Home > Dinero > Empleo

Estrategias de carrera profesional

Conoce a tus clientes

Y te conocerás a ti mismo

"Otra palabra que debes evitar habla de tu poco trabajo emocional, es estar diciendo me siento abandonado, abusado, menospreciado, manipulado, malinterpretado, estafado, ignorado, desatendido. explotado. Cuando usas esas palabras para identificar tus sentimientos es porque le estas dando a los demás demasiado poder sobre tus emociones; atraerás personas que minimicen el poder de tu alma y aumentará tu círculo vicioso".(Deepak Chopra)

Para algunos pensadores el universo no responde a leyes lógicas, para otros el “Universo ordena”. Y así como nadie debe pensar en la fuerza de gravedad para que las cosas caigan, basta concentrarse en las intenciones y liberarlas del ego para que el universo se haga cargo.

Según la filosofía con que nos abramos al universo será la forma de comprender esa suerte de “misterio” que implica la clientela.

Hay una primera postura para la que los clientes ó pacientes que el profesional recibe son simple causalidad, condicionada por los grupos de poder: grandes inmobiliarias, estados, laboratorios, prepagas

Para los que creen en el sincro destino en un sentido más amplio (como señala Haydée Ceraño), lo inconsciente y lo predeterminado por otros no nos exime de la responsabilidad de la elección. En todo caso habrá que tener la valentía de averiguar por qué elegimos lo que elegimos. La vida busca abrirse camino, y si de vocación se trata, encontrará el modo de dar lugar a lo que trae, como una semilla tiene tendencia a germinar.

Quienes hacemos ética empresarial, sabemos que los buenos contratos laborales son cristalizaciones de buenas relaciones con clientes e integrantes del grupo de profesionales con que cada uno acomete su actividad laboral. La fidelidad de los clientes y que se sientan protegidos como etimológicamente indica la palabra "cliente", depende de la lealtad entre pares que tenga un equipo profesional.

Cuando los profesionales atienden fundamentalmente a los intereses de sus pares, el corporativismo que ello implica, puede victimizar al cliente/ paciente.

Cuando solo se atiende a las exigencias del cliente, se corre el riesgo del paternalismo, común en nuestros países de habla hispana. Para muchos profesionales, no hay nada que devele mejor el perfil psicosomático de si mismo y de su propia búsqueda espiritual, que el perfil de sus pacientes o clientes.

Puede tratarse de pacientes histéricos, a quienes les interesa seducir; entonces el profesional aparecerá doblemente histérico. Pueden ser pacientes que no pagan y me engañan, en tal caso deberíamos preguntarnos que nos ocurre con el dinero, tal vez carecemos de la debida claridad al momento de cobrar, o estimamos en tan poco nuestra actividad que no creemos merecer los honorarios. Si se trata de pacientes violentos, puede pensarse que encontraron en el profesional a una persona pacifica y por eso recurren a el en busca de un cierto equilibrio; o bien, saben que se trata de un violento y buscan reafirmar y justificar su violencia. Estos y otros cuestionamientos, llevan a repensar la ética de nuestra profesión; y a cuestionar que hay de cierto en el axioma que dice que "atraemos la energía que necesitamos para superar nuestras crisis personales", o que "todo es casual y no necesitamos ver nada fuera de nuestros clientes, porque la vida nos orienta".

Al respecto es conveniente diferenciar dos situaciones, cuando el profesional elige un tipo de pacientes y cuando distinto tipo de pacientes eligen a un profesional. Cuando el profesional opta por dedicarse a un tipo de pacientes, por ejemplo se orienta a trabajar con menores desamparados o chicos de la calle, cabe suponer que la elección esta guiada por la propia problemática del profesional. En este caso los pacientes tendrán características típicas de personas abandonadas, y en el profesional se suele observar una intención reparatoria de su propia historia, que bien puede ser inconsciente. Aquí vale el axioma "Dime a quien tratas y te diré quien eres".

Cuando por motivos diversos los pacientes/ clientes llegan a un profesional que desconocen y confían en él por recomendación de terceros, el caso es distinto. Esos pacientes suelen hacer consultas de todo tipo: crisis vitales, condiciones de vida, etc., que resultaría muy difícil catalogar. Sería imposible creer que se han acercado por afinidad con el profesional, o decir que ellos son su espejo.

Por otra parte hay diversas maneras de acceder a la profesión y diferentes formas de seleccionar la especialidad dentro de aquella, lo cual da por resultado el perfil de los pacientes que cada uno tiene. Son muchas las razones que determinan la elección de una profesión la afinidad, predilección o interés por una carrera; las imposiciones del entorno (padres, familiares con ascendiente sobre el individuo, amigos), que actúan a nivel conciente o inconsciente; la necesidad de obtener rápida fortuna, notoriedad, o satisfacciones de alguien tipo, etc. La elección de una carrera o profesión es muy importante porque incide directamente en el modo de vida y de alguna forma se convierte en el. Sin embargo la elección que determina lo que un individuo hará en los restantes 50 años, se hace habitualmente a los 17 años, con pocos elementos de juicio y careciendo de toda experiencia.

En caso de error hay pocas chances de arrepentimiento ya que es muy difícil cambiar de profesión a los 50 años. Iniciar una nueva carrera, recibirse y encontrar un trabajo (sobre todo esto último) es una tarea definitivamente imposible, en nuestro país por lo menos.

Cuando uno elige algo tan definitivo a tan corta edad juega con factores inconscientes: la propia historia (habitualmente el hijo del medico lo será también; con el hijo del abogado ocurrirá lo mismo, etc.); los designios familiares (la madre que no pudo ser bailarina, y determina que la hija lo sea y le inculca su amor por la danza); el típico caso de "m''hijo el dotor" que era habitual en familias de inmigrantes semi alfabetizados; y luego las verdaderas apologías y rechazos del individuo: por ejemplo quien gusta de los animales cuando niño, podría inclinarse por la veterinaria o la zoología; quien ha aborrecido las matemáticas, jamás tomará contacto con las ciencias duras, y así podríamos hallar múltiples ejemplos.

Las razones por las cuales uno selecciona su carrera, también suele incidir en el tipo de pacientes ó clientes que recibirá. Las elecciones importantes, como una profesión, no son casuales, como tampoco se elige por casualidad la persona con quien casarse. En una u otra elección juegan la propia historia del individuo y las circunstancias vitales de los miembros de la pareja (esposos; cliente-profesional).

Algunos consideran que atraemos la energía que necesitamos para solucionar nuestras crisis personales, sociales, éticas, religiosas, etc. La vida es un caleidoscopio de imágenes espejadas: las virtudes y defectos nos son devueltos. A esto los orientales le llaman karma y no es mas que eso. A veces creemos tener un “imán” para casos raros y luego descubrimos que uno también es raro. O que los núcleos psicóticos están bien trabajados, pero están. No es casual. Nada lo es. No podemos negar la intuición.

Cuando un cliente o un paciente llega al consultorio, uno puede pensar que viene por casualidad, tras haber visto a varios profesionales; pero no es casual que elija atenderse con uno.

Por supuesto que si el paciente o cliente acepta al profesional, habrá que esperar que el profesional actúe con reciprocidad, es decir que acepte al cliente o paciente. Por eso el "rapport" es revelador, porque la empatía no es casual. Algo evocará el paciente o cliente en el profesional, que le permite identificarse en algún aspecto, y aceptarlo como tal.

También se debe considerar el particular vínculo que se establece entre paciente/ cliente y profesional. Y volvemos nuevamente a la analogía con la pareja; puesto que al igual en que ésta, entre el paciente y el profesional se establece una relación basada en determinados contratos o pactos explícitos e implícitos. Se sabe que si alguien busca los servicios de un profesional inescrupuloso, este podrá realizar actividades reñidas con la moral, sin que para el implique un conflicto. De igual forma, si se contratan los servicios de un profesional con serias convicciones éticas, será imposible que este acepte ciertas actividades o desarrolle su actuar mas allá de los limites éticos. En todo caso, este es un modo de conocerse a partir del conocimiento del otro, y de lo que el otro requiere de uno mismo.

El adagio "dime con quien tratas y te diré quien eres" no es más que otra forma elíptica de arribar al conocimiento de sí mismo por medio de los vínculos que uno gesta en su actuar profesional. Es una forma de abstraerse para llegar a descubrir mas características o cualidades valiosas o no de uno mismo. Ese otro que se aproxima a uno en demanda de nuestros servicios, conoce por intuición y empatía ciertos aspectos de uno mismo y los revela, enfrentándolos a nuestra vista, a modo de espejo. Quedará librado a la perspicacia de cada uno, la adecuada lectura de esos mensajes para nada crípticos que el otro nos envía al modo de reclamos profesionales.

Damos a continuación elementos que pueden servir de guía a los profesionales para evaluar cual ha sido en el ultimo mes el perfil psico-espiritual de los pacientes/ clientes que han requerido de sus servicios:

1°) Los pacientes/ clientes que han venido últimamente se encuentran particularmente angustiados, deprimidos o dicen haber sido victimas de violencia moral, física o económica de parte de familiares, pares o de su mundo vincular en general?

2°) Se trató de personas de gran poder adquisitivo, mediano o nulo poder económico?

3°) Los clientes/ pacientes que lo han venido a ver dicen enamorarse de Ud.; sentirse particularmente contenidos; presentan un marcado interés de vincularse íntimamente con Ud; buscan relacionarse mas allá del marco profesional?

4°) Los pacientes/ clientes a los que asistió presentan una baja o alta tolerancia a la frustración? Suelen ser resilientes o vulnerables? (Se entiende por resilientes a aquellas personas que tienen gran resistencia a situaciones de presión).

5°) Los pacientes/ clientes tienen una gran capacidad de humor o no? De ocio o no? De sensibilidad artística o no?

6°) Presentan una herida narcisista y pretenden resarcirse a través de su trabajo profesional?

7°) Creen en la misión del alma? En un designio de Dios sobre ellos? O en el misterio de las sin cronicidades en su vida?

8°) La mayoría de los pacientes/ clientes que suelen visitarlo son contraculturales, transgresores o responden a patrones de normalidad y adaptación?

Cuando el mapa señalado coincide con los ideales profesionales y el "ordo amoris" de un equipo y el tipo de servicio que se busco brindar, se puede hablar de trabajo armónico. Cuando los pacientes/ clientes no coinciden con las actitudes prefijadas de los profesionales, se puede hablar de una crisis de identidad profesional, o que la necesidad económica moral o política coyuntural obligan a revisar el alma de la tarea. Hacer estos retiros mensualmente es muy saludable para las empresas y los equipos de salud.

Damos ahora algunas pautas para indagar a priori los sentimientos de base del profesional que atiende, independientemente de los clientes que recibiera en el ultimo mes:

a) Ud. se encuentra insatisfecho afectivamente y ve en su profesión una posibilidad de abrirse a nuevos amigos o aventuras sentimentales. Responda: Mucho, Poco, Nada.

b) Ud. esta quebrado económicamente o limitado financieramente y necesita que su profesión sea inmediatamente rentable. Responda: mucho, poco, nada.

c) Ud. en el ultimo mes ha estado particularmente ansioso (fumo mas, comió mas, durmió menos, disminuyo su apetito sexual). Responder: mucho, poco, nada.

d) Alguien le señaló que se lo ve mas preocupado, o mas angustiado, o mas alegre y entusiasta. Responda que le han señalado, de estas opciones.

e) Ud. en este ultimo mes controla sus emociones, trata con cordura o se exaspera fácilmente, grita y pierde el control?

f) Ud. se reivindica moral, espiritualmente a través de sus clientes? El mayor éxito de su vida lo busca en sus logros profesionales? Que es lo que mas evita: burocratizarse, o implicarse en exceso con sus clientes (mimesis).?

g) Las canciones que Ud. tararea a diario, tienen o no que ver con estados de ánimo de ese momento? Tienen relación con sentimientos de menoscabo hacia los otros, o con sentimientos de aprobación hacia los demás?

h) Como se viste Ud. y como ornamenta su lugar de trabajo? Es cuidadoso en su aspecto, y esta atento a detalles de buen gusto, que hagan mas placentera la estancia a quienes lo visitan (clientes/ pacientes) o todo eso lo tiene sin cuidado?

i) Como es su vinculación con sus pares? Ud. recibe derivaciones de otros profesionales y hace lo propio?

k) Es Ud. especialista en alguna rama de su profesión, o se dedica a asistir a cuanta persona lo consulta?

Lo expuesto no es más que una forma de ayudar al autoconocimiento, a través del análisis del tipo de clientes ó pacientes que nos consultan; implica volver sobre nosotros mismos, indagando ó recordando las razones que nos llevaron a seleccionar un tipo de profesión, descartando otras; intentamos echar luz sobre el modo de ejercer la profesión que cada uno tiene, a través de los clientes/ pacientes que recibe. Es una forma de hacernos concientes de la razón última por la que cotidianamente ( y a veces en forma mecánica) trabajamos. Quizás de ese modo podamos comprender algo más de nosotros mismos, de nuestra propia naturaleza y las ventajas de trabajar en equipo.

Sería positivo ejercer la profesión con la clara conciencia de cuáles son nuestros objetivos personales, que se develan también en el trabajo. Sería también deseable que nuestra profesión nos brindara los elementos para expresarnos realizarnos y perfeccionar la creación.

Para muchos eticistas la profesión es como una cuenta bancaria... uno extrae lo que depositó en ella". Por eso es importante depositar gran cantidad amor responsable y felicidad en esa cuenta bancaria. Sea cuales fueren nuestras circusntancias o el universo vincular que con mayor o menor intención elegimos para armonizar nuestro presente, siempre estarán estas premisas para sumarnos bienestar en la tarea:

1)Liberar todo residuo de odio u resentimiento con los pares o con los clientes (para esto es buena la meditación diaria y los retiros mensuales en equipo).

2)Liberar la mente de preocupaciones. Solo recordamos lo que teníamos que recordar e intuimos la misión del alma cuando estamos relajados

3)Vivir con humildad el mejor marketing es haber gestado en serio un espacio donde nos da gusto entregar la vida e ir cada mañana allí sin la convicción que se entra en un infierno.

4)Dar más Si bien son necesarios en las empresas los balances económicos son aun mas necesarios los sociales ¿Crecen nuestras relaciones humanas nos abrimos a otras instituciones? ¿cuantos profesionales y clientes realmente se sienten amados por mi?

5)Esperar menos. El vivir con expectativas compromete la felicidad y no saca del presente abrazar cada instante con solemnidad como si fuese lo ultimo por vivir para muchos es el mejor camino para llenar de sentido el tiempo y porque no divinizarnos.

Si quieres aprender a vender como los mejores, te sugerimos inscribirte ahora en nuestros cursos gratis (haz clic en el nombre del curso de tu interés):

Técnicas profesionales de ventas

Satisfacción del cliente

 

Leonardo Belderrain

Recomendar a un amigo:

Mas notas del autor:

Leonardo Belderrain

Cuando necesitamos Papa los cristianos argentinos

Repensar nuestro estilo cristiano desde el hinduismo

¿La Madre Teresa, el Papa o Joaquín Sabina?

¿La Madre Teresa, el Papa o Joaquín Sabina?

Cristianismo, sabiduría y placer

El Código Da Vinci: ¿Dios, más cerca o más lejos? 

El Código Da Vinci: ¿Dios, más cerca o más lejos? 

Un sacerdote católico opina sobre el Código Da Vinci. ¡Te sorprenderá su opinión!

Videos

Las más leídas

enplenitud

Suscríbete gratis:

Comunidad:

Síguenos: