal pero no autoritario;
h) cuidadoso de su aspecto pero no "producido" ;
i) atento a los estados de ánimo femeninos pero que no haga preguntas;
j) generoso pero no reclamante;
k) inteligente pero que no venga con planteos;
l) con modales pero que las deje lamer la salsa del cuchillo o del plato;
ll) familiero pero sólo con la parentela política;
m) levemente celoso pero inmutable como un helecho ante los chistes eróticos que otros le hacen a ella ;
n) con mucho dinero pero que no la trate como parte de su hacienda "ni que le sobre para gastárselo con otra",
o) que no tenga amigas pero que soporte sus amigos varones que siempre la invitan a salir solo a ella;
p) que sea celoso pero que la deje ir a bailar sola con sus amigas...
Y así sucesivamente. Si sigo no me alcanza el abecedario.

DOS: la que le tiene miedo a la "completud".

Es aquella mujer que piensa que unirse al hombre soñado la va a llevar a un estado de plenitud biológica y psicológica existencial.....pero del cual no hay retorno.
Ya no va a poder gritar: "¡estoy tan contenta de no ser feliz!".

Y la verdad verdadera es que cuando una mujer no tiene de qué quejarse siente que se le acabó la vida.
El ejemplo ideal de esto es la relación que se da entre Woody Allen y Julia Roberts en el film "Todos Dicen Te Quiero".

TRES: la que construye su propio pedestal, se lo pega en los pies y lo lleva a todos lados.

Actúa permanentemente mostrándose como la mejor, la super-woman. Se sabe que cría ocho hijos sin niñera, conduce dos empresas, seduce a Richard Gere por teléfono y comulga siempre en el Vaticano.

Sus novios anteriores fueron Napoleón, Freud y Lando Buzzanca, y se los dice a todos los candidatos para que piensen: "demasiada arena para este camión".

CUATRO: la fantasiosa que escribe el guión de su romance antes de que el tipo se le siente delante por primera vez.

Vive interrogándose maliciosamente: "¿y si no la paso bien y después no me lo puedo sacar de encima?" "¿Y si me enamoro y él resulta ser casado o con novia?"; "¿ y si se da cuenta que no soy perfecta?".

Entonces decide que es mejor primero terminar la carrera de dentista, luego de farmacéutica, después hacer el posgrado en litotricia y entonces, ya será el momento de buscar un novio.

CINCO: la chica estilo "no hay historia que me venga bien", abandona a un pelirrojo color ketchup porque vive deseando conocer un rubio lampiño descendiente de holandeses y vikingos, y cuando lo encuentra declara que en realidad le gustaría toparse con un jíbaro africano oriundo de Uganda, bien peludo.

Y cuando regresa del continente negro afirma suspirando: "Ya no quedan tipos de verdad". Es la típica mujer que termina saliendo con dos o tres al mismo tiempo, porque cada uno le da un porcentaje de contención, placer o dinero que el resto no puede cumplir. Así llega al 100 % masculino deseado, sin tener de veras a ninguno.

SEIS: la mujer que odia las ataduras. Nunca vio "El Amor Tiene Cara de Mujer" ni tampoco las telenovelas, entonces no se emociona cuando le proponen casamiento.

Al contrario, se siente una mulata antes de la abolición de la esclavitud.
Aunque viviera en una tribu de Amazonas sería feminista. Es la típica dama que no se conforma con haber conocido el voto y el orgasmo en el siglo XX.

Vive reclamando autonomía, independencia, buscando un novio versión "monolito inerte" que no se incomode si ella le manifiesta su deseo de pasar la noche comiendo apio y nueces en la mansión secreta del Marques de Sade (con el Marqués y Tom Cruise en celo por supuesto), porque su filosofía es: "quiero que me den libertad para ansiarlo todo, aunque después no haga nada".

SIETE: la que traduce casamiento como "planchar camisas y cuidar enfermos".

Y un hombre con camisas arrugadas y estornudos ruidosos, le quita siempre el lugar de demandante que ella necesita conservar. También es la que considera que el matrimonio la obliga a tener que responder preguntas personales como "¿ de dónde venís? ¿quién es ese tipo que te llama siempre? ¿no te parece que ese supuesto amigo te está tirando los galgos?".

Ella se mira al espejo y grita: "¡Yo soy una chica que no nació para dar explicaciones!". Y se sale con la suya, al silencio sepulcral que la rodea siempre no tiene que darle explicaciones.

OCHO: la que cuando estaba sola vivía enclaustrada rogando que un tipo la invite a tomar un café y lo único interesante que hacía era pasearse con los brazos cruzados por algún mall elegante mirando ropa dos talles más chicos.

Y ahora que tiene novio de golpe se le ocurre ir a jugar al paddle con su amigo Walter, tomarse vacaciones en Brasil con su compañera de trabajo Flopi, cenar ravioles en el departamento de su primo segundo Sebastián, salir a bailar con las compañeras del secundario, y todo sin su novio, el cual no entiende que ella buscaba al hombre de su vida para después salir con el resto del planeta y dejarlo en el placard.

Y lo peor es que va a terapia y su psicóloga la alienta: "¡tienes que realizar todos tus deseos, pase lo que pase y caiga quien caiga!" actitud que las lleva a recuperar su autoestima.......y la soledad.

NUEVE: la misma anterior pero que además ahora que no está sola se siente feliz entonces comienza a estudiar maquillaje los lunes, practica gimnasia los martes, realiza actos de caridad los miércoles, hace teatro los jueves, cocina para toda la semana los viernes, y se va a descansar al campito que tiene su familia los sábados y domingos.

"¡Pero así no nos vemos nunca!" grita el muchacho y ella se queja imitando a una ex presidente argentina: "no me atosiguéis".

DIEZ: la que tiene todas las variantes del Edipo (el temprano según Melanie Klein, el de la etapa fálica al decir de Freud, el metabolizado o digerido y enfocado hacia los otros hombres si le hacemos caso a Lacan) .

No hay novio que sea más importante que el "papu" y si el "papu" la llama para que le rasque la espalda ella los deja plantados a todos hasta en la puerta del Registro Civil.

Las restantes: son las que no se escapan de la boda, tal vez porque el mandato familiar las atraviesa culturalmente y deben casarse y tener hijos, sí o sí. Van al psicólogo para seguir amándose cada día más a si mismas pero no al prójimo cercano, es decir, al hombre, porque quererlo demasiado significaría decir gracias, perdón, ser humildes, es decir, en el 2005, tener baja autoestima.

Estas son las que asumen su condición de esposas y reducen el pánico blasfemando al pobre consorte, que a partir de ese instante dejará de llevar la cuenta de sus defectos, miserias y debilidades, ya que no tiene sentido que dos personas que comparten el mismo techo vivan recordando lo mismo, en voz alta, todos los días.

Y si aún no tienes con quien poner en práctica estos principios, inscríbete en nuestro sistema de Conocer gente
Es GRATIS !!
No pierdas tiempo en inscribirte,
la persona que estás buscando hace tanto tiempo puede estar esperándote allí !!

 

Luis Buero

Recomendar a un amigo:

 

COMENTARIOS:

 

LAS MUJERES DE HOY NO SE QUIEREN CASAR

Por FLAVIOLUCIO


"DONDE QUEDAN LOS HOMBRES"

Por YURIDIA PRINCESA


A ver , a ver como este eso.....

Por LORRIX


Eso es uno de los temas más verídicos que he leido

Por LIGIABF


Indignación!!!!!!!!

Por GHJFDKSLKJ


Mis mas grandes Felicitaciones.

Por JUAND32


CIERTO!

Por TOTI29


Espacio para la mujer de hoy

Por DULCEGEMA


Las Mujeres de hoy no se quieren casar

Por PEDRO2176


que me da...

Por LYANNA581


Mas notas del autor:

Luis Buero

¡Desconfiamos de sus compañeros solteros!

¡Desconfiamos de sus compañeros solteros!

O... ¿existe la amistad entre el hombre y la mujer?

El síndrome de fin de año

El síndrome de fin de año

Si la crisis de los 40 comienza a los 34, también el síndrome de fin de año empieza varios meses antes...

¿Hay vida después del Mundial?

Y sí, hay vida después del Mundial. De a poco vamos sobreviviendo al furor esperanzado que se pinchó, a la bullanguera decoración de toda la ciudad que quedó bajo un manto de tristeza...

Videos

OTRAS NOTAS SOBRE

Las más leídas

enplenitud

Suscríbete gratis:

Comunidad:

Síguenos: