Home > Dinero > Empleo

Estrés y salud laboral

¿Conoces tus vacas sagradas?

Tus vacas sagradas son aquellas que te lastran al pasado y lo conocido, y te impiden despegar en tu vida personal y profesional. ¿Cómo reconocerlas y deshacerse de ellas?



Hace tiempo leí un artículo de la que por entonces era mi coach, Karyn Greenstreet (excelente por cierto), que me dió mucho que pensar y que, en cierta forma, fue un revulsivo para mi. Hablaba de la importancia de deshacerte de tus vacas sagradas.

Cuando hablamos de vacas sagradas seguro que visualizas el papel de este animal en la India, ¿verdad?

Allí se consideran sagradas y no se las puede maltratar o perjudicar lo más mínimo, aunque eso signifique quedarte atascada indefinidamente si una vaca decide echarse en medio de la carretera, por ejemplo.

Y es una gran imagen que quiero que tengas en mente porque todos nosotros, tú incluida, tenemos vacas sagradas en nuestra vida. Se pueden materializar de muy distintas formas: puede ser una persona, un lugar, una circunstancia, una creencia, un comportamiento, una costumbre…

Algo a lo que estamos aferrados y no queremos dejar marchar, aunque no nos aporte nada o incluso aunque nos obstaculice o nos perjudique.

Me refiero a eso que realmente es un obstáculo para tu desarrollo personal o profesional pero que o no te das cuenta o no quieres prescindir de ello. Cosas que para ti son intocables, que no te las cuestionas, y a lo mejor ya es hora de hacerlo…


Te daré unos ejemplos:



 Ciertas formas de hacer las cosas que no dan resultados pero que “siempre se ha hecho así”, porque “es mejor lo malo conocido que lo bueno por conocer”. Como por ejemplo tener reuniones semanales de larga duración en la que la mayor parte de la gente pierde el tiempo, o no escuchar la opinión de alguien nuevo porque tú ya lo sabes todo…

Personas que no te aportan lo que necesitas pero que siempre han estado ahí y nadie se plantea sustituirlas.

Creencias que no te benefician en nada, pero ni te planteas cambiarlas: “es que las cosas están muy mal”, “a esta edad ya no se puede cambiar”, etc.

Productos o servicios que te encantan pero que no vendes y que te resistes a eliminar

Todo esto no es más que lastre que te impide abrir las puertas a nuevas posibilidades y a un mayor desarrollo. Así que tómate tu tiempo para descubrir a qué te estás resistiendo, cuál o cuales son tus vacas sagradas.


Y piensa qué precio estás pagando por mantenerlas allí y qué sería diferente si no estuvieran.

Hay momentos en los que hay que dejar marchar cosas, por tu bien, y para abrir las puertas a otras opciones y a cambios.

No te quedes estancada con algo que no te supone ningún beneficio, ¿qué ganas con ello?

Vence tus temores a hablar en público y aprende los mejores métodos para cautivar a tu audiencia con el audiocurso “Cómo hablar mejor escuchando” que encontrarás haciendo clic aquí.


 

Recomendar a un amigo:

Mas notas del autor:

La Redacción

¿A su gato no le gusta la competencia?

¿A su gato no le gusta la competencia?

Tiene ganas de ampliar su familia felina, pero teme lo que podría suceder con los gatos que ya tiene frente a la llegada de uno nuevo ¿Qué hacer entonces? Aquí se lo contamos

¿Cuál es la fórmula para volverse rico?

¿Cuál es la fórmula para volverse rico?

Simple: Pr + Sr + Ar = R. ¿Quieres saber qué significa?

¿Cómo ocultar imágenes en la galería?

¿Cómo ocultar imágenes en la galería?

Todos tenemos algún archivo que no queremos que aparezca a la vista de todos al abrir la galeria de nuestro Smartphone. Pues, puedes ocultarlos fácilmente…

Videos

OTRAS NOTAS SOBRE

Las más leídas

enplenitud

Suscríbete gratis:

Comunidad:

Síguenos: