Home > Familia > Padres e hijos

Cómo ayudar a nuestros hijos

Cómo ayudar a los niños a continuar hablando español

Si usted está viviendo en un país cuyo idioma oficial no es el español, estos consejos le ayudarán a lograr que sus hijos y nietos mantengan no solo su lengua materna, sino también los lazos con su cultura y tradiciones.

¿Por qué debería criar niños bilingües?

"El ser bilingüe, a la vez que practico las tradiciones y costumbres de mi familia–ha enriquecido mi vida, y quisiera compartir estas cosas tan especiales con mis hijos." (Cyndee Rodríguez) 1

La mayoría de los latinos en los EEUU consideran que el poder hablar el español es uno de los regalos más grandes que sus padres les han dado, y de la misma forma ellos quieren seguir transmitiendo ese legado a sus hijos. Los beneficios personales, culturales, académicos, y profesionales de los cuales los bilingües están orgullosos incluyen:

  • niños que pueden comunicarse con sus abuelos, fortaleciendo la unidad familiar a través de generaciones y fronteras,

  • amor al aprendizaje de diferentes lenguas-- fomentado al utilizar su conocimiento de una lengua para el desarrollo de la otra-- lo cual los hace mejores estudiantes,

  • aprecio por la diversidad que existe entre los latinos, y relaciones gratas con personas de distintas culturas y razas,

  • mayores oportunidades para estudiar, trabajar y viajar,

  • la oportunidad de honrar y servir a uno de los grupos más necesitados de los EEUU y del mundo.

Criar un niño bilingüe no es fácil, y no existe una fórmula perfecta que se ajuste a cada individuo. Antes de planear una estrategia bilingüe eficaz para su hogar, debe tomar en cuenta las circunstancias específicas de su familia y de cada niño.

¿Por qué no son bilingües todos los niños latinos?

"Mami y mis tías me critican constantemente porque no le he enseñado español." (Sonia Colón)

Sólo los niños que tengan la necesidad de hablar el español y el inglés llegarán a hablar los dos idiomas bien. La primera generación, la de los padres nacidos y criados en un país de habla hispana, generalmente cría a sus hijos en español. Esos niños (miembros de la segunda generación) llegan a ser bilingües porque están rodeados del español en el hogar, y por el inglés en la sociedad.

Pero ellos suelen criar a la tercera generación en inglés, lo cual causa frustración en ambas partes cuando los abuelos y los nietos no se entienden. En lo posible, entre los adultos que pasan mucho tiempo con el niño convendría siempre tener personas a las que sólo se les pueda hablar en español, y otras a las que sólo se les pueda hablar en inglés.

No todos los niños aprenden de la misma manera. Obviamente, los niños con necesidades especiales, e.j., timidez o problemas de dicción, requieren atención especial. Aún para varones y hembras puede ser que se necesiten métodos de enseñanza diferentes, especialmente en aquellas familias que insisten que "la mujer es de la casa y no de la plaza".

Los varones, más socializados en el mundo de la calle, tienden a convertirse en monolingües en inglés más que sus hermanas, si éstas se pasan haciendo tareas domésticas con mujeres hispanoparlantes. El orden de nacimiento y las características raciales también pueden afectar significativamente el bilingüismo de un niño.

El primogénito o el hijo único no tiene hermanos con quién practicar el inglés. Los niños de piel más oscura pueden identificarse más con los Africano Americanos y el inglés, que sus hermanos de piel más clara, o pueden mantener el español para evitar el estigma de ser identificados como negros.

Desafortunadamente, en los EEUU, las decisiones que tomamos acerca del idioma que hablamos y la identidad que proyectamos rara vez están libres de prejuicios raciales. Ud. puede ayudar a sus hijos a llegar a ser bilingües si se prepara a contrarrestar estos prejuicios.

Puede señalarles los muchos hispanoparlantes que han sido dignos de respeto sin importar la raza-- negros, blancos, y mezclados — a lo largo de la historia, y actualmente.

¿Por qué debo darle énfasis al español en casa, cuando el inglés es más importante en los EU?

"Después de pasar seis meses en el centro infantil–tres veces por semana de 10:00 am hasta las 5pm-- me di cuenta que paulatinamente estaba cambiando el idioma preferido del español al inglés. Curiosamente, mi esposo y yo empezamos a hablarle en inglés." (Alejandra Vicco)

Mucha gente equivocada aconseja a los inmigrantes practicar con sus hijos el poco inglés que saben. Pero los niños tienen más oportunidades para practicar el inglés que el español, porque el inglés predomina en la sociedad. Los monolingües crían a sus hijos en español porque no tienen más remedio, pero cuando comienzan a entender el inglés, los niños suelen contestarles en ese idioma, y dejan de hablar español.

Esos niños terminan entendiendo más español que lo que hablan. En la mayoría de las ciudades en los EEUU, un grupo de personas y su lenguaje, los anglosajones y el inglés, es mucho más poderoso que otros, e.j., los latinos y el español.

En tales comunidades, el sistema educativo y aquellos que cuidan a los niños deben hacer hincapié en el idioma más débil.

De hecho, los padres deben conversar en español con sus niños lo más posible para mantener abiertas las líneas de comunicación en la familia, y para exponer a los más jóvenes a la pronunciación adulta, a un extenso vocabulario, y oraciones complejas. Estos conocimientos ayudarán a los niños en su aprendizaje del inglés también.

Los mejores estudiantes suelen ser aquellos a quienes se les ha ayudado a usar el idioma de diversas formas en casa, por ejemplo: para hacer cuentos, contar chistes, dar explicaciones, hacer y contestar preguntas del tipo, "¿Qué pasaría si….", comparar, defender varios puntos de vista, jugar a distintos roles, etc. Si aprenden a hacer estas cosas en el lenguaje del hogar, podrán transferir esas habilidades a su segunda lengua.

Las personas que hablan poco español deben hacer esfuerzos mayores para darle a sus hijos la oportunidad de llegar a ser hispanoparlantes, y deben esforzarse para aprender el español ellos mismos. Si uno de los miembros de la pareja no sabe español, esa persona deberá apoyar al que sí lo sabe para que lo hable con los niños.

Los niños que le hablan inglés a una o más de las personas que los cuidan y español al otro u otros, están siguiendo el principio "un lenguaje-un ambiente" recomendado por muchos investigadores como la forma más efectiva de criar un niño bilingüe. De todas formas, una actitud positiva en el hogar hacia los dos idiomas y culturas es fundamental. Como dijo uno de los entrevistados, "No eres bilingüe si no respetas los dos idiomas que hablas".

¿De qué manera puedo superar la resistencia de mis hijos a hablar español?

"Me he esforzado tanto para enseñarles el idioma. Les leo, les hablo en español, mi mamá sólo les habla en español, pero todavía no quieren hablarlo." (Vilma Arroyo-Lawson).

Los niños pasan por varias etapas en su aceptación o rechazo de una lengua, en particular la lengua minoritaria. Aquellos que cuidan a los niños deben ser flexibles y tener paciencia.

En inglés se dice, "Take it one step at a time" (Tómalo paso a paso). En español hay muchas formas de decir lo mismo: "Paso a paso se llega lejos", "Con paciencia y calma se consigue hasta la gloria", "Gota a gota el mar se agota", y "El que la sigue la consigue".

Dependiendo de la edad del niño y su habilidad con el lenguaje, hay varias estrategias que se pueden poner en práctica cuando uno se siente que le está "hablando a la pared" (Vea el dibujo a la par.) Si los niños pequeños le hablan en inglés, puede pedirles que repitan en español después de Ud, diciéndoles, "Mami dice X.

¿Puedes decir X?" O léales un cuento en español después de leer uno en inglés, y juegue con ellos en español. Y siempre debe elogiar el español de su hijo. Si se le habla en español al niño continuamente, la resistencia probablemente pasará, especialmente si evita la fuerza y los castigos.

Recuerde que "más se consigue con miel que con hiel." Sobre todo, no se rinda, aún con los niños mayores. Los chiquitos aprenden mejor a pronunciar un idioma como nativo, pero los adolescentes y púberes pueden usar su conocimiento de su primer idioma y el hecho que son muy sociables, para aprender el segundo. Lo mejor para los niños de cualquier edad es hacer del aprendizaje del español algo natural y placentero.

La forma más natural de criar a un niño bilingüe es poniéndolo en contacto con personas que hablen diferentes idiomas.

Si el idioma de la casa es el inglés, los padres deben buscar oportunidades para que sus hijos se comuniquen en español, contratando a niñeras que hablen español, visitando a familiares hispanoparlantes, y participando en servicios religiosos y programas de la comunidad que se lleven a cabo en español. Los viajes a países de habla hispana son muy importantes.

En el hogar, los niños pueden aprender de los dibujitos animados y otros programas en español como Plaza Sésamo. También son útiles las canciones y juegos, programas de computadoras, libros para niños, el Weekly Reader en español, y hasta el Scrabble en español.

Acuérdese que nuestros niños están bombardeados por los Barneys y las Barbies de la cultura anglo, así que es muy importante lograr que el uso del español sea lo más divertido posible.

Los niños aprenden una lengua mejor cuando la hablan con otros niños. Por lo tanto y en lo posible, las actividades en español deben incluir a otros niños.


También hay una variedad de experiencias informales, y gratis, por e.j: deportes en equipo, clases de teatro y baile, organizaciones juveniles, coros, lecturas de poesía, etc. Tales actividades ayudan a los niños mejorar el español y enterarse de su cultura a la vez.

Sugiérele a la biblioteca en su vecindario que ofrezca más servicios en español: libros y videos para niños de todas las edades, una hora de cuentos infantiles, obritas de teatro, marionetas, y para los mayorcitos, charlas sobre libros.

Anime a otros padres, que los acompañen con sus hijos en visitas a la biblioteca o a otros lugares. Si no existen recursos de este tipo por donde vive Ud., ¿por qué no se une con otros padres para organizar algunos juegos en español, y/o para una hora de cuentos infantiles?

¿Se va a confundir mi niña si la crío en dos idiomas y dos culturas?

"Ser bilingüe significa ser capaz de entender las idiosincrasias, los sentimientos de las dos culturas y sus preocupaciones. Es una ventana a una conciencia diferente." (Miguel Rivera)

Formamos parte de la cultura de nuestros padres de diversas maneras: a través de la comida, la música, los valores, la familia, las memorias, y el cuerpo. Pero también formamos parte de otra cultura: la de nuestra época y de la sociedad en la que vivimos.

Cuando nos sentimos conectados a ambas culturas, somos biculturales. Los científicos nos aseguran que aquellos que se identifican como bilingües y bicultura-les disfrutan de beneficios importantes: “Aquellos niños y adolescentes hispano-americanos que mantienen sus conexiones culturales y lingüísticas con el mundo his-panoparlante desde la infancia aprenden el inglés mejor, y se ajustan más fácilmente a los EEUU” (Padilla y Long 1982:24).

Los niños que se sienten cómodos con una identidad bicultural suelen ser más flexibles y comprensivos en cuanto a las diferencias culturales y lingüísticas. Pero, aunque no sean los únicos latinos de la escuela o del barrio, a veces es difícil para los niños sentirse orgullosos de ser latinos.

Para muchos, el deseo de ser igual a la sociedad dominante puede hacer que rechacen su herencia étnica y la lengua que ésta representa, más aún cuando los medios de comunicación difunden una imagen negativa de los latinos y del español, como si fuera idioma de tontos (“no problemo”).

A veces, un grupo de latinos es visto como superior a otro, generalmente porque es más blanco o más rico, lo cual puede hacer que algunos padres prefieran que sus hijos se identifiquen con el grupo más prestigioso, y que hablen de esa manera. Así lo expresó una joven madre:

¨… aunque soy mexicana prefería que mi hijo siguiera las tradiciones cubano-americanas [de su padre]. No es que me sienta avergonzada de ser mexicana, pero se nos estereotipa como pobres, ignorantes con 20 hijos y sin ambición.

A los cubanos se les estereotipa como gente educada, con buenos modales. Quiero que mi hijo sea aceptado y que tenga las mismas oportunidades que los demás.¨ (Susie Lara)

Es difícil hacerle frente a los estereotipos y criar a niños latinos que se sientan orgullosos de su identidad, pero es muy importante hacerlo por el bien de los niños, su educación, y su salud mental.

Una manera de ayudar a los niños a apreciar la belleza que representa la diversidad, es señalarles la variedad de culturas hispanas que existen, y hacer hincapié en que el español de cada grupo es diferente, pero equivalente.

El español de España es el apropiado para ese país, pero no para Latinoamérica, o para los latinos en los EEUU. Cada grupo tiene su manera correcta de hablar. El respeto por los demás empieza por el respeto por la herencia propia.

¿Si mezclo el inglés y el español voy a confundir a mi niño, o atrasaré su desarrollo verbal?

"Mi familia y yo le hablamos los dos idiomas a mi hijo y él responde tanto al inglés como al español. Pero él no habla muy bien, como debería a los 3 años. Le leo libros en inglés y lo llevo a la misa en español. ¿Debo estar preocupada"? (Mabel Resendiz)

No hay evidencia que mezclar las dos lenguas vaya a confundir a sus niños o prevenir que aprendan las dos bien. De hecho, el poder hablar y contar una historia en dos idiomas demuestra el dominio de esos idiomas. Los bilingües en todo el mundo a veces mezclan los idiomas; los lingüistas le llaman a esto ‘cambio de códigos".

En los EU a la mezcla del inglés y el español se le dice ¨Spanglish¨, y muchos lo critican in-justamente. La verdad es que los bilingües jóvenes acostumbran hablar el inglés con gente que domina ese idioma, y el español con los que prefieren el español, pero a menudo mezclan ambos en situaciones informales, ej., ¨Porque mira, you go out, y todo el mundo lo sabe¨ (Zentella 1997:99).

El Spanglish tambien toma prestadas palabras del inglés como ¨lonchar¨, y ¨la chaqueta¨, igual que el inglés incluye préstamos del español como ¨patio¨ y ¨macho¨. Para algunos, el Spanglish es una manera de reflejar que pertenecen a dos mundos, de lo cual están orgullosos.

Otros piensan que la mezcla debe evitarse, porque creen que puede confundir a los niños, atrasarlos, y hacer que se les vea como ¨clase baja¨o ¨ignorantes¨. Sin embargo, para los hispa-nos bilingües, hablar el español, el inglés, y el Spanglish con los amigos y la familia es una forma de expresar, disfrutar, y compartir su identidad bicultural.

Si quiere que sus hijos hablen bien el español y el inglés, debe asegurar que participen tanto en actividades formales e informales (ej., en la iglesia y la playa), y debe hacerlos conscientes de las distintas maneras de hablar de la gente.

Enséñeles cuándo/dónde es apropiado hablar el inglés, el español, el Spanglish. Tal como aprenden cuál ropa es la correcta para participar en una boda o para jugar, deben aprender qué tipo de español o inglés se habla en ocasiones distintas.

Si a los niños se les da la oportunidad de hablar un español formal, y si aprenden cuál idioma deberían hablarle a quién y cuándo, el alternar los dos idiomas puede ayudar a desarrollar su bilingüismo, y su orgullo en su

Nota

1. Las citas provienen de las cartas que la Prof. Zentella recibió en respuesta a un artículo en la revista LATINA (feb 1998).

Adaptado de la investigación de la Prof. Ana Celia Zentella y los estudiantes del curso sobre Bilingüismo del Hunter College de Nueva York

Fuente: Hunter College

 

 

Recomendar a un amigo:

 

COMENTARIOS:

 

Herramienta para aprender español

Por FRUEDA30


Hola

Por KRUSA


Hablando español en Alemania

Por TENGOFRÍO


Niños bilingues

Por MARIA_MANSILLA


Hijos bilingues.-

Por SAYURI


Mas notas del autor:

La Redacción

Repostería dietética

Repostería dietética

Prácticas y deliciosas recetas para quienes quieren adelgazar, pero no privarse de un rico postre…

Los obstáculos de la vida

¿Sientes que los obstáculo te superan...?

Cómo comprar un teléfono celular último modelo

Cómo comprar un teléfono celular último modelo

Antes de salir de compras, es importante que tengas en claro qué quieres de tu teléfono celular. De lo contrario, podrías quedar deslumbrado por una tecnología atractiva y costosa con escasa funcionalidad en la práctica

Videos

OTRAS NOTAS SOBRE

Las más leídas
enplenitud

Suscríbete gratis:

Comunidad:

Síguenos: